Viernes, 31 de octubre de 2014

| 2013/07/22 00:00

“Llegó la hora de pararse de la mesa”

Con el argumento de que las FARC “están tomando oxígeno”, Centro Democrático exige a Santos suspender proceso de paz.

Francisco Santos, öscar Iván Zuluaga y Carlos Holmes, precandidatos uribistas, exigieron la suspensión de los diálogos de paz y condicionarla a un cese unilateral de acciones terroristas de la guerrilla. Foto: CENTRO DEMOCRÁTICO

Francisco Santos le cuestionó este lunes al presidente Juan Manuel Santos que no hubiera hecho mención alguna del asesinato de 19 soldados en Arauca y Caquetá en el discurso con el que instaló la última legislatura de su gobierno. “Lo sabía horas antes de ir al Congreso y prefirió guardar silencio. No dijo una sola palabra y nos mostró el país de las maravillas sobre la sangre de estos soldados”.

Así fue como el Centro Democrático, el movimiento de oposición liderado por el expresidente Álvaro Uribe, le dio respuesta al discurso de Santos en el Congreso en el que de nuevo fijó como prioridad la política de paz.

La misma política que este movimiento opositor pidió este martes suspender, al considerar que el más reciente ataque terrorista de las FARC contra miembros de la Fuerza Pública, perpetrado el pasado fin de semana y en el que murieron 15 militares en la zona de Fortul (Arauca), debe ser asumido como “la gota que rebasó la copa” con las FARC y que deben llevar a tomar la decisión de levantarse de la mesa de diálogo que gobierno y voceros de la guerrilla tienen instalada desde el pasado mes de noviembre en La Habana, Cuba.

Y por eso le exigen al gobierno suspender los diálogos y condicionar su reanudación a un “cese unilateral de acciones militares criminales” por parte de las FARC, con verificación internacional. “Sólo hasta que se den estas condiciones el presidente Santos debe volverse a sentarse en la mesa con estos sinvergüenzas”, dijo Francisco Santos.

De no hacerlo, explicaron los ‘uribistas’, el gobierno estaría legitimando “el asesinato de nuestros jóvenes policías y militares”. “¿Hasta cuando tenemos que acompañar los colombianos los féretros de los soldados y las lágrimas de sus familias mientras los asesinos se refugian tranquilamente en La Habana y disfrutan del tapete rojo que el gobierno les ha entregado? ¿Hasta cuándo presidente Santos?”, dijo Francisco Santos.

Los dirigentes del Centro Democrático defienden una tesis. Durante los siete meses de negociaciones, los únicos beneficiados han sido la guerrilla de las FARC, a quienes, según Francisco Santos, el gobierno “les está dando oxígeno político” a cambio del deterioro de las condiciones de seguridad en el país.

Por eso revelaron cifras que señalan que 263 militares y policías han sido asesinados entre septiembre del año pasado y mayo del presente; que la tasa de homicidios se incrementó de 4.307 en el 2012 a 4.848 en lo que va de 2013; que las acciones terroristas pasaron de 471 en el 2010 a 819 en el 2012, y que los atentados a oleoductos aumentaron en un 66 % en el presente año en el país.

“El presidente Santos al continuar negociando con las FARC solo les está dando oxígeno político a una organización que no le interesa la paz. Sólo les interesa es el poder”, según palabras de Francisco Santos.

El Centro Democrático considera que las FARC están aprovechando para mantener su estrategia de combinar las formas de lucha para alcanzar el poder. “La marcha patriótica, los movimientos campesinos y sociales, los proyectos de zonas de reserva campesina, todo eso hace parte de una estrategia en la que las FARC manda un mensaje muy claro: esta negociación no es para la paz, es simplemente un proceso de acumulación de fuerzas para lograr lo que ellos denominan la toma del poder”.

Firmeza con Venezuela

Además de exigir la suspensión de los diálogos de paz, el Centro Democrático también le pidió al gobierno mayor firmeza en las relaciones de Colombia con Venezuela. “Santos lo que debe pedirle al presidente Nicolás Maduro es que Venezuela deje de ser la retaguardia de las FARC.

Holmes asegura que el frente 10 de las FARC “mata, secuestra y extorsiona en Colombia, pero se ampara en el refugio del territorio venezolano”. Francisco Santos asegura que los militares de ese frente que asesinaron a los 15 soldados en Arauca cruzaron la frontera desde Venezuela.

Por eso, Óscar Iván Zuluaga, otro de los precandidatos presidenciales uribistas, consideró que la relación de Colombia con todos los vecinos debe tener como denominador común la lucha contra el terrorismo y el narcotráfico. “Las FARC son terroristas que se financian con el narcotráfico y en eso no debe haber contemplaciones con ningún país del mundo”.

Santos perdió el rumbo

Pero la paz y las relación es con Venezuela no fueron las únicas políticas cuestionadas por la oposición. Zuluaga aseguró que Colombia hoy es un barco a la deriva sin capital ni timonel. Porque no existe liderazgo presidencial que ha llevado, en su criterio, a que en el país se haya perdido el principio de autoridad.

“La prueba más clara es el Catatumbo”, dice. “El Esmad está de brazos cruzados y las FARC tienen el manejo”. Y agrega que “la falta de autoridad va acompañado de la pérdida del diálogo social. Santos no conoce la realidad nacional y eso ha llevado a que llegue tarde a estas protestas sociales. El precedente del paro cafetero le demostró a otros sectores de la economía productiva del país que es el paro y la protesta la única forma de ser escuchados”.

Los uribistas también calificaron el discurso que pronunció el presidente Santos en el Congreso como antidemocrático y excluyente.

Las referencia concreta fue el rechazo a lo que llamaron la exclusión de Fedegan en los diálogos gremiales y las referencias al senador Jorge Robledo como uno de los políticos que estarían detrás de las movilizaciones y paros.

El presidente Santos 'macartiza' a todos los que pensamos distinto, los que pensamos que la paz se hace de una manera distinta. Al presidente solo le gusta que le digan lo que quiere oír y al que no lo dice lo tilda de guerrillero, de terrorista como lo hizo con el senador robledo. O de mano negra de la extrema derecha como hace con nosotros. Le da urticaria cualquier crítica”.

Esta fue la declaración de intenciones del Centro Democrático que anticipó la estrategia de oposición de la última legislatura.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×