Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 11/18/2012 12:00:00 AM

Estos son los cayos que estaban en disputa y que la CIJ ratificó como colombianos

La Corte decidió sobre los cayos Roncador, Quitasueño, Serrana, Serranilla, Bajo Nuevo, Cayo Bolívar y Alburquerque, que seguirán perteneciendo a Colombia. SEMANA hizo un recorrido con la Armada por tres de ellos.

Para llegar a Serrana, uno de los cayos que está en riesgo de pasar a manos de Nicaragua, se necesita tomar un barco en San Andrés y navegar 12 horas en dirección al norte. Pero allí, solo llegan los barcos de la Armada colombiana. Es una paradisíaca isla de arena blanca, de 400 metros por 600 y un arrecife coralino que la circunda. Su nombre fue puesto en memoria de Pedro Serrano, un español que naufragó y sobrevivió allí, solo, ocho años.

Además de los múltiples cangrejos que lo habitan, tiene un faro que guía los barcos y la habitan un oficial, dos suboficiales y 18 infantes. Según el coronel de la Armada Rafael Olaya, en 1972 arribó el primer infante y desde entonces el Estado colombiano ha hecho presencia en el cayo. “Todo el archipiélago fue declarado patrimonio ambiental y reserva de la biosfera. Por eso todos los procesos que manejamos están enfocados para preservar el ambiente”, explicó el oficial.

Relativamente cerca de Serrana están los cayos de Quitasueño y Roncador. Y más al norte están los cayos Serranilla y Bajo Nuevo, en dirección hacia Jamaica y en frontera marítima común con ese país. En proximidades de San Andrés quedan los cayos de Albuquerque y los de Este-Sudeste. En este último queda la Isla Bolívar, a donde arriban eventualmente incursiones turísticas. Es una superficie pequeña con blancas playas donde hay otro puesto de infantería que fue instalado hacia 1980.

Quitasueño es uno de los puntos más vulnerables para Colombia en el fallo. Nicaragua dice que está sumergido y que es un banco de su plataforma marina. Pero Colombia se le ha dedicado particularmente y mandó a hacer un estudio para demostrar que, a diferencia de lo que dice Nicaragua, sí emerge. Contrató a uno de los geógrafos más importantes del mundo, el que definió muchos límites marítimos en buena parte del planeta en sus 30 años en el Departamento de Estado de Estados Unidos. Su reporte indica que Quitasueño tiene 70 kilómetros pero solo emerge en 54 puntos, en 34 de ellos de manera permanente y el punto más alto mide 1,60 metros.

El capitán Luis Hernán Espejo, comandante de la Armada en San Andrés y Providencia, es insistente en recalcar que estas islas “también son Colombia”.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.