Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 8/20/2011 12:00:00 AM

"Los partidos privilegian los votos sobre la calidad"

La politóloga Claudia López habla de la depuración de los avales entregados a candidatos en el país, de la nueva actitud de las Farc ante las elecciones y de su futuro profesional.

MARÍA JIMENA DUZÁN: A última hora, Cambio Radical decidió retirarles el aval a cerca de trescientos candidatos. Otro tanto hicieron La U y el Partido Liberal. ¿Hay una reacción en la Unidad Nacional, así sea tardía, para depurar la política?

CLAUDIA LÓPEZ: Reconozco que esas decisiones son valientes, pero tardías. Lo que deberían hacer era no darles el aval en vez de revocárselo a último minuto. Ahora se va a venir una controversia jurídica en manos del Consejo Nacional Electoral, que no es el mejor ejemplo de transparencia y tecnicismo, y allá podría caerse la depuración.

M.J.D.: Los partidos alegan que no pudieron hacer la purga antes de que se otorgaran los avales porque la información sobre la investigación hecha por Arco Iris, de la cual usted formó parte, no les llegó sino dos días antes del cierre de inscripciones.

C.L.: Esa es una pregunta para el gobierno, que fue el que les ofreció a los partidos el trámite de información sobre los antecedentes de los candidatos registrados por los organismos del Estado. Si ese mecanismo funcionó o no a tiempo, es asunto del gobierno. En todo caso, los partidos no pueden seguir con la excusa de que no tienen ni idea con quién hacen política o que solo le niegan el aval a quien tenga una condena, lo cual es una tontería, porque si está condenado, igual no se puede inscribir.

M.J.D.: Sin embargo, tengo entendido que en las listas también había candidatos condenados…

C.L.: Sí, según la lista de antecedentes que dio a conocer el Ministerio del Interior, algunos partidos estaban avalando a personas que tenían circular de la Interpol, orden de captura vigente o sanciones por delitos que van desde no mantener a los hijos hasta corrupción en contratos. Pero el problema más grande no es ese: son los candidatos que no tienen sanciones ni están condenados, pero que tienen una trayectoria política que deja mucho que desear. Para sancionar a los parapolíticos nos demoramos 15 años en abrir las investigaciones. Si los partidos hubieran filtrado ese tipo de candidatos, hubiéramos evitado una tragedia.

M.J.D.: ¿Qué partido tiene la mejor organización para tomar esas decisiones políticas?

C.L.: Creo que es el Mira. De resto, partidos grandes y chicos, de la Unidad o de la oposición, terminan privilegiando los votos por encima de la calidad política.

M.J.D.: ¿Y cuál es el que menos ha depurado sus listas?

C.L.: EL PIN, el MIO y Afrovides. Por las disputas entre Juan Carlos Abadía y Juan Carlos Martínez, surgió el MIO, que además 'cooptó' a Afrovides, que era un movimiento para representar las negritudes. Afrovides es el que está avalando al hermano de Macaco a la Alcaldía de Dosquebradas.

M.J.D.: Para no hablar que el Partido Conservador avaló a la hermana de Báez con el argumento de que no hay delitos de sangre.

C.L.: El Partido Conservador es otro caso perdido en depuración. Obviamente no hay delitos de sangre, pero la cuestión no es de linaje, sino de política: es que la influencia política en Caldas está construida a partir del paramilitarismo. Podrían no ser hermanos.

M.J.D.: Los departamentos de Sucre y Magdalena fueron los más golpeados por la parapolítica. ¿Aprendieron la lección?

C.L.:
Pues juzgue usted: en Sucre, las dos fuerzas políticas más grandes siguen vinculadas con el narcoparamilitarismo: la Gata y Álvaro García Romero, condenado a cuarenta años por conformar grupos paramilitares y determinar masacres. A esta dupla le está surgiendo una tercería que también tiene nexos con ilegales del Valle. Hablo de Yaír Acuña, flamante investigador independiente de la Comisión de Acusaciones, quien hoy cuenta con el apoyo de Juan Carlos Martínez, condenado por vínculos con la mafia del Valle. Gracias a ese nuevo respaldo, Yaír Acuña se distancia de la Gata, que fue su primera promotora. Para la Gobernación de Sucre, Acuña y Álvaro García van en alianza apoyando al candidato de La U. Y la Gata y otros sectores políticos apoyan al candidato del PIN, cuya franquicia en Sucre se la apropió la Gata. Y esos dos bandos tienen sus propios candidatos a la alcaldías de Sucre, Coveñas, Tolú y San Onofre. Por cuenta de este panorama, quien se presenta como la esperanza de la renovación es un viejo cacique como Julio César Guerra Tulena, candidato por el Partido Liberal.

M.J.D.: ¿Hay mafias nuevas que se están aliando con los caciques tradicionales?

C.L.:
Sí. Y hay casos para todo. Viejas mafias con nuevos políticos o nuevas mafias con viejos políticos. Por ejemplo, en San Andrés y Providencia están las nuevas bacrim, aliadas con familias políticas tradicionales. Allá también están apareciendo avales del MIO. Es como si se estuviera conectando políticamente una ruta entre Valle, Risaralda, Sucre y Providencia.

M.J.D.: ¿Las Farc han cambiado la forma como tradicionalmente han intentado sabotear las elecciones?

