Jueves, 2 de octubre de 2014

| 2013/09/03 00:00

¿Los dos nuevos integrantes del ‘carrusel’?

Nelly Patricia Mosquera y Roberto Sáenz están en la mira de la Fiscalía.

Nelly Mosquera y Roberto Sáenz Foto: SEMANA.

En el Concejo de Bogotá aseguran que el tema de las irregularidades del ‘carrusel de la contratación’ en Bogotá apenas comienza. El nuevo capítulo de esta novela judicial tiene que ver con las nuevas pesquisas de la Fiscalía contra los concejales Nelly Patricia Mosquera, del partido Cambio Radical, y Roberto Sáenz, del movimiento Progresistas.
 
Según testigos que han aportado datos a la Fiscalía, tuvieron injerencia directa en la contratación en hospitales públicos y en la Empresa de Acueducto de Bogotá (EAAB), respectivamente.
 
Semana.com conoció que la declaración realizada por el exsecretario de Bogotá Héctor Zambrano dentro de su proceso de colaboración con la Fiscalía es trascendental para determinar una posible responsabilidad de la concejala Mosquera en uno de los capítulos del ‘carrusel’.
 
Según Zambrano, la concejala tenía múltiples reuniones con gerentes de hospitales públicos de Bogotá, donde habría movido los hilos de la contratación en su propio beneficio. Por ahora los fiscales están verificando esa información, así como la de otros testigos clave, entre ellos,, exfuncionarios de la Secretaría de Salud Distrital.
 
Por el otro lado, las informaciones de las fuentes judiciales indican que la situación de Roberto Sáenz no es distinta. Su nombre ha sido mencionado por testigos como el concejal que intervenía directamente en varios de los millonarios contratos de la Empresa de Acueducto y Alcantarillado de Bogotá (EAAB). En especial durante la administración de Édgar Ruiz.
 
Igualmente testimonios de los excontratistas del Distrito comprometidos en el ‘carrusel’ vincularían fuertemente al concejal en la adjudicación de millonarios contratos en el Acueducto a conocidos suyos. Para la Fiscalía es clara una posible intromisión de Sáenz en estos procesos contractuales y estudia si hay mérito para procesarlo por el delito de interés indebido en la celebración de contratos.
 
Semana.com habló con los concejales, quienes negaron rotundamente su participación en los hechos. Los dos dijeron estar dispuestos a entregar todas las explicaciones del caso.
 
Nelly Mosquera aseguró que sí se reunió con varios gerentes de hospitales públicos en Bogotá, pero con el único objetivo de ayudar a la comunidad. “Tuve reuniones con la gerente del Hospital del Tunal y Kennedy, entre otros, pero lo hice en ejercicio de mis funciones políticas para ayudar a personas que necesitaban la atención”, dijo Mosquera.
 
Por su parte, Sáenz afirmó que él nunca ha tenido relación alguna con contratistas ni con adjudicaciones en el Acueducto. “Tengo conocidos y amigos en el Acueducto, pero específicamente mi cercanía a la entidad se debe únicamente a la lucha por los temas ambientales en la ciudad”.
 
La Fiscalía tiene la última palabra en este nuevo capítulo de corrupción en el Distrito en las administraciones pasadas. Estos dos nuevos concejales se sumarían a la larga lista de políticos comprometidos en estos hechos.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×