Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 5/18/2012 12:00:00 AM

Fiscalía acusó a otro hombre de "urdir secuestro de los diputados" y luego lo exoneró

Hace dos meses salió de la cárcel una persona sindicada de haber urdido el secuestro de los diputados del Valle, en un caso muy similar al del diputado Sigifredo López. En diálogo con SEMANA, la víctima exige a la Fiscalía parar "estos montajes".

En septiembre del 2011, tras diez meses de la captura ordenada en su contra por la Fiscalía 38 de la Unidad de Derechos Humanos, Harry Yesid Caicedo Perlaza fue dejado en libertad. Este dirigente del Comité Permanente de Derechos Humanos (CPDH) en el municipio de El Charco (Nariño) afrontó durante casi un año el mismo proceso que hoy tiene al exsecuestrado Sigifredo López tras las rejas: fue sindicado de toma de rehenes, perfidia, homicidio agravado y rebelión en el caso de los 11 diputados del Valle asesinados por las FARC.

Uno de los testimonios que llevaron a la preclusión definitiva de su caso en marzo del 2012 fue, precisamente, el de López, el único sobreviviente de la masacre de los diputados, señalado hoy de ser victimario de su propia tragedia.

Durante su declaración ante Juan Carlos Oliveros Corrales, fiscal 38 de derechos humanos, el exdiputado López reconoció a seis de sus captores de las FARC: Wílmer Montoya Urrego, alias 'Chirrete'; Luis Henry Iturri Alban, Ciro Antonio Escalante Jaimes, Jenny Zuleydi Córdoba Muñoz, Orlando Gómez Burbano y Eric Camilo Vidal. Pero negó haber visto jamás a los otros cuatro sindicados bajo el radicado 1202, entre quienes se encontraba Caicedo Perlaza, detenidos en noviembre del 2010 en diferentes lugares del país y trasladados a Cali en un operativo tan espectacular como el que esta semana trajo a López a Bogotá ante los ojos de un país consternado.

Un año después, la Fiscalía reconoció que tanto en el caso de Caicedo Perlaza como en los de los otros tres detenidos que no fueron reconocidos por López "es improcedente la resolución acusatoria" por cuanto "los testigos que formularon cargos en contra de estos procesados quedaron cuestionados y en conclusión sólo queda una serie de dudas que impiden calificar los señalamientos como serios y comprometidos con la justicia".

Tanto así que uno de los declarantes aseguró que "existe un grupo de personas que han acudido a la Fiscalía a desacreditar a algunos procesados que se dedican a la defensa de los derechos humanos y actividades sociales".

Hoy, cuando el caso revive y con la tranquilidad de haber sido declarado inocente, Harry Yesid no puede menos que indignarse.

"Yo estuve secuestrado diez meses por el Estado colombiano y salí libre gracias a la intervención de la Procuraduría en el proceso. Me considero víctima del fiscal Juan Carlos Oliveros, quien al precluirme tuvo que reconocer que algunos de los detenidos habíamos sido víctimas de un montaje por cuenta de nuestro trabajo en defensa de los derechos humanos en el departamento de Nariño. Ya es hora de que alguien revise las actuaciones de la Fiscalía 38, que durante un año les dio credibilidad a testigos falsos y que ahora tiene al exdiputado en la cárcel".

Según las denuncias de los organismos de derechos humanos, a las 4 de la madrugada del 17 de noviembre del 2010 un contingente de cien soldados irrumpió en la vivienda de la madre de Harry Yesid Caicedo y posteriormente en la de su compañera sentimental. Él, reconocido líder social, integrante de la Organización de Comunidades Negras de El Charco (Organichar), del Consejo Comunitario Pro Defensa del Río Tapaje y de la Coordinadora Social del Pacífico, fue detenido bajo el cargo de pertenecer al frente 29 de las FARC y haber participado en el secuestro y  el homicidio de los diputados del Valle, mientras su hijastra, de 5 años, observaba asustada lo que sucedía.

"Yo estaba en calzoncillos porque allá hace mucho calor. Los soldados me encañonaron, me insultaron y me pusieron de rodillas bajo amenazas y gritos. Fue tanto, que la niña se orinó del susto encima de uno de los militares. A mi compañera la intimidaron y la obligaron a mostrarles toda la casa. Se llevaron mi computador, mis libros, mis apuntes, las múltiples denuncias por violaciones a los derechos humanos que yo he realizado sobre lo que sucede en la región; destrozaron las ventanas de la casa y posteriormente me llevaron al Batallón de Infantería de Marina, donde me encontré con Elcías Hurtado Sánchez, también del CPDH, y Jacinto Castillo Cundimí, para entonces candidato a la alcaldía de El Charco por el Partido Liberal".

Sorprendido por las sindicaciones, Harry Yesid recuerda que en Cali sólo conoció la cárcel de Vista Hermosa y el búnker de la Fiscalía. "Me sindicaban de haber planeado el secuestro en plena Asamblea del Valle y hasta que fui detenido, yo sólo había estado en Cali cuando iba de paso para Bogotá". Y es que para él, habitante y líder social de El Charco, a 500 kilómetros de la capital vallecaucana, llegar hasta allí era toda una odisea: 15 horas en lancha hasta Buenaventura "eso sí, encomendado al santo de la devoción, en especial si uno está amenazado por las bandas criminales", y luego tres más en bus hasta Cali. Por eso se demoró en notificarse de la preclusión en su favor, emitida el pasado mes de noviembre. "Cuando llegué en marzo a notificarme, fui detenido nuevamente durante cuatro horas porque al fiscal Oliveros se le había olvidado actualizar el sistema con mi orden de libertad".

Frente a las pruebas que según los medios existen en contra de Sigifredo López, Harry Caicedo afirma que "durante el tiempo que yo estuve privado de libertad y como conocedor del proceso, nunca escuché del video ni de testimonio alguno que pudiera comprometer al exdiputado en el secuestro de sus compañeros. Para mí esa Fiscalía está dedicada a enlodar personas inocentes".

Este viernes el diputado Sigifredo López rinde indagatoria ante el fiscal 38 y sólo al término de esta se sabrá si el ente acusador dictará o no medida de aseguramiento en su contra.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.