Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 11/3/2016 10:43:00 AM

La respuesta de Esteban Piedrahíta a Juan Gossaín

El exdirector del DNP asegura que Cali no vive ninguna “crisis”. Con cifras en mano aclara los items del estudio que citó el periodista y que causó un debate en las grandes capitales del país.

La semana pasada, un reportaje de Juan Gossaín causó gran controversia. En un extenso texto, lleno de cifras y datos, uno de los decanos del periodismo recogía un estudio sobre las ciudades capitales en el país.
 
A Cali no le fue nada bien y por eso el periodista la calificó como una ciudad en “crisis”. El diagnóstico llevó a Esteban Piedrahíta, ex director del Departamento Nacional de Planeación, presidente de la Cámara de Comercio de Cali y uno de los caleños más reconocidos, a responder también con cifras en mano cada una de las críticas del estudio que citó Gossaín.
 
Así le resultó esa tarea:
 
“En reciente edición de El Tiempo apareció un reportaje de Juan Gossaín, con datos de César Caballero—Gerente de Cifras y Conceptos—, titulado “Soledad en Bogotá, crisis en Cali, progreso en Barranquilla y Medellín”. No hay discusión sobre los avances de Medellín y Barranquilla en la última década. Lo que sí demanda una rectificación es la conclusión de que Cali está en crisis. Gossaín dice basar su análisis en “cifras y hechos concretos”, veamos algunas de Cali.
 
Comienzo por reconocer que nuestra ciudad tiene grandes desafíos y que en algunas variables, como homicidios, estamos peor que nuestros ‘pares’, a pesar de mejoras recientes. También hay que aceptar que el quinquenio 2006-2011, que fue muy bueno para Colombia, no lo fue tanto para Cali y el Valle. Esto por diversos motivos, incluyendo algunos ‘estructurales’ como el impacto sobre nuestro tejido empresarial del cierre de la frontera venezolana, las crisis en EEUU y España, y la revaluación del peso (somos los mayores receptores de remesas del país).
 
Sin embargo, el panorama de los últimos 5 años es de claro progreso y no se compadece con el dictamen de Caballero de que “entre las 4 grandes ciudades, Cali es la que muestra mayor rezago en todos los indicadores económicos y sociales”. Según los últimos datos del DANE, por ejemplo, entre 2011 y 2016, Cali fue la que más redujo el desempleo (de 15,2% a 10,8%). En el mismo lapso, éste aumentó en Barranquilla del 7% al 9% y en Bogotá del 9,2% al 9,6%; en Medellín bajó del 12,5% al 10,7%.
 
Gossaín menciona que en “Cali hay en este momento 200 industrias menos que hace cinco años”. Según el registro de la Cámara de Comercio de Cali, el número de empresas manufactureras asentadas en Cali pasó de 7885 a 9913 entre 2011 y 2015, y en su ‘área metropolitana’ pasaron de 8549 a 10802. Esto excluye el gran crecimiento de las zonas francas de Palmira y el Norte del Cauca que representan más del 50% de las exportaciones de todas las zonas francas del país.
 
En el ámbito social, entre 2011 y 2015, Cali fue segunda entre las grandes capitales en reducción de pobreza (-8,6 puntos porcentuales), por debajo de Barranquilla (-12,7 pp), pero por encima de Bogotá (-2,7 pp) y Medellín (-4,9 pp). Cabe mencionar que la tasa de pobreza de Cali (16,5%) es significativamente menor a la de Barranquilla (22%) y no dista mucho de la de Medellín (14,3%), y que Cali es menos desigual (Gini=0,478) que Bogotá (0,498) y Medellín (0,489), aunque más que Barranquilla (0,439).
 
Gossaín presenta la cifra inverosímil de que “el número de suscriptores de acueducto del Valle bajó 6 por ciento entre 2014 y 2015”. Esto sería una tragedia social monumental—¡280.000 personas pierden acceso al agua en un año! Las cifras ciertas (de Planeación Nacional) son que la cobertura de acueducto en el Valle es del 96,8%, contra 94,7% de Antioquia y 83,5% en la región atlántica. En alcantarillado es de 90,5% en el Valle, 79,4% en Antioquia y 59,2% en la región caribe.
 
En una cuestión central como la salud maternoinfantil, las cifras de Cali son notables. Según datos de la Red de Ciudades Cómo Vamos, en 2015 Cali tenía el índice más bajo de mortalidad infantil (8,1 por 1.000 nacidos vivos), seguida de Medellín (8,2), Bogotá (8,7) y Barranquilla (12,8); y el segundo más bajo de mortalidad materna (32,7 por 100.000 habitantes), tras Medellín (24,8), pero por delante de Bogotá (35,2) y Barranquilla (50,9).
 
Estas cifras son contundentes en demostrar no solo que en muchas variables de gran impacto social y económico Cali está mejor que algunos de sus pares, sino que también está en una evidente trayectoria de progreso”. 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

TEMAS RELACIONADOS

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.