Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 7/27/2015 11:46:00 PM

¿Hay gastos excesivos en la liquidación de Interbolsa?

La Fiscalía pide revisar cuentas, entre ellas pagos a medios de comunicación. La Superintendencia de Sociedades responde.

Hace pocos días, el empresario Tomás Jaramillo, socio del Fondo Premium, por donde desaparecieron miles de millones de los ahorradores de la intervenida Interbolsa, aseguró en una entrevista a El Tiempo que sí hay bienes y dineros con los que se podría pagar a las víctimas del descalabro de esa firma.

También se ha insinuado, desde la orilla de los victimarios, que mucho del dinero recuperado ha ido al pago de asesorías para el liquidador de Interbolsa Alejandro Revollo, con lo que se arrojó un manto de dudas sobre esa intervención.

Por eso el 21 de julio pasado, la reconocida fiscal del caso Interbolsa, Alexandra Ladino, envió una carta al superintendente de Sociedades, Francisco Reyes, donde plantea hacer una evaluación sobre la manera como se ha venido haciendo la liquidación de las sociedades Valores Incorporados y Rentafolio Bursátil, “con el fin de que esta responda de la mejor manera posible a la restitución integral o en una mayor proporción de los dineros de los inversionistas”.

En la carta la funcionaria cita informaciones de prensa en el sentido de los altos costos derivados de los gastos administrativos y honorarios que han generado la intervención, entre ellas, dice la misiva, pagos para medios de comunicación por un monto de 15 millones de pesos por seis meses. En síntesis, temas que son llamativos para la fiscal.

La Superintendencia respondió dos días después con una carta en la que no sólo avaló el trabajo del gerente liquidador, Alejandro Revollo, sino que fue contundente en advertir que las cuentas están sometidas a una constante auditoría y al control de legalidad.

Dice la misiva que hasta ahora no habido ninguna actuación por parte de los afectados (de Interbolsa) para plantear una remoción del liquidador ni para objetar los gastos derivados de la administración de los bienes incautados a los directivos de Interbolsa y firmas asociadas.

Pero ¿a qué se refiere la Fiscalía con gastos del liquidador a medios de comunicación? Semana.com conoció que la crítica está en un contrato entregado por la intervención, por 15 millones de pesos mensuales, a una reconocida periodista durante un año, para que contribuyera a mantener una fluida comunicación entre la intervención y las víctimas. El contrato terminó en diciembre pasado y no representó, según personal de la Superintendencia, más del 7 % del total de gastos.

“No era una asesoría de imagen como ahora están diciendo”, dijo un funcionario de la Superintendencia.
Según las cifras entregadas por la liquidadora de Interbolsa, durante el año 2014 se tuvo un gasto de 4.225 millones de pesos. De ellos, 807 millones fueron destinados al pago de impuestos de los bienes intervenidos, 961 millones a la administración de los bienes, 954 millones en asesorías y 1.502 millones en gastos de personal.

Durante este año, los gastos llegan a 2.612 millones destinados al pago del interventor (381 millones), asesorías en contabilidad para los más de 50 intervenidos (195 millones), administración de bienes (323 millones), liquidación de contratos laborales (389 millones), gastos de personal de las empresas intervenidas (429 millones) e impuestos (892 millones).

Personas cercanas a la interventoría aseguran que las alarmas que se han encendido en supuestos altos gastos provienen de los mismos involucrados en el descalabro de Interbolsa, que buscan beneficios judiciales señalando a quienes los han puesto en aprietos.

“La administración del volumen de activos supone un tren de gastos considerable con miras a evitar el deterioro del activo. Esta administración de los bienes no ha sido impugnada en sede judicial por ninguno de los afectados reconocidos en el proceso”, dice la Superintendencia en su carta a la Fiscalía.

Lo cierto es que, de ser así, esos gastos son necesarios, pues de no llevarse a cabo pueden desvalorizar los bienes con los que se busca reparar a las víctimas. Un caso ilustrativo fue el de los múltiples activos decomisados al narcotráfico y administrados por la Dirección Nacional de Estupefacientes, en donde vivieron un abandono total por años de modo que, a la hora de venderlos –si ello se lograba–, no se obtenían mayores recursos.

De esta manera, y por primera vez, se presenta un ‘rifirrafe’ entre la Fiscalía y la liquidadora de Interbolsa por los gastos. Se trata de un hecho curioso, pues las dos entidades han hecho un trabajo reconocido con un único propósito: que las cientos de víctimas recuperen el dinero robado por los socios de la otrora reconocida comisionista.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.