Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 9/1/2007 12:00:00 AM

Las ocho puntos de Pardo

En su nuevo libro el ex senador Rafael Pardo propone un acuerdo nacional para sacar de la crisis el proceso con las AUC. En que consisten sus propuestas.

El proceso de paz con los grupos paramilitares va muy mal. Dos de los grandes jefes de las autodefensas -'Macaco' y 'Don Berna'- están a las puertas de la extradición por haber faltado a los acuerdos con el gobierno. Se sabe que muchos paramilitares nunca se desmovilizaron y ahora comandan bandas criminales con más de 5.000 miembros. Cada vez se sabe de nuevos sectores políticos o del Estado infiltrado por los paramilitares. La aplicación de la Ley de Justicia y Paz es lenta. Los paramilitares sometidos a ella no han mostrado intenciones claras de contribuir a la verdad. Los bienes no se han visto. Y la reparación de las víctimas es un horizonte demasiado lejano. Aun así, el proceso tiene arreglo. Siempre y cuando se haga un acuerdo nacional para cumplir con ocho puntos que lo enderecen. Eso es lo que dice el ex senador Rafael Pardo, en su recién publicado libro Fin del paramilitarismo ¿es posible su desmonte?

Pardo ha sido uno de los grandes críticos que ha tenido el presidente Álvaro Uribe en el tema paramilitar. Como senador en la anterior legislatura, se le atravesó al gobierno en su intención de pasar una ley 'blanda' que los sirviera a los jefes paramilitares, y, junto a otros congresistas, impulsó una iniciativa que ponía en el centro la verdad, la justicia y la reparación. Por estos debates se ganó la animadversión de altos funcionarios del gobierno, y salió del uribismo hacia la oposición, en el Partido Liberal.

El libro tiene dos partes fundamentales. En la primera el autor hace un recuento de las zonas grises que ha dejado el gobierno durante estos cuatro años y que le han dado un enorme margen de maniobra a los paramilitares. En el segundo, hace propuestas concretas. En ¿'Cómo enderezar el proceso'? se concentra en ocho puntos que ya empiezan a ser debatidos en los círculos políticos.

Pardo considera que se necesita un acuerdo nacional para sacar adelante estos ocho puntos:

1 Reparar a las víctimas. Pardo vuelve sobre la propuesta que había hecho en el pasado de canjear parte de la deuda externa para obtener recursos para la reparación. Este sería dinero complementario al que entreguen los paramilitares, y al que destine el gobierno para tal fin, en el marco de un gran programa de reparación.

2 Confesión de crímenes de guerra. Una ley complementaria a la Ley de Justicia y Paz que exija la confesión de crímenes de guerra y de lesa humanidad por parte de las cúpulas. Para el autor, sin esta nueva exigencia no se alcanza a saber realmente lo ocurrido. "En muchas versiones libres incluso hay apología del delito", dice Pardo, pues los paramilitares no admiten sus crímenes sino que los justifican.

3 Crear una guardia nacional para el campo. No es la primera vez que Pardo propone crear una tercera fuerza intermedia entre Ejército y Policía, y cuya función sea la seguridad rural. Para el autor, esta fuerza es necesaria para combatir a bandas criminales emergentes, y en general a la delincuencia que acosa al campo. Para financiarla, no descarta la creación de una sobretasa al impuesto predial rural. La idea de una guardia nacional ha sido muy controvertida. Sin embargo, el riesgo evidente de que fenómenos como Las Águilas Negras crezcan y se reproduzcan hace que el tema vuelva a ponerse sobre la mesa.

4 Si cumplen, que tengan espacio político. No todo es garrote. Pardo considera que si los paras le cumplen al país, deberían tener algunas favorabilidades políticas. Propone una circunscripción especial de paz para 2010 para que los ex paras puedan entrar a concejos municipales, asambleas departamentales y la Cámara de Representantes. Se trata de estimular el paso de las armas a la política. Siempre y cuando cumplan con la verdad, la justicia, la reparación y la no repetición.

5 Condicionar la no extradición a la confesión plena. Hasta ahora, según Pardo, el presidente Uribe ha usado la extradición como un garrote que saca de manera arbitraria cuando lo necesita. Por eso propone que la decisión de extraditar o no dependa de un efectivo cumplimiento de las exigencias que haga la ley en materia de verdad y reparación. En otras palabras que deje de ser un instrumento político y sea un instrumento judicial.

6 Atención a ex combatientes, incluyendo a los soldados. Un programa de reincorporación que incluya recursos públicos y estímulos al sector privado para que acojan a personas que han dejado las armas. Pero no sólo a quienes estaban en los grupos ilegales sino a los soldados que terminan el servicio militar. Es otra propuesta polémica pues el espíritu de los programas de reinserción es atraer a la legalidad a quienes están por fuera de ella. El servicio militar y el crimen son dos asuntos muy diferentes.

7 Eliminar el voto preferente por dos períodos. En la última reforma política quedó establecido el voto preferente que es, según Pardo, el boquete por donde se cuelan las mafias en la política. Para ponerle punto final a la para-política sería necesario, según el libro, eliminar durante los próximos dos períodos el voto preferente. Así se obliga a los partidos a hacer listas cerradas y se le quita peso al clientelismo.

8 Reforzar a la Fiscalía. Como lo han dicho otros analistas, en las actuales circunstancias la unidad de justicia y paz de la Fiscalía no puede sacar adelante la investigación de todos los crímenes de paramilitares. Su fortalecimiento debe ser propósito nacional, según Pardo.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1850

PORTADA

El hombre de las tulas

SEMANA revela la historia del misterioso personaje que movía la plata en efectivo para pagar sobornos, en el peor escándalo de la Justicia en Colombia.