Jueves, 23 de octubre de 2014

| 2013/01/16 00:00

La triste y corta vida de María José Ortiz

El desgarrador caso de la niña de dos años terminó en el Hospital de Engativá.

. Foto: EFE

El pasado 4 de enero, cuando los profesionales del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF) recibieron a María José Ortiz, emitieron este diagnóstico: “Bajo peso y talla para su edad, dificultad para ingerir alimentos y caminar, comunicación limitada, espasmo por llanto y actitud triste”.


La niña, de dos años de edad, murió el pasado 11 de enero en el Hospital de Engativá, ubicado en el noroccidente de Bogotá. Ese día, María José, en estado de inconsciencia, fue llevada dos veces a ese centro hospitalario. La primera visita se debió a un cuadro de vómito y la segunda obedeció a la ausencia de signos vitales. A pesar de la reanimación, su vida se acabó a las 8:24 de la noche. 


"Tenía el brazo derecho con funcionalidad, desviación en un ojo, pañalitis y marcas de maltrato en las piernas", describió Edgard Ricardo Lombo, director de la regional Bogotá del ICBF.


En un comienzo, fue atendida durante 15 días en la Fundación Hospital Infantil Universitario San José, a donde ingresó con signos de maltrato.


Luego, fue remitida por ese centro hospitalario al centro zonal del ICBF, en Engativá, donde se decidió llevarla a un hogar sustituto, en el que la niña vivió durante siete días. Allí vomitó en varias ocasiones. 


En ese sentido, la progenitora reconoció, según la historia clínica, que las nauseas ya se habían presentado en otras ocasiones. En la misma línea habló sobre el caso el director del Hospital de Engativá, Mauricio Cubero, quien aseguró que la menor de edad tenía antecedentes médicos de agresión.


Lombo relató que un día antes de que la niña llegara al hogar, una tía denunció a la madre de la menor de edad por lesiones personales. Incluso, su abuela, quien vive en Villeta (Cundinamarca), solicitó su custodia. No obstante, el instituto aseguró que “hasta el fallecimiento de la niña, el ICBF no había encontrado condiciones apropiadas para entregársela a la abuela”.


Este martes, tras realizar la necropsia del cuerpo, el dictamen de Medicina Legal anotó que la cabeza de la infante presentó un trauma leve. El ICBF señaló que “estos resultados no son concluyentes y no explican la causa de la muerte, por lo cual se adelanta un examen de muestras de tejido cerebral, el cual será analizado para determinar la causa del deceso”. El director del instituto, Diego Molano, espera que los resultados de la evaluación se conozcan en una semana.


La Fiscalía también se vinculó al caso al denunciar a la madre por homicidio. Así las cosas, el ente acusador investigará quiénes son los responsables del deterioro físico de María José. 


“Desde el ICBF le pedimos a los entes judiciales todo el rigor en las investigaciones para que la muerte de María José no quede impune”, apuntó Molano, quien agregó que “aunque aún no se precisan las causas de la muerte, la niña llegó en un estado muy lamentable al hogar comunitario”.


Entre enero y diciembre del 2012, el ICBF abrió 7.124 procesos de restablecimiento de derechos a niños y adolescentes que ingresaron por maltrato infantil. Según un informe del instituto, “la gran mayoría de los casos tienen que ver con maltrato físico y negligencia de sus cuidadores”, sin descartar, los casos de maltrato psicológico.


“Reiteramos a la ciudadanía la importancia de denunciar a la línea nacional 01 8000 918080, cualquier acto de violencia, riesgo o vulneración que atente contra la vida de los niños o represente un riesgo para su integridad”, concluyó Molano.                           

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×