Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 12/27/2011 12:00:00 AM

Ingreso de internos a cárceles aumentó 42% en 2011

El Inpec terminó el año con 126.976 internos, de los cuales 21.522 tienen el beneficio de detención domiciliaria. El número de personas dejadas en libertad cayó en cerca de la mitad, en el mismo lapso.

El 2011 termina con 35.911 reclusos más, cifra que significa un crecimiento de la población carcelaria del 28%, para un total de 126.976 personas a cargo del INPEC al finalizar el año.
 
Entre los datos que entregó la entidad, 100.573 personas se encuentran privadas de la libertad en establecimientos carcelarios y 21.522 están en detención domiciliaria.
 
El ente destacó que mientras en el 2011 entraron a las cárceles 55.112 nuevos reclusos, en el 2010 lo hicieron 31.749, lo que significa que este año el ingreso de personas a las cárceles del país llegó al 42%.
 
La salida de internos al fin de este año fue de 19.231, una cifra muy inferior a las 36.083 personas que dejaron las cárceles en el 2010.
 
Ese incremento en la población carcelaria implica también un aumento en la tasa de hacinamiento, que ahora se encuentra en el 33,05%.
 
En las cárceles del país, hay 93.020 hombres y 7.553 mujeres; 32.116 están acusados de delitos, mientras que 68.457 ya cumplen su condena.
 
Entre las poblaciones especiales, hay 226 extraditables, 54 parapolíticos, 1.325 acogidos a la Ley de Justicia y Paz, 3.302 miembros de las bacrim, 3.845 subversivos y militantes de las AUC no acogidos a Justicia y Paz, y 1.754 elementos de la fuerza pública.
 
También hay en las cárceles 791 extranjeros, 845 indígenas y 3.432 afrodescendientes.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.