Jueves, 19 de enero de 2017

| 1999/12/06 00:00

ES UN FUERA DE SERIE

Emerson Fittipaldi, bicampeón mundial de Fórmula 1 y Cart, asegura que Juan Pablo Montoya es <BR>el mejor piloto de la actualidad.

ES UN FUERA DE SERIE


EN 1972, CON TAN SOLO 25 años de edad, Emerson Fittipaldi fue campeón mundial de Fórmula 1, título que
repitió dos años más tarde. Fue uno de los pilotos más exitosos durante las décadas de los 70 y los 80 y con
sus triunfos fue el encargado de abrir el camino en el mundo del automovilismo internacional para los
corredores brasileños, entre ellos Ayrton Senna. En 1984 ingresó a la Cart, en la que obtuvo el campeonato
cinco años más tarde. Desde hace algún tiempo es el manager de Helio Castro-Neves y el propietario del
Emerson Fittipaldi Speedway en Rio de Janeiro.
"En la actualidad =afirma Fittipaldi= sin duda alguna Juan Pablo es uno de los mejores pilotos del mundo,
junto a Michael Schumacher y Rubens Barrichelo. Tiene un gran talento y es im presionante lo que ha hecho
en la Cart. Demostró que es un piloto nato en las calles y que también puede andar muy rápido en los óvalos.
Nunca me imaginé que sefuera a adaptar tan pronto a los óvalos.
Los colombianos=recuerda el ex piloto brasileño=en las conversaciones cotidianas decían: usted maneja
como Fittipaldi cuando se querían referir a alguien que conducía muy rápido su auto. Ahora pueden cambiarla
frase y afirmar, sin ningún pudor, usted maneja como Montoya. El es un ejemplo muy claro de lo que es un
verdadero campeón porque demostró que es un piloto muy fuerte, con una visión y una habilidad natural que
muy pocos tienen. Es un corredor excepcional y en Colombia pueden estar seguros que van a tener grandes
triunfos, grandes alegrías, porque Montoya es un fuera de serie.

El hombre clave
MORRIS NUNN ha dedicado los últimos 30 años de su vida al automovilismo. Tanto en la Fórmula 1 como en
la Cart este ingeniero inglés es considerado como la 'Biblia del automovilismo'. En la Fórmula Cart ha ganado
tres títulos, uno con Emerson Fittipaldi y dos consecutivos con Alex Zanardi.
La ventaja que tiene Montoya -afirma Nunn- es que lee muy precisamente el carro. Lo siente, lo palpa y
además lo comunica. Y eso nos facilitó mucho el trabajo. Entraba a los 'pits' y me decía cómo estaba el
auto... en qué se le debía trabajar y listo. El lo hace ver sencillo. Y la gente que trabaja conmigo comenzaba a
ponerlo a punto.
He trabajado con muchos pilotos. Todos ellos tienen algo que los hace rápidos, inteligentes y han logrado
ganar campeonatos. Sin embargo Juan Pablo marcó la diferencia. Y lo hizo con puntos muy sutiles. Pero, en
un deporte en el que todos van muy rápido, las diferencias sutiles son las que demuestran quiénes son los
mejores. Sin duda alguna Montoya será el hombre a tener en cuenta en los próximos años. El lo lleva por
dentro. Correr es su pasión y no se complica. Para él todo es sencillo. Lo único que quiere es que su carro
sea el más veloz de todos. No importa la pista. Lo único que quiere es estar adelante.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.