Sábado, 10 de diciembre de 2016

| 2004/03/21 00:00

"Este año será difícil negociar el TLC"

El embajador Luis Alberto Moreno habló con SEMANA sobre la visita que hará esta semana el presidente Álvaro Uribe a Estados Unidos.

SEMANA: ¿Cuáles son las razones de la tercera visita del Presidente al gobierno de Estados Unidos? ¿Con quién se reunirá?

Luis Alberto Moreno: La visita es una excelente oportunidad para que los principales actores políticos de Estados Unidos oigan de primera mano del presidente Uribe los logros del Plan Colombia. Están programadas reuniones con el presidente Bush, con miembros del Congreso, con los secretarios de Estado, Colin Powell; de Defensa, Donald Rumsfeld; de Comercio, Donald Evans, con el Consejo Permanente de la OEA y con representantes de los medios de comunicación.

SEMANA: Uno de los motivos de la visita es convencer al gobierno de Estados Unidos de hacer un Plan Colombia II. ¿En qué consiste esta propuesta?

L.A.M.: Más que un Plan Colombia II, se trata de consolidar los logros del Plan actual. Eso requiere que sigamos invirtiendo en la lucha contra el narcotráfico y el terrorismo, así como en los aspectos sociales y económicos, tal y como lo hemos venido haciendo con el plan, al menos por cinco años más. Pero hay que tener claro que la ayuda de Estados Unidos no va a ser indefinida.

SEMANA: ¿Podrían los resultados electorales en Estados Unidos poner en riesgo el apoyo de ese país a la ayuda a Colombia?

L.A.M.: No realmente. Desde el inicio del Plan Colombia hemos procurado que cuente con el apoyo de los partidos

Demócrata y Republicano. El Plan se inició bajo los gobiernos de los presidentes Clinton y Pastrana y se ha mantenido durante los gobiernos del presidente Bush y del presidente Uribe.

SEMANA: ¿Qué tanto podría afectar el triunfo de Kerry la negociación del Tratado de Libre Comercio, TLC, con Colombia?

L.A.M.: Desde que se inició el Plan Colombia, el senador Kerry siempre ha votado a favor de la ayuda de Estados Unidos a nuestro país. Aunque ha dicho que revisaría todos los tratados de libre comercio suscritos con Estados Unidos, su posición puede compararse con la que tuvo el presidente Clinton frente al Nafta. Una vez electo, Clinton se convirtió en el principal defensor de este tratado, al introducir temas laborales y ambientales.

SEMANA: Algunos congresistas demócratas y republicanos han hecho críticas a los tratados de comercio que firmó Estados Unidos con Chile y con Centroamérica, ¿qué margen de negociación le queda a Colombia para pactar el TLC?

L.A.M.: El clima de libre comercio se ha enrarecido mucho en los últimos meses en Estados Unidos. Aunque la economía norteamericana está creciendo, no se han generado tantos empleos como se esperaba y existe una gran preocupación por fenómenos como el outsourcing, especialmente con países como la India. Por eso es posible que acuerdos como el Cafta, negociados con Centroamérica, no sean llevados a consideración del Congreso de Estados Unidos este año sino hasta el entrante. Este año será difícil concluir la negociación del TLC con Colombia. Lo más seguro es que este no sea llevado al Congreso en un año electoral. Esto nos dará tiempo para ir construyendo el consenso necesario para que sea aprobado. Sin embargo, el libre comercio seguirá siendo un tema muy polémico en el Congreso estadounidense.

SEMANA: Salvatore Mancuso y Carlos Castaño han dicho que no participarán en el proceso de paz con el gobierno si existe la posibilidad de ser extraditados. ¿Podría pensarse en que Estados Unidos quitara la orden de extradición a estos o a otros miembros de las autodefensas, para facilitar el éxito del proceso?

L.A.M.: El gobierno norteamericano ha sido muy claro en que no levantará las solicitudes de extradición de Castaño y Mancuso, y lo ha reiterado varias veces.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.