Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 3/28/2016 1:12:00 PM

Cómo se ‘curaron en salud’ en el caso del general Torres

Cuatro días antes de ser capturado, en plena Semana Santa, el Mindefensa expidió un decreto en el que llamó a calificar servicios al hoy detenido alto oficial por un caso de ‘falsos positivos’.

Cuando la mayoría de los colombianos disfrutaban de la Semana Santa, el ministro de Defensa, Luis Carlos Villegas, tomó una decisión aprovechando el receso vacacional. El miércoles 23 de marzo, el alto funcionario firmó el Decreto 487 de 2016, por medio del cual llama a calificar servicios al mayor general Henry William Torres Escalante.

No se trata de una decisión que llevara meses en estudio. Por el contrario, la premura con la que se firmó el decreto tenía que ver con que los altos mandos militares y el ministro estaban alertados sobre la inminente determinación de la Fiscalía de capturar al general Torres.

De hecho, Semana.com conoció que la determinación del ente acusador se iba a adoptar a comienzos de la Semana Santa pero, por petición oficial, se aplazó hasta este lunes con el fin de darle tiempo al Gobierno de que cuando se produjera la detención, el oficial estuviera ya retirado. “No es lo mismo que capturen a un general activo, que a un retirado, así haya salido de la Fuerza el día anterior”, dijo a este portal una alta fuente militar.

Desde hace varios meses el tema del general Torres se había convertido en la comidilla y en un rumor permanente en los pasillos de la Fiscalía General. No pocas veces, incluso, los propios militares indagaron con personas cercanas al fiscal delegado que llevaba la investigación con el fin de enterarse de qué tan compleja era la situación del alto oficial. La respuesta siempre fue la misma: los indicios eran muy comprometedores con el asunto de los denominados ‘falsos positivos’.

A finales del año pasado, varios altos mandos se reunieron con Torres y le insistieron que solicitara la baja del servicio activo, es decir, que renunciara para evitar ser destituido, como en efecto pasó.

Torres se negó a esa posibilidad alegando su inocencia. La decisión del mando, entonces, fue relevarlo del cargo operativo que tenía en el occidente del país y trasladarlo a un cargo administrativo en Bogotá mientras la Fiscalía tomaba la decisión.

La suerte del general quedó sellada el miércoles de Semana Santa cuando se firmó el decreto de su retiro. Y este lunes el fiscal, 12 horas antes de irse del cargo, le dio la estocada al notificarlo, por la radio, de que contra él se expedía una orden de captura. Un final triste para un uniformado envuelto en la polémica.

¿De qué se le acusa?

A Torres se le capturó por su presunta responsabilidad en el homicidio de dos personas. Se trata de un proceso del viejo sistema penal en cuyos expedientes reposan cerca 85 casos de este tipo de asesinatos de lesa humanidad que se registraron entre el 2005 y el 2007, cuando él estuvo a la cabeza de la Decimosexta Brigada en Casanare.

Torres Escalante se desempeñó hasta el año pasado como jefe del Comando Conjunto Número 2 del Suroccidente, que tiene a su cargo los departamentos de Valle del Cauca, Cauca y Nariño. Meses después de su citación a un interrogatorio en la Fiscalía fue removido del cargo, salió a vacaciones y desde entonces se desconocía su suerte hasta ahora cuando se sabe que se entregó a la Fiscalía.

Las cifras de un sombrío fenómeno
 
-La Fiscalía ha vinculado a 5.393 agentes del Estado a investigaciones por ‘falsos positivos‘.

- Actualmente se adelantan 2.308 investigaciones por estos hechos.

- Las autoridades calculan que hubo 4.532 víctimas de este fenómeno, de los cuales 234 fueron menores de edad.

-Han sido condenados 961 miembros de las Fuerzas Militares y de Policía y 249 fueron absueltos.

-Según la Fiscalía, los casos de ejecuciones extrajudiciales o ‘falsos positivos‘ se remontan a la década de los 80, pero fue a partir del 2002, en el marco de la Política de Seguridad Democrática, que los asesinatos aumentaron significativamente.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1850

PORTADA

El hombre de las tulas

SEMANA revela la historia del misterioso personaje que movía la plata en efectivo para pagar sobornos, en el peor escándalo de la Justicia en Colombia.