Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 9/15/2012 12:00:00 AM

Haciendo las paces ante la tercera legislatura

Este miércoles el consejo de ministros y la Unidad Nacional definirán la agenda parlamentaria. Esto supondrá el verdadero inicio de la tercera legislatura tras cinco semanas sin actividad en el Capitolio. La paz, la prioridad.

El pasado 20 de julio, el Congreso regresó de sus vacaciones con las heridas abiertas tras la crisis de la reforma a la Justicia. Y aunque el presidente Juan Manuel Santos le pidió al Parlamento pasar la página no fue suficiente para superar el impasse. Los recién elegidos presidentes del Congreso, Roy Barreras y Augusto Posada, anunciaron que reclamarían independencia. Por esto, exigieron a los ministros mayor ejecución, citaron una avalancha de debates de control político y advirtieron que no se dejarían imponer la agenda.

Pero Santos hizo una serie de movimientos con la intención de calmar los ánimos. Por un lado, cambió al maquinista de la 'locomotora legislativa': en reemplazo de Federico Renjifo nombró a Fernando Carrillo. Aunque su lidia política aún no está demostrada, Carrillo ha sido hábil en sus primeras reuniones con las bancadas, quienes reconocen que al ministro "le cabe la política en la cabeza".

Por otro lado, los aires de independencia del Legislativo se acabaron cuando el presidente le informó al país el inicio de las negociaciones con las Farc. En ese preciso instante, según lo admite Carrillo, se reparó la crisis entre la Casa de Nariño y el Capitolio. Prueba de ello, el Congreso, sin decirlo abiertamente, se declaró a la espera de las indicaciones del Ejecutivo.

Por esto hasta ahora, dos meses después del inicio de la legislatura, el gobierno y los partidos políticos se aprestan a definir la agenda. El consejo de ministros del próximo miércoles será el encargado de definir las prioridades y, según SEMANA conoció, la actividad parlamentaria se concentrará en tres frentes. Los proyectos del Ejecutivo, los de iniciativa del Congreso y los del interés común de la paz.

Cinco proyectos son prioritarios. Primero, la reforma al fuero militar: esencial en medio de las conversaciones con las Farc, pues los militares han reclamado mayor seguridad jurídica. Segundo, la reforma al sistema de salud no da espera y todo parece indicar que llegará al Congreso en dos semanas. En tercer lugar, están las iniciativas económicas, hoy con gran incertidumbre. La reforma pensional aún no ha superado su fase de consulta previa con los sectores sociales y empresariales, mientras que la tributaria, cuyo futuro es incierto por el cambio de ministro de Hacienda, aún está en borrador. Por otro lado, la reforma a la educación superior sigue pendiente, lo mismo que la reforma a las CAR y el código minero.

Otros temas de iniciativa parlamentaria que están moviéndose a paso firme, y con apoyo del gobierno, son la reforma constitucional que elimina la sanción a los congresistas que un año antes de las elecciones quieran cambiarse de partido político (crucial para la reelección) y la reforma a la ley quinta, el reglamento del Congreso.

El tercer punto de la agenda, el de la paz, significó un freno a uno de los proyectos bandera del presidente Santos: la ley de desarrollo rural. Ya que la reforma agraria es el primer punto que se discutirá en Oslo, el proyecto aún no arrancará en el Congreso. Por otro lado, se requiere proyecto de ley estatutaria que reglamente el marco para la paz. Será una ley que defina cuáles serán los delitos conexos al delito político y así establecer a quiénes se les entregarán beneficios penales en caso de que las negociaciones en La Habana concluyan con éxito.

La tercera legislatura se advierte corta y para que tenga éxito el Parlamento debe ocuparse de temas muy concretos. Antes que nada, el Senado debe cumplir con una de sus inmediatas responsabilidades, la elección del nuevo procurador y del reemplazo del magistrado Humberto Sierra Porto. Después sí comenzará el tan anunciado segundo tiempo.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.