Lunes, 5 de diciembre de 2016

| 2016/10/20 12:19

Corte Suprema adelanta investigación previa contra José Obdulio Gaviria

El senador del Centro Democrático fue mencionado por el jefe paramilitar Rodrigo Alberto Zapata, alias ‘Ricardo’. El miércoles, en la ampliación del relato, este no hizo ningún señalamiento concreto.

José Obdulio Gaviria Foto: Archivo Semana

El senador José Obdulio Gaviria, fiel escudero del expresidente Álvaro Uribe, fue formalmente notificado por la Corte Suprema de Justicia –el pasado 26 de agosto– sobre una investigación previa en su contra por varias menciones hechas por el jefe paramilitar Rodrigo Alberto Zapata, más conocido como ‘Ricardo’, quien se encuentra detenido en Medellín, en el marco del proceso de Justicia y Paz.

La sala penal del máximo tribunal comisionó al magistrado auxiliar Guillermo José Martínez para que ampliara la declaración de ‘Rodrigo’ y otros ex paramilitares que puedan aclarar las situaciones en las que surge el nombre del senador Gaviria. Zapata Sierra tiene procesos por conformación de grupos ‘paras’ y en la sangrienta historia del paramilitarismo se le reseña como un hombre cercano a Vicente Castaño, uno de los fundadores de las Autodefensas. Zapata era el ‘canciller‘ de la élite paramilitar. Y quizás el episodio por el que más se le recuerda data del 2008, el escándalo por el ingreso de paramilitares a la Casa de Nariño por el sótano eludiendo así el registro: al salir de la casa presidencial alias Job se comunicó con Zapata para dar cuenta de la polémica y secreta reunión, y esa comunicación fue filtrada a la prensa.

Recientemente, en declaraciones ante un magistrado de Justicia Paz, alias ‘Rodrigo‘ reveló varias de sus relaciones con políticos. Y en medio de esos relatos hizo mención del exasesor presidencial y ahora senador José Obdulio Gaviria. El testimonio de alias ‘Rodrigo’ fue trasladado a la Corte Suprema, en donde se ordenaron las indagaciones respectivas, incluida la ampliación del testimonio de alias ‘Rodrigo’. Este hace mención del senador en tres situaciones.

La primera data de finales de los años 1990. El ex paramilitar contó que ante Vicente Castaño se presentaron un par de ancianas de Girardota, Antioquia, que alegaron haber perdido un lote y quería para que este les ayudara. Castaño revisó la lista de sucesión legal que había tenido el terreno y allí fue donde apareció el nombre de Gaviria. Según relató Zapata, la orden de Castaño fue convocar a todos los que aparecían en el documento para “pedirles” que entre todos les dieran una solución a las ancianas. Y la reunión convocada no acudió Gaviria, sino la persona que le había vendido a este. Castaño ordenó a los presentes resolverles el problema a las ancianas, y todo mundo comprendió que el que no obedeciera estaría condenado a muerte.

Habló de una segunda situación durante la época del presiente Uribe, cuando las Autodefensas estaban en negociaciones con el entonces comisionado de Paz, Luis Carlos Restrepo, para desmovilizarse. Dijo Zapata que en un momento el proceso estuvo a punto de romperse porque los paras desconfiaban del comisionado y que buscaron una reunión con el asesor presidencial José Obdulio Gaviria para enviarle un mensaje directo al presidente. Aseguró que el encuentro se dio en un café del Centro Tequendama y que este no tuvo más desarrollo porque cuando Gaviria los oyó y entendió de qué se trataba, les dijo que el hombre para tramitar tales preocupaciones era precisamente el comisionado Restrepo.

La tercera situación relatada por alias ‘Rodrigo’ ocurrió en septiembre del 2007. Fue cuando el gobierno Uribe decidió confinar en buques de la Armada a varios jefes paramilitares “por razones de seguridad”. Según dijo Zapata, en medio de esa situación los paras pensaron en contactar al asesor presidencial para tratar de reversar la situación y se llegó a mencionar la posibilidad de hacer un pago por la gestión. Pero así mismo, Zapata, en su ampliación de declaración, dijo que Gaviria acudió al encuentro con otro funcionario de Presidencia como testigo y que cuando le plantearon el tema, Gaviria ni lo consideró, que les pidió no vincular su nombre a esas situaciones y sin más concluyó el encuentro y se marchó.

“No hay un proceso formal en contra del senador. Se trata de una indagación preliminar ordenada por la Corte para verificar el alcance de las manifestaciones hechas por Rodrigo Zapata sobre contactos que hizo con el hoy senador”, explica Albeiro Yepes, abogado defensor de Gaviria. Ayer (19 de octubre) en Medellín tuvo lugar la ampliación del testimonio de Zapata, donde este relató ante el magistrado auxiliar de la Corte Suprema los tres episodios reseñados. Este le preguntó al ex paramilitar si conocía de nexos, otras relaciones o episodios que involucren el nombre de Gaviria, a lo que Zapata respondió que no. Aseguró que no conocía nada más que los comentarios que ya había rendido.

Al ser consultado frente al tema, el senador Gaviria le dijo a Semana.com: “El sistema en sí mismo es oprobioso. Cualquier parlamentario que sea mencionado por cualquier delincuente queda inmediatamente sub judice con efectos políticos terribles. He estado sometido a la curiosidad de saber que alguien está hablando barbaridades de mí. Y mientras el país estaba en grandes debates, yo he estado distraído en esos asuntos”.

La Corte Suprema, dentro de la misma indagación previa a Gaviria, oyó el testimonio ampliado de otro paramilitar, Jesús Jaramillo Araque, quien está recluido en Ibagué. Y también proyecta una indagación con alias ‘Don Berna‘, uno de los jefes paras que purgan condena en Estados Unidos desde cuando fue extraditado en el 2008. El alto tribunal analizará todos esos elementos para determinar si adelanta una investigación formal o si archiva el asunto.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.