Viernes, 2 de diciembre de 2016

| 2015/11/18 11:12

Los desacuerdos de las FARC por la "unilateralidad" del Gobierno

Al inicio de un nuevo ciclo de conversaciones el grupo guerrillero llama al presidente Santos y al Congreso a evitar "tempestades" en diálogos de paz.

Juan Manuel y Timochenko Foto: Archivo SEMANA

Al inicio del ciclo 45 de las negociaciones en La Habana, los representantes de las FARC le advirtieron una vez más al Gobierno que el "unilateralismo" sobre las fórmulas para el fin del conflicto pone en peligro la estabilidad de lo logrado hasta ahora en el proceso de paz.

"Palabra, diálogo, acuerdos son tres términos que conducen a la paz estable y duradera (...). Pero, monólogo, unilateralismo, empecinamiento intransigente, egoísmo político excluyente son conceptos y métodos que cuando se tratan de imponer ponen en peligro la estabilidad de lo que se ha venido construyendo con enorme esfuerzo", dijeron las FARC.

De este modo, los negociadores de la guerrilla reiteraron su rechazo a las "supuestas fórmulas para la terminación del conflicto sacadas del cubilete de una sola de las partes", entre ellas el plebiscito planteado en el Congreso para refrendar el futuro acuerdo de paz.

"Seriedad, señores del Gobierno; seriedad, señores del Congreso. El país comprenderá que sólo nos compromete lo alcanzado en desarrollo del acuerdo general. Y los instrumentos jurídicos que garanticen a todas las partes, combatientes y no combatientes, vinculados al conflicto directa o indirectamente, sus vidas y su seguridad jurídica presente y futura", manifestó en la mañana de este miércoles 'Iván Márquez'.

A ello se le suman las gestiones que adelanta por su parte el presidente Juan Manuel Santos ante la ONU para conseguir que el organismo emita un mandato para monitorear y verificar el cese bilateral del fuego con esa guerrilla.

Durante la Cumbre de Cooperación Económica Asia-Pacífico (APEC), el mandatario se reunió con tres de los cinco miembros permanentes del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas: Estados Unidos, China y Rusia. Mientras para el Gobierno es imprescindible asegurar el apoyo de Naciones Unidas, con insistencia las FARC han propuesta que la labor de verificación corra por cuenta de la Unasur.

En el actual ciclo de negociación, las partes continuarán revisando y tratando de cerrar todos los aspectos del punto de las víctimas, incluido el tema de la justicia transicional, e intentarán avanzar en el desarrollo de los aspectos relativos al fin del conflicto, según las FARC.

Y es que ambas partes han tenido marcadas diferencias en el alcance del acuerdo sobre justicia que contempla la creación de un tribunal especial, juicios y penas para los responsables de crímenes de lesa humanidad, toma de rehenes, ejecuciones extrajudiciales y violencia sexual, pero amnistía para delitos políticos.

Incluso, este martes el 'Timochenko', máximo jefe de esa guerrilla, planteó la posibilidad de que no se firme el acuerdo que ponga fin al conflicto en el próximo 23 de marzo. Entre otras cosas responsabilizó al Gobierno de las dilataciones que, a su juicio, vienen afectando la mesa de negociación de La Habana.

Mañana jueves, 19 de noviembre, se cumplen tres años desde el inicio en La Habana de las negociaciones entre Gobierno y las FARC, un aniversario marcado por el plazo de seis meses anunciado por las partes el pasado 23 de septiembre para firmar un acuerdo definitivo de paz en menos de cinco meses.

*Con información de EFE

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.