Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 4/26/2013 12:00:00 AM

Líder de tierras recibe panfleto escrito con sangre

Por reclamar tierras despojadas en Urabá, Beatriz Elena Mestre vive con el riesgo de ser víctima de un atentado.

Beatriz Elena Mestra lleva la mitad de sus 50 años con riesgo de morir. La violencia que azota a Urabá ha sido un calvario en su vida. El más reciente episodio ocurrió hace dos días, cuando a la oficina de la organización de reclamantes de Tierra y Vida, en Apartadó, llegó un sobre a nombre suyo.

Era un panfleto en el que un grupo que dijo llamarse 'Gaitanistas' le dice que si quiere tierra, se la van a echar encima. Con letra roja escribieron el nombre del grupo armado. Al instauran la denuncia ante la Policía se pudo constatar que la tinta podría ser sangre y ahora investigan a quién pertenece.

Beatriz Elena Mestra es líder reclamante de tierras en Urabá. Es la vocera de los desplazados de varias veredas en Turbo. Ella misma está reclamando las 251 hectáreas que en 1996 las autodefensas le quitaron a su papá en la vereda Villa Rosa, ubicada en el corregimiento Nuevo Oriente. Para ese año era popular la frase: “Me vende la tierra, o le compro a la viuda”.

Su familia resolvió el dilema abandonando la finca. Para el 24 de octubre de 1996 sus diez hermanos y sus padres habían salido de allí y justo ese día mataron a su mamá en Montería, cuando la esposa de su hermano mayor viajaba a acompañarla. Poco se sabe de los motivos y los responsables del homicidio.

Desde entonces, la vida de Beatriz Elena no ha sido más que una peregrinación. Se radica por temporadas cortas en diferentes municipios de Urabá y poco se ve con sus dos hijos. Los mismos violentos que la amenazaron saben que se mueve entre Carepa y Chigorodó y así se lo hicieron saber en el panfleto.

Recientemente, un grupo de ocho hombres en moto se acercó a su casa sin explicación. Y hace unos meses, desde un carro con vidrios oscuros, le tomaron fotos. Ahora llega la amenaza. Así se pasa su vida.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.