Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 3/18/2011 12:00:00 AM

GreyStar retirará el proyecto minero en el Páramo de Santurbán

La licencia ambiental que pretendía la compañia canadiense había sido polémica porque estaba en una zona de páramo en donde nace el agua de Bucaramanga.

La empresa canadiense GreyStar retirará el proyecto de exploración minera de oro en el Páramo de Santurbán en Santander. La decisión fue anunciada este jueves por el ministro de Minas, Carlos Rodado, quien afirmó que había recibido una llamada del presidente de la compañía, Steve Kesler, anunciándole el desistimiento de sus solicitudes ante INGEOMINAS y el Ministerio de Medio Ambiente para darle luz verde al proyecto.
 
Durante los últimos tres meses el proyecto de Angostura había sido protagonista de un encendido debate que tenía enfrentada a parte de la industria minera y empresarial con un amplio sector de la población de Bucaramanga y los ambientalistas del país. La empresa calculaba extraer de la zona 16 toneladas anuales de oro, lo cual representaría hoy una tercera parte de la producción anual del país.
 
La compañía estaba pidiendo autorización de las autoridades ambientales para extraer oro en 1.100 hectáreas de la serranía de Santurbán, de las cuales más de la mitad podrían estar en zonas de páramo, clave para el suministro de agua de Bucaramanga y sus alrededores. Por el alto valor de estos ecosistemas -que es donde se produce el 70 por ciento del agua del país- y porque el Código Minero prohibió la explotación en estas zonas, la iniciativa de GreyStar levantó una fuerte oposición. La última audiencia pública que se realizó en Bucaramanga sobre el tema tuvo que ser suspendida porque el debate terminó en disturbios luego de cuatro horas de gritos, insultos y botellazos.
 
El presidente Santos dijo durante la visita de Al Gore, ex vicepresidente de Estados Unidos y premio Nobel de Paz por su trabajo en cambio climático, que quería enviar una señal clara y contundente. Dijo que “en Colombia, el título que otorga un derecho para la exploración minera no concede automáticamente el derecho a la explotación”. El presidente hizo énfasis en que este era un derecho condicionado a la obtención de la licencia ambiental. Esta era exactamente la situación jurídica en la que se encontraba GreyStar.
 
Reacciones
 
La noticia tomó por sorpresa a los habitantes de Vetas y California, los dos municipios santandereanos en donde se desarrolla el proyecto. “La situación va a ser caótica. Casi la mitad de la población trabaja hoy para GreyStar y hay otras cuatro multinacionales desarrollando proyectos mineros en los municipios”, señala Esteban Arias, alcalde de Vetas. El mandatario hizo también un pedido al Gobierno para que no abandone la zona y regule la explotación minera que se desarrolla allí desde tiempos de la colonia.
 
Por otra parte, quienes se oponían al proyecto consideran que este es un gran triunfo del movimiento social que se dio por la protección del páramo. “GreyStar seguramente se dio cuenta de que había cometido un error al diseñar el proyecto solo con criterios de ingeniería y no de medio ambiente. Y era claro que el bien particular no podía primar sobre el interés colectivo que representa el páramo”, concluye la exministra de Medio Ambiente Cecilia Rodríguez.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.