Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 11/5/2014 12:00:00 AM

‘Muerte política’ para exsenador Eduardo Merlano

El exlegislador de La U que evadió un control de alcoholemia cometió tráfico de influencias.

Mal terminaron las cosas para exsenador del Partido de la U Eduardo Merlano, famoso en su momento por haber enfrentado en una vía de Barranquilla -el 13 de mayo del 2012- a policías de tránsito para evitar un control de alcoholemia y evitar que inmovilizaran su vehículo.

El Consejo de Estado determinó apartar a Merlano de su investidura como legislador al considerar que el acusado usó su posición privilegiada para evitar que las autoridades llevaran a cabo su labor, lo que configura la conducta de tráfico de influencias.

La decisión significa la 'muerte' política de Merlano, quien en adelante no podrá ser escogido por medio de elección a ningún cargo o corporación pública.

El Consejo de Estado, como en su momento también lo hizo la Procuraduría, comprobó que el legislador llamó al centro de control de la Policía de Barranquilla para evitar una prueba de alcoholemia. Además, quedaron registradas en video las declaraciones en las que Merlano adujo que no le podían hacer el procedimiento ya que era un senador.

Fueron varias las pruebas que tuvo en cuenta el Consejo de Estado, entre ellas el fallo del Ministerio Público que destituyó por 10 años para ejercer cargos públicos teniendo en cuenta seis testimonios de policías que hicieron el retén, además de los tres videos grabados en un celular. A ellos se sumó un audio de siete minutos de la llamada a la línea de emergencia 123 que hizo Merlano.

La defensa argumentó durante todo el proceso que el senador Merlano no quiso hacerse la prueba de alcoholemia ya que le dio desconfianza el retén. Sin embargo, el alto tribunal no le dio validez a ese argumento puesto que el entonces senador viajaba sin escoltas porque consideró seguro el trayecto, en el retén había más de 12 policías y durante sus declaraciones nunca manifestó sentirse inseguro.

El hecho tuvo lugar en la madrugada del domingo 13 de mayo. El congresista tampoco portaba licencia de conducción. Merlano solicitó que fuera llamado el superior de los agentes y se justificó diciendo: "No estoy haciendo nada malo". También afirmó que no le podían aplicar el procedimiento ya que "50.000 personas votaron por mí".

"¿Cómo le van a hacer a un senador de la República una prueba de alcoholemia, si estoy perfecto?", dijo ese día el senador. Vea a continuación el video del bochornoso episodio:

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.