C.L.: Una de las cosas que están pasando es que todos los ilegales están variando sus tradicionales formas de intervenir la política. Por ejemplo, las Farc, guerrilla que usualmente atentaba contra los candidatos, ahora también está haciendo proselitismo armado y apoyando a candidatos. Hay casos insólitos, como que sectores de las Farc y de paramilitares apoyen al mismo tiempo a un candidato de La U en Arauca.

M.J.D.: ¿Y el expresidente Uribe sabe ese dato?

C.L.: Pues tocaría preguntarle. Lo cierto es que él está en campaña y como cualquier político debe saber cuáles son los apoyos de sus candidatos. Pero también está el caso de candidatos, financiados por el ELN en Cauca y Nariño, amparados en movimientos indígenas e 'independientes'. O en Caquetá, donde Luis Alfonso Almario, el único congresista que ostenta la triple condición de ser investigado por farcpolítica, parapolítica y narcopolítica, sigue libre y promoviendo la candidatura de su hermana, Nelcy Almario, a la Gobernación del Caquetá por el Partido Conservador. Uno de sus contendores, por el Partido Liberal, es el hijo de un exgobernador asesinado por las Farc, investigado por supuestos vínculos con el Bloque Héroes de los Andaquíes. Y el otro es Arnulfo Gasca, inscrito por un partido hechizo, conocido como 'País', se autodefine como patrón de patrones. ¡Qué tal!

M.J.D.: Qué panorama… Según la MOE, para estas elecciones se dispararon los índices de la violencia política. Veintiocho candidatos han sido asesinados hasta el momento, lo que equivale a un incremento del 68 por ciento de la violencia contra candidatos. ¿A qué se debe?

C.L.:
Lo primero es que ni los narcoparamilitares ni las guerrillas desaparecieron y, por el contrario, se han adaptado para seguir en la guerra y el narcotráfico. Mire lo que pasa en La Guajira, donde ocurrió el atentado más de tipo mafioso que hemos visto en esta campaña. A un abogado, esposo de una funcionaria de La Guajira que apoyaba al candidato conservador a la Gobernación, Bladimiro Cuello, le metieron cien tiros para matarlo. Ese no es un simple asesinato: ¡es una vendetta! El contrincante de Cuello es Juan Francisco Gómez, a quien a última hora Cambio Radical le retiró el aval.

M.J.D.: ¿Qué está pasando en Antioquia, otro departamento donde la parapolítica tiene condenados o investigados a la mayoría de sus jefes políticos?

C.L.: Los conservadores y La U, que habían logrado consolidarse como el principal bastión electoral, están divididos y por eso Fajardo tiene mejores posibilidades de ganar. Pero la maquinaria electoral y financiera que hay detrás del candidato Álvaro Vásquez, del Partido Conservador, no hay que subestimarla. En Medellín, dicen que no menos de seis comunas están controladas por las mafias que están jugadas por candidatos al Concejo de Medellín, con preferencias por la Alcaldía de Luis Pérez, como se vio desde la pasada elección. Pérez tenía un acuerdo para ir en llave con Óscar Suárez Mira, pero lo metieron preso, por lo cual los Mira se han replegado y quien lidera el apoyo público de la campaña de Pérez y de Vásquez es la ilustre senadora del Bolillo, la conservadora Liliana Rendón. El otro contendor es Aníbal Gaviria, que está involucrado en investigaciones de parapolítica.

M.J.D.: Para no hablar de lo que está pasando en Norte de Santander...

C.L.: Es una mina muy rentable para las mafias. Todo el mundo en Cúcuta sabe quiénes son los cinco apóstoles, a cuáles candidatos financian, pero nadie los captura. Algunos que posan de ideología conservadora no lo son tanto a la hora de recibir apoyos de narcos como Gensin Miranda, que es uno de esos apóstoles.

M.J.D.: ¿Se está refiriendo al polémico senador Corzo, presidente del Congreso?

C.L.: A varios 'Corzarios'. El exalcalde de Cúcuta, Ramiro Suárez Corzo, capturado la semana pasada, y quien apoyaba al candidato liberal en Cúcuta, dijo que el otro Corzo le presentaba este tipo de personajes.

M.J.D.: ¿Por qué uno tiene la sensación de que en el tema de la depuración política estamos como Lampedusa: que todo cambie para que nada cambie...

C.L.: A pesar del voto de confianza que se les ha dado a los partidos con la nueva reforma política, siguen teniendo una actitud muy cómoda: con tal de ganar no les importa juntarse hasta con el diablo. Los partidos no aprenden la lección y se limitan a hacer minipurgas con la esperanza de que no los cojan. Pero, además, creo que estas elecciones locales son el campo de batalla entre los que se sienten traicionados por el cambio de agenda del gobierno nacional y se podrían ver afectados si de verdad se aplica a fondo el Estatuto Anticurropción, la Ley de Víctimas, la de restitución de tierras.

M.J.D.: Tengo entendido que está empacando maletas…

C.L.: Me voy a estudiar el doctorado a Estados Unidos porque tuve la fortuna de ganarme la beca Fullbright. Con esta salida creo que cierro una etapa de mi vida. Quiero abrirme paso en otros campos. Mi aspiración en la vida no es ser eternamente la investigadora de la parapolítica.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.