Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 6/7/2012 12:00:00 AM

"Le pegó el botellazo, al agresor lo llamaron Carlitos": testigo caso Colmenares

José Wílmer Ayola aseguró que seis personas rodearon al universitario en la madrugada de su muerte, quienes, según él, lo insultaron y le pegaron. "Luis Colmenares se desplomó. Cuando esto pasó comenzaron a mirarse entre ellos. Lo movieron con el pie y lo llamaban. Este no respondió".

Una pieza clave en el caso de la muerte de Luis Andrés Colmenares fue revelada este miércoles por la Fiscalía. Se trata de José Wílmer Ayola, el nuevo testigo que rindió su testimonio ante la policía judicial los pasados días lunes y martes.

El hombre se acercó a la Policía para contar detalles inéditos sobre lo que supuestamente vio en la noche de Halloween del 2010.

Su relato fue leído por el fiscal 11 de la unidad de vida, Antonio Luis González, durante la audiencia de imputación de cargos y la legalización de medida de aseguramiento contra el universitario Carlos Cárdenas, exnovio de Laura Moreno.

El testigo afirmó que la primera vez que vio al grupo de jóvenes fue a la salida de la discoteca Penthouse, en el norte de Bogotá, cuando él y un compañero suyo vendían licor en la zona rosa. Ayola aseguró que la segunda ocasión que vio a los estudiantes fue en el parque El Virrey.

"Veo un grupo de jóvenes, cinco en total, cuatro hombres y una mujer que están reunidos a un lado de una camioneta color oscura, esta está parqueada en sentido sur-norte. Tenía apagadas las luces, dentro de ella había una persona del lado del conductor", dijo.

Ayola relató cómo, según él, el grupo de jóvenes insultó y golpeó a Colmenares. "Con el tiempo supe que se llamaba Luis Colmenares. Casi no se podía sostener de pie. Lo veía que estaba como borracho. No alcanzó a correr sino a unos cinco metros de donde estaba el grupo antes mencionado de la camioneta, se tropieza y cae el suelo. Cuando se estaba levantando llegaron los otros que estaban con él en ese momento y lo levantaron a patadas en el suelo. Luis Colmenares no gritó, la mujer que estaba en esa reunión se acercó, le arrebató el celular de la mano y le dio una cachetada en la cara".

El testigo afirmó que el universitario estuvo arrodillado y trataba de hablar. "Luis Colmenares estaba arrodillado. Los que estaban con él lo insultaban, todo el mundo hablaba al tiempo. Lo que yo vi fue que Luis Colmenares trató como de hablar y la persona que estaba dentro de la camioneta se baja con una botella en la mano y le da un golpe en la cabeza".

"Luis Colmenares estaba arrodillado en el sitio donde cayó primero, de espaldas a la camioneta. Yo vi cuando cayó, no dijo nada, y sonó duro cuando le dieron el botellazo. No sé si la botella se rompió", precisó.

El testigo señaló que el agresor que golpeó con una botella al estudiante lo llamaron en ese momento "Carlitos". "Cuando el muchacho le pegó el botellazo a Luis Colmenares, uno de los que estaba ahí lo llamó por el nombre, "Carlitos", al agresor. Luis Colmenares se desplomó".

Ayola indicó qué sucedió tras la golpiza al universitario. "Cuando esto pasa comenzaron a mirarse entre ellos. Lo movieron con el pie y lo llamaban. Este no respondió. Uno de los muchachos que estaba ahí lo cogió por el cuello y lo levantaron, pero Luis Colmenares estaba desplomado. Lo cogieron entre los que estaban ahí, lo alzaron y se lo llevaron hacia la camioneta para montarlo por el otro lado del conductor. Cuando eso estaba pasando nos vieron y la mujer que estaba ahí comenzó a tratarnos mal", aseguró.

El testigo dijo que hacia las 4 de la mañana llegaron "dos sujetos" que llamaron al compañero que estaba con él esa madrugada.

"Como a las 4 de la mañana llegaron dos sujetos y llamaron a mi amigo Cristian aparte. Vi que le pasaron algo. En el momento no supe qué era. Estos (las personas que llegaron),
antes de irse, le dicen a Cristian que me diera algo a mí. Se fueron a pie. Cuando yo le digo a Cristian que me iba a ir, este me dice que le habían dado 400.000 pesos y me dio
200.000 pesos. Este me dijo que lo que habíamos visto era una pelea entre ellos".

Ayola anotó que se enteró sobre la muerte de Colmenares a través de su compañero, a quien llama Cristian.

"Me comentó Cristian que al muchacho que habíamos visto esa madrugada, que le estaban pegando, lo habían encontrado muerto y que se había ahogado. No me dijo el sitio y me corrigió que no le habían dado 400.000 pesos, sino un millón de pesos", precisó.

La descripción física que entregó Ayola sobre la mujer que vio esa noche coincide con las características físicas de Laura Moreno. "Era como de 1,60 de estatura, delgada,
cabello liso, más bajo del hombro. Es la misma muchacha que se acercó como a unos 15 metros a insultarnos".

Para concluir la lectura del tesitmonio, el fiscal 11 leyó que la policía judicial le preguntó a Ayola si había visto a esa joven luego de los hechos comentados. "Sí. En la televisión me di cuenta de que era una de las que estaban detenidas por este caso", respondió.

El testigo relató que, junto con su compañero Cristian, vendía licor en la zona rosa de Bogotá, a las salidas de las discotecas. También contó que su amigo vivía en Suba Rincón, en el noroccidente de Bogotá. Además, aseguró que perdió contacto con él y la última vez que lo vio fue en junio del 2011.

En estos momentos Ayola está amparado por el programa de protección de testigos de la Fiscalía y es pieza clave en el proceso contra los implicados por el deceso de
Colmenares.

Carlos Cárdenas fue trasladado a la cárcel Modelo

A Carlos Cárdenas, el universitario investigado por la muerte de Luis Andrés Colmenares y detenido este miércoles, le fue dictada medida de aseguramiento en establecimiento carcelario por parte del juez 41 con funciones de control de garantías.

Durante la audiencia, que se adelantó hasta la madrugada del jueves en el complejo judicial de Paloquemao, en Bogotá, se apeló la decisión por parte de la defensa del acusado, que solicitó que se diera marcha atrás o que, al menos, se analizara la posibilidad de que se concediera el beneficio de casa por cárcel.

Hacia las 3:20 a. m. la medida fue confirmada en todas sus partes por el juez y se dio fin a la audiencia. La Fiscalía, la Procuraduría y los representantes de la familia Colmenares habían solicitado esa ratificación.

El togado argumentó su decisión basado en evidencias que le permitieron establecer que Cárdenas es un peligro para la sociedad y que puede obstruir la investigación.

Ante el llanto de sus familiares, el imputado tuvo un semblante tranquilo, se abrazó con varios de ellos y abandonó la sala escoltado por la policía. Ahora, su sitio de reclusión, de acuerdo con lo determinado por el juez, es la cárcel Modelo, de Bogotá.

Previamente, la Fiscalía le imputó a Cárdenas los cargos de homicidio doloso agravado en calidad de autor material, y soborno, los cuales el acusado no aceptó. La Fiscalía le había ofrecido una reducción de la mitad de la pena si confesaba.

Como ya se mencionó, la decisión fue apelada por la defensa del universitario y será un juez de conocimiento, en segunda instancia, quien resuelva esta situación.

Cárdenas fue capturado en el occidente de Bogotá por orden del fiscal 11, Antonio Luis González, funcionario que fue apartado del proceso que se le sigue por el mismo caso a Laura Moreno y Jessy Quintero.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.