Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 10/25/2012 12:00:00 AM

Hijo de Uribe defiende a su padre y ataca a Santos en carta a 'El Clarín'

En la misiva al prestigioso diario argentino, Tomás Uribe Moreno expresa su oposición al proceso de paz y critica al presidente Santos por "poner en riesgo la confianza que tanto le costó a nuestro país recuperar".

Un artículo titulado ‘Uribe encabeza la ofensiva contra el diálogo con las FARC’, publicado en días pasados por el periódico argentino El Clarín, provocó la reacción de Tomás Uribe Moreno, hijo del expresidente Álvaro Uribe, quien le dirigió una carta al director del medio.

En la misiva, Tomás defiende la oposición de su padre al proceso de paz entre el Gobierno y las FARC, reseñada por el medio, hace una férrea crítica a los diálogos y critica al presidente Juan Manuel Santos.

“El “proceso de paz” que el Gobierno Santos ha emprendido con el grupo terrorista FARC pone en riesgo la confianza que tanto le costó a nuestro país recuperar”, empieza la carta dirigida al director de El Clarín.

El mayor de los hijos defiende la hipótesis de que el conflicto podría terminar por la vía de las armas, sin una negociación y “sin impunidad”. “El Gobierno Santos llega a la mesa de negociación con una FARC fortalecida. Cuando Álvaro Uribe Vélez (AUV) llegó a la Presidencia en el 2002, FARC tenía 30.000 hombres; al dejarla en el 2010 su redujo a 6.800; hoy su número ha ascendido nuevamente a 9.000. De haberse continuado la misma proporción de desmovilización observada durante el Gobierno de AUV, hoy deberían quedar menos de 2.000 hombres en las filas de FARC. Durante los ocho años de gobierno de AUV se desmovilizaron 52.000 terroristas, sin impunidad”, escribió Tomás.

También ofrece datos sobre el comportamiento del conflicto en el último año. “En lo corrido del año FARC ha retomado su presencia en 50 municipios, los ataques a la infraestructura se han intensificado en 200 por ciento y se ha masificado la extorsión. Para no ir muy lejos, ayer fueron asesinados cinco soldados en Putumayo. A este resurgimiento terrorista se suma la victoria electoral de Chávez, protector abierto de FARC y motivo último por el cual estas persisten en su accionar narco-terrorista”.

Tomás Uribe finaliza su texto negando la afirmación del periódico, en la que señala que: “La avanzada de Uribe se alimenta en su ambición de mantener una cuota de poder en la política colombiana y por eso busca desacreditar a Santos”.

En defensa de su padre, Tomás dice que “lo único que alimenta a AUV es su amor por Colombia y la profunda preocupación por el rumbo engañoso por el cual vuelve a llevarnos FARC. Un rumbo que somete al país a una incertidumbre innecesaria que puede terminar por socavar la confianza recuperada”.

Texto completo de la carta:
 
Respetado Señor Director:

El “proceso de paz” que el Gobierno Santos ha emprendido con el grupo terrorista FARC pone en riesgo la confianza que tanto le costó a nuestro país recuperar.
 
Dialogar con el terrorismo implica apartarse de las políticas exitosas que Colombia escogió entre los años 2002 y 2010, que consisten en desarticular al terrorismo desde el fortalecimiento del Estado, no desde su sometimiento a la criminalidad. Hay cosas que es inadmisible arriesgar, una de ellas es la confianza en la patria.
 
El Gobierno Santos llega a la mesa de negociación con una FARC fortalecida. Cuando Álvaro Uribe Vélez (AUV) llegó a la Presidencia, en el 2002, FARC tenía 30.000 hombres; al dejarla en el 2010, se redujo a 6.800; hoy su número ha ascendido nuevamente a 9.000. De haberse continuado la rata de desmovilización observada durante el Gobierno de AUV, hoy deberían quedar menos de 2.000 hombres en las filas de FARC. Durante los ocho años de gobierno de AUV se desmovilizaron 52.000 terroristas, sin impunidad.
 
En lo corrido del año, FARC ha retomado su presencia en 50 municipios, los ataques a la infraestructura se han intensificado en 200 por ciento y se ha masificado la extorsión. Para no ir muy lejos, ayer fueron asesinados cinco soldados en Putumayo.
 
A este resurgimiento terrorista se suma la victoria electoral de Chávez, protector abierto de FARC y motivo último por el cual estas persisten en su accionar narco-terrorista.
AUV -y quienes creemos en sus ideas- consideramos que la verdadera Paz proviene del fortalecimiento del Estado y de la desarticulación del narco-terrorismo mediante acción militar contundente y una política de reinserción generosa.
 
El Gobierno Santos le apunta a amnistiar a FARC por sus crímenes atroces como secuestro, carros-bomba, minas anti-persona y narcotráfico. El propio presidente Santos ha expresado que debemos estar dispuestos a que FARC participe en política. La desmovilización de 52.000 terroristas bajo el mandato de AUV nos demuestra que sí es posible lograr la tan anhelada Paz sin impunidad.
 
En un país sacudido por el narcotráfico como el nuestro, tal claudicación como la que propone el Gobierno implica la regeneración y prolongación del terrorismo. Claudicar ante un grupo terrorista sienta un precedente que estimula la formación y perseverancia de otros grupos terroristas. Este precisamente ha sido el caso de nuestro país durante los últimos 25 años. Cada que el Estado ha hecho concesiones a la delincuencia, ésta ha encontrado motivo para renovarse.
 
Señor Director, hay cosas que no se pueden arriesgar bajo ninguna circunstancia. Una de ellas es la confianza en nuestro país, recobrada con el sacrificio de tantos compatriotas. Contrario a lo que afirma su columna del pasado 20 de octubre, lo único que “alimenta” a AUV es su amor por Colombia y la profunda preocupación por el rumbo engañoso por el cual vuelve a llevarnos FARC. Un rumbo que somete al país a una incertidumbre innecesaria que puede terminar por socavar la confianza recuperada.

Att.
Tomás Uribe Moreno
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.