Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 2/13/2012 12:00:00 AM

Los retos del nuevo contralor

El saliente jefe de la institución, Mario Solano, traza los desafíos que deberá afrontar su reemplazo, a pocas horas de conocerse el resultado de la elección. De la terna que se enfrenta este martes, se rumora que Diego Ardila ya tiene el triunfo asegurado.

En los pasillos del Concejo se rumora que la votación para elegir al próximo contralor distrital es un formalismo. Diego Ardila, apoyado por Cambio Radical, contaría también con el respaldo de los concejales del Partido de la U, de los Verdes, de los conservadores y de buena parte de los liberales. Esto le aseguraría una mayoría suficiente para quedarse con el cargo que disputa con Soraya Vargas y Carlos José Bitar. Este último incluso se negó a dar a conocer sus propuestas, pues, según él,  ya hay acuerdos entre los cabildantes para elegir al próximo contralor.   
 
Lo cierto es que sea quien sea el ganador, los retos que se le vienen no son menores. Por un lado, está la difícil tarea de recuperar la credibilidad y confianza por parte de la ciudadanía de una institución que terminó con su máxima cabeza, Miguel Ángel Morales Russi, en la cárcel. Por otro, está el reto de evitar la prescripción de los 453 procesos que se adelantan por responsabilidad fiscal y continuar con las investigaciones abiertas, que en los últimos seis meses han mostrado el desfalco de un billón 200.000 millones de pesos del presupuesto de la ciudad.
 
El listado de casos que adelanta la Procuraduría es un largo y triste etcétera de hechos que el nuevo contralor deberá seguir con lupa. La investigación contra los bomberos de Bogotá por unas construcciones que van en detrimento del patrimonio de la ciudad; las irregularidades en la construcción de los hospitales de Meissen, en Ciudad Bolívar, y el Tintal; la indagación contra el Instituto Distrital de Recreación y Deporte por detrimento de 1.900 millones de pesos en la clausura del Mundial Sub 20; o la investigación de los comparendos que suman más de 300.000 millones de pesos sin cobrar, son solo algunos de ellos.
 
Mario Solano, el actual contralor que reemplazó a Morales Russi, le explicó a Semana.com cuáles son los principales retos que deberá asumir su reemplazo. “Uno de  los desafíos será evacuar más de 80 investigaciones por responsabilidad fiscal que nosotros acabamos de abrir en este segundo semestre. También deberá mantener la credibilidad y la confianza por parte de la ciudadanía”, explica.
 
Este último punto es sin duda el más importante. El hecho de poder reaccionar de manera muy ágil y dinámica frente a los reclamos de los ciudadanos es señalado por el contralor como algo fundamental para recuperar la confianza en esta institución, penetrada por los carteles de la contratación.
 
La responsabilidad del próximo Contralor pasará también no sólo por manejar el presupuesto de 77.000 millones de pesos y la carga laboral de más de 800 funcionarios para saber si contrata o despide, sino que también tendrá a su cargo importante nombramientos.
 
“Los cargos más importantes que nombra el contralor son los 18 subdirectores porque ellos tienen la posibilidad de hacer auditorias sobre las que no se puede cambiar su decisión, ni el mismo contralor puede hacerlo. Son completamente autónomos y realizar cambios en esos equipos de auditorías resulta muy difícil por la oposición de los mismos subdirectores”, asegura Mario Solano. Igualmente importante es el contralor auxiliar, la persona que está a cargo de los juicios de responsabilidad fiscal.
 
Las prioridades de los candidatos
 
Soraya Vargas
Esta abogada que trabajó buena parte de su trayectoria laboral en el sector público, le dijo a Semana.com que su prioridad es presentarles a los bogotanos las denuncias de los casos de corrupción que se adelantan en la Contraloría. “Es muy importante trabajar en la credibilidad y por eso se debe promover en lo que se viene trabajando y también darle mayor credibilidad en la parte técnica, que se traduzca en resultados específicos de frente al control fiscal y también en los procesos de responsabilidad de política pública y de participación ciudadana”, explica Vargas.
 
La aspirante considera que los casos contra el patrimonio público y los temas de salud son las principales investigaciones que se deben continuar. “Es fundamental que la Contraloría tenga toda la fiabilidad para demostrar que hay garantías de que tenemos la técnica para mostrar los resultados”.
 
“La Contraloría también ha sufrido por todas las situaciones que le han acaecido a la alta dirección y por eso es importante modernizar los procesos. La persona que ocupe la cabeza del ente debe mandar el mensaje que quién meta la mano a los dineros públicos debería irse a la cárcel”, concluye Soraya.
 
Diego Ardila
Este abogado de origen liberal y con amplia experiencia en la Contraloría de Bogotá, donde trabajó entre 1991 y el 2002, busca ganar la elección después de haberse lanzado en tres ocasiones. Ardila hace énfasis en hacer del ente un organismo más técnico que le permita mejorara sus actuaciones. “Nos enfrentamos a 453 procesos de los que debemos evitar su prescripción, lo que se logra con un trabajo más técnico. Pero esto también nos servirá para apoyar al Concejo para que pueda prestar un mejor control político”.
 
El aspirante, que cuenta con el apoyo de Cambio Radical y de buena parte de los concejales del partido de la ‘U’,  asegura que se debe hacer una reingeniería al interior del organismo para que parte del personal que hoy está en la parte administrativa, pase a los cuerpos de responsabilidad fiscal.
 
Para Ardila, el tema de la salud, que incluye varias investigaciones, debe ser una de las principales prioridades de un posible mandato suyo. Ante los señalamientos que hay por su cercanía con el magistrado José Ovidio Claros, quien fue llamado a declarar por el caso del ‘carrusel de las pensiones’, Ardila dijo que Ovidio Claros había sido su jefe años atrás y aunque todavía tiene una relación con él, negó que este hubiera participado en su campaña.
 
Carlos José Bitar
El aspirante prefirió no contestar el cuestionario por entender que ya hay acuerdos entre los concejales para elegir al próximo Contralor. Sucede que al interior del cabildo se rumora que sus integrantes ya habrían llegado a un acuerdo para votar este martes a favor de Diego Ardila, hecho que el candidato apoyado por Cambio Radical dice desconocer.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.