Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 2/7/2012 12:00:00 AM

Giorgio Sale: ¿la prueba reina contra Escobar Araújo?

La Comisión de Acusaciones alista un proyecto que significaría la apertura de un proceso penal contra el expresidente del Consejo Superior de la Judicatura José Alfredo Escobar Araújo. La captura del testigo clave, Giorgio Sale, impulsaría la investigación.

Por más de tres años el proceso contra el exmagistrado José Alfredo Escobar Araújo, por presunto tráfico de influencias, era uno de los tantos expedientes empolvados en el archivo de la Comisión de Acusaciones de la Cámara de Representantes.
 
A punto de vencerse los términos, el proceso preliminar que se adelanta contra el expresidente de la Judicatura tuvo un impulso inesperado cuando, el pasado viernes, el ciudadano italiano Giorgio Sale, que había estado encarcelado en Italia por narcotráfico, fue detenido en la Fiscalía de Bogotá.
 
Giorgio Sale, un polémico personaje que no sólo tuvo negocios con el exjefe paramilitar Salvatore Mancuso -fue socio de una discoteca en la Costa Caribe, L’enoteca, uno de los bienes que el paramilitar ofreció para reparar a sus víctimas-, sino que tenía contacto con magistrados de las altas cortes y un fácil acceso al Palacio de Justicia.
 
En el 2007, SEMANA destapó una polémica que se convirtió en escándalo cuando reveló unos audios en los que la esposa del magistrado José Alfredo Escobar Araújo le agradecía a Giorgio Sale por unos botines y una cartera que le había regalado al magistrado.
 
En ese entonces, la Comisión de Acusaciones decidió, de oficio, abrir una investigación preliminar. Se practicaron diligencias, se escuchó en versión a varios jueces, todo con el propósito de demostrar si de la relación del magistrado con Giorgio Sale, se produjeron beneficios judiciales para el ciudadano italiano.
 
La investigación no avanzaba y por eso la Comisión, desde julio del 2010, intentó conocer el testimonio clave. Precisamente de Giorgio Sale. Los representantes investigadores que llevan el caso, Héctor Vergara (la U), Augusto Posada (la U) y Heriberto Escobar (PIN), tramitaron ante la plenaria de la Cámara y ante la propia cancillería la solicitud de escuchar el testimonio de Sale, quien estaba detenido en Italia.
 
La razón para que esa diligencia se frustrara es que Sale, al estar bajo control del poder judicial italiano, no tenía la obligación de rendir el testimonio. Otra cosa sucede ahora cuando el empresario italiano está sometido por la justicia colombiana.
 
“Está en la obligación de rendir testimonio y colaborar con la investigación”, explicó Héctor Vergara. Por eso la Comisión de Acusaciones tramitó la petición a la Fiscalía, argumentando la cooperación existente entre el organismo investigador y la célula judicial del Congreso.
 
Giorgio Sale, en consecuencia, deberá rendir testimonio a los representantes investigadores. Vergara, quien coordina la investigación, calificó de “crucial” el testimonio del italiano para “tomar decisiones de fondo”. Porque se conoció que ya hay un proyecto de decisión redactado por los tres representantes investigadores.
 
Pero todo podría cambiar precisamente con el testimonio de uno de los protagonistas de este escándalo. La polémica que salpicó en los últimos años de su periodo como magistrado a Escobar Araújo podría dar un nuevo giro. Además, el testimonio de Sale podría comprometer a otros magistrados, pues en las diligencias preliminares practicadas, “fueron varios los nombres que se mencionaron”, explicó Vergara sin ampliar en detalles, pues enfatizó que todas las diligencias están cobijadas por la reserva.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.