Miércoles, 7 de diciembre de 2016

| 2016/10/01 09:37

Matthew, el huracán que puede “aguar” el plebiscito

A pesar de que descendió a categoría 4, mantiene vientos sostenidos de 250 kilómetros por hora. Llegará a las capitales del Caribe entre sábado y domingo. ¿Cómo se afecta el voto en la mejor plaza que tiene Santos?

Matthew, el huracán que puede “aguar” el plebiscito Foto: AP

Al enrarecido y polarizado ambiente electoral, se le ha sumado un componente adicional que muy pocos tenían previsto: el huracán Matthew. Estos fenómenos suelen producir las tormentas más agresivas sobre la tierra y por eso, su solo anuncio produce pánico. Se conocen técnicamente como ciclones tropicales pues se forman solamente en los océanos Atlántico y Pacífico Oriental. Y la costa colombiana está comenzando a padecer sus efectos.

En la tarde del viernes la NOAA (máxima autoridad de meteorología en el mundo) anunció que en el caso de Matthew sus vientos pueden llegar a tener consecuencias “devastadoras”. El huracán llegó a categoría cinco convirtiéndose en uno de los más potentes que ha pasado por la costa caribe. En la mañana del sábado descendió a categoría 4, pero mantenía fuertes vientos a 250 kilómetros por hora.  

Puede leer: Matthew desciende a categoría 4

La noche del viernes el huracán estaba muy cerca de Punta Gallinas en la Guajira. El Ideam alertó que se presentarán bandas de nubosidad asociadas al ciclón tropical que ocasionarán lluvias y vientos fuertes en La Guajira, Magdalena, Cesar y Atlántico entre viernes y domingo. También advirtió que se producirán fuertes oleajes cercanos a 9 metros de altura en alta mar y a 5 metros en las zonas costeras.

Alerta electoral

Ante este panorama no solo las autoridades meteorológicas están preocupadas. Matthew promete irrumpir en el panorama político y consolidarse como una barrera para que miles de colombianos puedan acercarse a las urnas. En un país en que la abstención es tan alta, cualquier contratiempo puede ser determinante. Y más si es uno de la gravedad de un huracán. Sin ese fenómeno en las pasadas elecciones presidenciales, cerca del 60 por ciento de los colombianos no votaron.  

La costa caribe colombiana tiene mucho peso en las jornadas electorales. Esa región fue determinante para asegurar la reelección de Juan Manuel Santos y los cálculos políticos apuntan a que tendrá el mismo peso frente al plebiscito

Como reseñó en su momento el diario El Heraldo “Santos ganó de forma abrumadora en los ocho departamentos de la  región. El presidente obtuvo  2.011.241 votos contra 976.467 de su rival, Óscar Iván Zuluaga, del Centro Democrático. Lo que representa una diferencia de 1.034.774 votos entre los dos, superior a la distancia en el consolidado nacional que fue de 910.223 sufragios”.

El presidente, que había perdido la primera vuelta frente a Oscar Iván Zuluaga, logró doblar su votación en esos departamentos. Pasó de 951.833 a 2.011.241, mientras que su contendor bajó de 600.120 a 376.347 votos.

Como el plebiscito cayó en un momento en que las arcas del Estado están vacías, en muchas regiones del país no hubo mucha campaña. “La poca maquinaria que hay se ha movido es en esos departamentos a los que llega Matthew. De resto nada”, asegura un político de la región.  

El poder que tiene la costa para esta jornada no solo tiene que ver con el plebiscito. Será el lugar en donde los presidenciales se dejaran contar. Todo apunta a que el ganador podría ser Vargas Lleras pues su alianza con los Char y la ejecución de sus carteras de Vivianda y Transporte lo ha catapultado. De hecho, Vargas solo hizo campaña en el Atlántico.

Puede leer: El silencioso Sí de Vargas Lleras

Planes de contingencia

El registrador nacional, Juan Carlos Galindo, ha desplegado una impresionante logística para evitar que Matthew se atraviese en la intención de votar de los residentes en esos departamentos. El material electoral está siendo enviado por helicóptero a la Guajira y se sabe que incluso se ha pensado en cambiar el lugar de puestos de votación. “La registraduría monitorea minuto a minuto para minimizar los impactos del huracán Matthew y garantizar el derecho al voto este domingo”, aclaró Galindo.

La entidad también tiene planes de contingencia en Santa Marta, Valledupar, Cartagena y Barranquilla. El registrador recordó que desde una ley de 2008, todos los puestos de votación tienen que estar “bajo techo”, es decir ubicados en colegios o recintos cerrados para evitar la incomodidad de los electores.

Un huracán poderoso

"Es el huracán más fuerte en el Atlántico desde Félix en 2007", indicó el Centro Nacional de Huracanes (NHC), con sede en Miami. En septiembre de 2007, Félix dejó unos 150 muertos y miles de damnificados en su paso devastador por regiones pobres de la costa caribeña de Nicaragua.

Los impactos de Matthew comienzan a sentirse en todo el país. La Aeronáutica Civil prevé que cerca de los departamentos de Atlántico, La Guajira, Magdalena y Bolívar "se presenten dificultades en la operación por fuertes vientos, igualmente, en rutas desde y hacia San Andrés y Providencia, Centroamérica y Norteamérica".

En Atlántico ya se instaló una sala de crisis. El departamento está reforzando los techos deSoledad, Sabanalarga, Ponedera, Puerto Colombia y está comenzando a cerrar el acceso a las playas. En Barranquilla declararon alerta amarrilla en el sistema hospitalario y se registran fuertes aguaceros. Lo mismo sucede en Santa Marta.

Las fuertes lluvias han provocado desde este jueves la creciente de arroyos, uno de los cuales habría arrastrado a una persona cuyo paradero se desconoce. Se trataría de David Uriana, un hombre de 67 años, que según versiones de su familia habría muerto durante la emergencia.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.