Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 12/28/2017 2:36:00 PM

La puja por el salario mínimo terminaría sin acuerdo

Los representantes de los trabajadores pedían un aumento del 7 por ciento mientras que los empresarios ofrecían el 5. Una vez más, el incremento será fijado por decreto.

Este jueves se llevó a cabo la última reunión en la que los trabajadores y los empleadores intentaron ponerse de acuerdo para fijar el aumento del salario mínimo que tendrá vigencia en 2018. Como en los años anteriores, la concertación no igualó las propuestas de las las partes, y ahora será el Gobierno el que, este viernes, fijará el incremento vía decreto.

Este diciembre, como lo indica la ley, los trabajadores, representados por la Confederación de Trabajadores de Colombia (CTC), la Confederación General del Trabajo (CGT) y la Central Unitaria de Trabajadores (CUT) se sentaron en la mesa de negociaciones con los empresarios, cuya voz asumieron la ANDI y Fenalco, y el Gobierno. Las propuestas comenzaron distanciadas por más de 6 puntos porcentuales, y pese a que se acercaron con el avance de las reuniones, no hubo un consenso final.

La petición de los sindicatos estaba entre el rango de los 10 y los 12 puntos, mientras que los empleadores empezaron ofreciendo entre el 4,5 y el 4,7 por ciento. Tras las distintas rondas de negociación se empezó a cerrar la brecha. Este jueves, antes de que comenzara la reunión final, entre los trabajadores se hablaba de un incremento de 7 puntos, mientras que los empresarios no se movían del 5,1.

En contexto: ¿En qué va la negociación del salario mínimo?

Dentro de los argumentos de los representantes de los trabajadores para exigir este incremento están la pérdida de poder adquisitivo debido a la reforma tributaria, la necesidad de incentivar el consumo y dinamizar la economía, y la incapacidad de suplir necesidades básicas con ese monto mensual.

Por su parte, los gremios consideran que un aumento muy alto del salario mínimo puede hacer muy costosa la contratación de nuevos trabajadores y afectar la generación de empleo. Además, creen que su propuesta es atractiva considerando la inflación proyectada (alrededor del 4 por ciento).

Los gremios también resaltan que durante los dos últimos años, el aumento del mínimo ha estado por encima de la inflación por lo que ha aumentado el poder adquisitivo.

Esos argumentos fueron expuestos durante el debate que culminó este jueves sin acuerdo. Ahora será el Gobierno el que este viernes decida en cuánto aumentarán los 737.717 pesos, monto que más de la mitad de los trabajadores del país se ganan al mes.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

TEMAS RELACIONADOS

EDICIÓN 1861

PORTADA

Prieto en la mira

La imputación de cargos al exgerente de la campaña de Santos sorprendió. Pero esta no tiene que ver con el escándalo de Odebrecht ni con la financiación de las campañas. ¿Por qué?