25 mayo 2013

Enviar a un amigo

Email destino:

Nombre remitente:

Email remitente:

La magistrada que leyó expediente en un crucero

ESCÁNDALO La presidenta de la Corte Suprema explicó este sábado el motivo de su viaje en un crucero.

La magistrada que leyó expediente en un crucero . .

.

Foto: Archivo Semana

En los últimos días en el país se generó una polémica alrededor de un viaje de placer que cuatro magistradas realizaron en un crucero por el Caribe.

La controversia se suscitó porque, al parecer, las alta funcionarias no habían justificado su viaje. El tema creció al punto que el presidente de la Sala Disciplinaria del Consejo Superior de la Judicatura, Wilson Ruiz, aseguró que investigaría el caso.

Este sábado, una de las viajeras, la presidenta de la Corte Suprema de Justicia, Ruth Marina Díaz, explicó en un comunicado de prensa que su viaje había sido un regalo de su hijo Félix Hernando Díaz, quien trabaja en Estados Unidos, y no fue financiado con los recursos de la corporación.

En uno de los apartes del comunicado se explica algo curioso. La magistrada asegura que durante el crucero, pese a que era de descanso, estudié los proyectos de casación presentados por mis compañeros de la Sala Civil, y revisé el proyecto que dejé listo para repartirles el lunes 20 de mayo, los cuales serán examinados por la Corte la próxima semana”, es decir, trabajó mientras gozaba de las mieles de un crucero por el mar Caribe.

Igualmente manifestó que a la fecha todo su trabajo está al día y que estará como habitualmente el lunes a las 7 de la mañana en su despacho atendiendo las múltiples ocupaciones de su cargo como presidenta de la Corte Suprema de Justicia.

Otra de las partes más simpáticas del comunicado es la justificación legal del permiso, el cual está soportado en el artículo 144 de la Ley 270 de 1996, en donde según ella, la ley vigente en la materia le permite esas licencias.

Semana.com buscó el articulo 144 de Ley 270, y señala textualmente: “Los funcionarios y empleados de la Rama Judicial tienen derecho a permiso remunerado por causa justificada. Tales permisos serán concedidos por el presidente de la Corporación a que pertenezca el magistrado o de la cual dependa el juez, o por el superior del empleado”, precisa textualmente la jurisprudencia. Lo que se busca establecer es: ¿Qué tan justificado era un crucero por el Caribe para la magistrada Díaz?

La palabra la tiene el Consejo Superior de la Judicatura. Este tribunal prometió llegar hasta las últimas consecuencias de este sonado caso.

Publicidad
Horóscopo
Semana en Facebook
Publicidad