Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 4/24/2015 10:50:00 PM

"Colombia tiene derecho a vivir en paz"

El ministro consejero para el Posconflicto, general (r) Óscar Naranjo, les habló a más de 40 expertos con experiencias en resolución de conflictos sobre los avances del proceso de paz.

"Colombia al poner fin al conflicto lo que espera es que la comunidad internacional no la vea como una especie minusválida sino como una socia en la transformación de la región, del hemisferio y del mundo".

Con estas palabras el ministro consejero para el Posconflicto, general (r) Óscar Naranjo, le habló a más de 40 expertos en desarme, desmovilización y reconciliación que participaron de la quinta gira de Cooperación Sur-Sur liderada por la Agencia Colombiana para la Reintegración (ACR).

Allí, ante los representantes de Filipinas, Nepal, Indonesia, Kenia, El Salvador y Guatemala, Naranjo explicó los avances y alcances del proceso de paz. Además se refirió a los ajustes institucionales que se han hecho de cara a la negociación entre el Gobierno y las FARC.

“Colombia puede dar lecciones de reintegración al no conformarse con lo que hace, buscar caminos para innovar y adaptarse a las distintas necesidades que estamos teniendo (...) estamos preparándonos para el posconflicto como señal de responsabilidad. Un acuerdo con las FARC en La Habana no significa lograr la paz en automático. A partir de ese momento habrá que construir con comportamientos, con institucionalidad y con garantías suficientes a quienes dejan las armas para que sean respetados en su integralidad pero también para que las comunidades sean respetadas y protegidas”, dijo.

"Más de 50.000 guerrilleros han dejado las armas en los doce años que lleva la Agencia Colombiana para la Reintegración. Hablar de posconflicto en Colombia significa tener una narrativa de reconciliación entre los colombianos que se basa en hechos”, aseveró Naranjo.

Durante el encuentro, el general (r) resaltó que las FARC, si se da la firma de un eventual acuerdo, podrían incorporarse a la vida política del país y que “esa es una muestra de que la política no se puede hacer con las armas”.

Aseguró que el Gobierno viene preparando un plan para garantizar la seguridad de los desmovilizados. Para Naranjo, el desafío de la reintegración tanto en hombres como mujeres es protegerles su vida y su identidad.

"Hay en el imaginario colombiano un pasado reciente que significó el asesinato de 3.000 o de 4.000 miembros de la Unión Patriótica en un proceso de paz fallido en los años 80 que no podemos repetir",  manifestó el general (r) ante los participantes del evento, quienes en reiteradas veces habían expresado sus inquietudes sobre las garantías que se ofrecerán en una eventual firma de un acuerdo de paz.

Para el general (r) hay que iniciar un proceso de construcción de paz que signifique vivir de manera integrada e incluyente para transformar realidades.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.