Viernes, 19 de diciembre de 2014

| 2013/05/03 00:00

Gobierno pide a FARC acelerar ritmo de diálogos

Terminó este viernes el octavo ciclo y las partes siguen anclados en el tema de la tierra.

Humberto de la Calle, lee una declaración al concluir un nuevo ciclo de diálogo con las Farc en La Habana (Cuba). Foto: EFE

Un sabor de frustración quedó en la delegación que representa al Gobierno colombiano en las conversaciones de paz en La Habana al concluir este viernes el octavo ciclo. ¿La razón? El lento ritmo impuesto por las FARC. Es tal el nivel de insatisfacción que el presidente Juan Manuel Santos exigió: “Que cambien balas por votos y que lo hagan rápido”.

Mientras, el ministro del Interior, Fernando Carrillo, mostró su preocupación por el calendario que se viene encima: “Si ellos quieren en verdad la paz, pues que muestren la voluntad, porque se nos va a venir el año electoral encima y si no se llega a ningún resultado realmente los perjudicados van a ser ellos”.

Desde La Habana, la agencia EFE informó que los diálogos de paz que el Gobierno de Colombia y las FARC desarrollan en Cuba siguen anclados en el tema de la tierra, donde hay avances pero ningún resultado concreto en unas conversaciones que, según los negociadores del Gobierno, van a un ritmo “insuficiente”.

La ausencia de acuerdos empieza a gravitar a muchos sectores. Y es que el balance es un tanto desolador: La mesa de diálogo concluyó su octavo ciclo de conversaciones sin haber cerrado aún el debate sobre el desarrollo agrario integral, el primer punto de la agenda del proceso.

Ambas partes insisten en que se han producido “importantes avances” y que hay un borrador de acuerdo sobre cuestiones como el desarrollo social en el ámbito agrario, infraestructuras y adecuación de tierras.

Pero el ritmo de las conversaciones es “insuficiente” e “inconstante”, según el grupo de negociadores del Gobierno, que lidera el ex vicepresidente colombiano, Humberto de la Calle, quien instó a agilizar el diálogo.

“Podríamos haber avanzado mucho más. El deseo de avanzar no es suficiente: hay que llevarlo a la mesa y convertirlo en realidad” y “la opinión pública reclama resultados” fueron algunos de los mensajes que lanzó este viernes De la Calle a las FARC, al evaluar el desarrollo de este último ciclo del diálogo.

Por su parte, los delegados de la guerrilla aseguran estar satisfechos con los logros alcanzados y ven posible, sin ser categóricos, que a lo largo del mes de mayo pueda cerrarse el tema de la tierra y pasar al de la participación política de las FARC una vez superado el conflicto.

De hecho esta semana en Bogotá se celebró un foro ciudadano, organizado por Naciones Unidas y la Universidad Nacional, que generó al menos 400 propuestas para la transformación de la guerrilla en un grupo político, siempre que firme la paz con el Gobierno.

Los negociadores de la guerrilla esperan con expectación la llegada de esas propuestas a la mesa de diálogo de La Habana y consideran que la celebración de ese foro demostró que es necesario “establecer una verdadera democracia en Colombia”, según un comunicado que leyó en La Habana el número dos de las FARC, Iván Márquez.

Este viernes la insurgencia quiso también dejar claro que no reconoce “autoridad moral” a los tribunales colombianos para juzgar a los guerrilleros y que debe ser una asamblea nacional constituyente quien “emita su sabia sentencia sobre la conducta de los contendientes y sane la heridas de la patria”.

“Hemos dicho que cualquier error que se hubiese cometido en el desarrollo del conflicto (...) estamos dispuestos a revisarlo en función de la reconciliación. Pero ninguna autoridad moral tienen los victimarios y sus tribunales para juzgarnos”, señalaron las FARC.

La guerrilla aprovechó este viernes para criticar al ministro de Agricultura, Juan Camilo Restrepo, al hilo de un reciente acto de entrega de tierras supuestamente usurpadas por las FARC en el departamento de Sucre.

Además de negar que las FARC hubieran despojado a los campesinos de esas tierras, la guerrilla advirtió a Restrepo que sus “mentiras” al respecto “ningún aporte hacen a la paz”.

Ante esto, Humberto de la Calle se vio forzado a salir en defensa del ministro de Agricultura para señalar que Restrepo ha sido una pieza “leal” y “fundamental” en el diseño de las conversaciones de paz y particularmente en lo que se refiere al tema de la tierra.

“El ministro Restrepo Salazar ha mostrado compromiso, creatividad, vocación transformadora, realmente ha sido una pieza leal en el transcurso de las conversaciones (...) Queremos decir que nos parece injustificada la declaración de las FARC en relación con el ministro”, señaló el ex vicepresidente colombiano.

Tras concluir el octavo ciclo de las negociaciones, Gobierno y guerrilla volverán a sentarse en la mesa de diálogo de La Habana el próximo 15 de mayo, de acuerdo con un comunicado conjunto divulgado por las partes.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×