Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 11/27/2013 12:00:00 AM

“Al presidente no le pueden exigir que se reúna en la calle”

Así le responde el ministro del Interior a la Procuraduría, que volvió a conceptuar sobre los alcances de la Ley de Garantías.

La Ley de Garantías, que establece un conjunto de restricciones a las funciones del presidente de la República en su condición de candidato a la reelección, sigue siendo tema de controversia entre el Gobierno y los organismos de control. Ante las recientes declaraciones de la Procuraduría, el ministro del Interior, Aurelio Iragorri, le salió al paso y cuestionó hasta donde tiene cabida la Ley de Garantías.

Este miércoles, la procuradora delegada para temas electorales, María Eugenia Carreño, le envió una comunicación al presidente de la República en la que advierte que no puede hacer actos proselitistas en la Casa de Nariño. 
 
“Si el presidente hace proselitismo en la Casa de Nariño se estaría utilizando indebidamente las ventajas que otorga la investidura del presidente de la República; por lo que, menos aún, dicha sede presidencial se puede utilizar para realizar tales actos en época anterior a la inscripción”, dice la comunicación.
 
En la misiva la Procuraduría hace referencia a que Santos sólo podrá hacer proselitismo una vez inscriba formalmente su candidatura, que, según el calendario electoral, está comprendida entre el 25 de enero y el 7 de marzo. La advertencia del Ministerio Público se produce un día después de que Santos sostuvo un almuerzo en la Casa de Nariño con los miembros de la fundación Buen Gobierno.

Allí asistieron Germán Vargas Lleras y varios congresistas vinculados a la fundación como directores regionales y se designó al presidente del Senado, Juan Fernando Cristo, como nuevo integrante de la junta directiva de esta organización. 
 
Pero ante la nueva advertencia del Ministerio Público, Iragorri respondió con firmeza y dijo que al presidente de la República no se le pueden prohibir reuniones privadas en la Casa de Nariño. “Cada vez que el señor presidente vaya a tener una reunión privada, no le podemos exigir que se salga a la calle para hacer la reunión y vuelva a entrar al Palacio de Nariño una vez terminada la reunión”, señaló.

Añadió que "en la Casa de Nariño no solamente funciona la Presidencia de la República, sino que ahí vive el presidente, él duerme, almuerza y come en esa misma casa y yo creo que está en todo su derecho de invitar a reuniones privadas a quien él considere en la misma Casa de Nariño, que es donde vive”.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.