Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 6/4/2013 12:00:00 AM

Los viáticos de la ‘magistrada viajera’

Ruth Marina Díaz tendrá casi $4 millones para tres días de permanencia en España. Se viene renuncia en la Corporación.

Tras el ‘respiro’ que tuvo por cuenta la crisis entre Colombia y Venezuela, la Justicia vuelve a estar bajo el escrutinio público por cuenta del nuevo viaje de la presidente de la Corte Suprema, Ruth Marina Díaz, quien tras su crucero por el Caribe ahora está de visita en un evento académico en España.

En esta ocasión la manzana de la discordia tiene que ver con los viáticos que recibirá la funcionaria judicial por cuenta de la nueva travesía, que no deja de causar controversia e, incluso, indignación. El día de su vuelo de salida, ayer lunes, Díaz fue simbólicamente despedida por mariachis por la Red de Veedurías con el mensaje “bien ida magistrada”.

Eso no es todo. Semana.com consultó con fuentes de la Corte que confirmaron que existe una verdadera ‘tormenta’ en la corporación. Varios magistrados de la Sala Civil han manifestado su inconformismo por el nuevo viaje de la magistrada, que asiste al Congreso Bienal sobre Seguridad Jurídica y Democracia en Iberoamérica en la universidad de Girona, del 3 al 5 de junio.

Según lo establecido, para un alto magistrado se tienen estipulados viáticos de 700 dólares diarios, que al cambio y multiplicado por los tres días de estadía en España, dan aproximadamente cuatro millones de pesos.

Un comunicado expedido por el alto tribunal, del pasado 30 de mayo, señala textualmente que “los organizadores del evento asumen todos los gastos de la representante de la Corte Suprema de Justicia”. Por otra parte, las personalidades con pasaporte diplomático y de gran calado, como la presidenta del alto tribunal, suelen quedarse en la casa del embajador. La pregunta es: ¿Para qué son los cuantiosos viáticos de la magistrada Ruth Marina Díaz?

Mientras tanto, la que sufre es la imagen de la Justicia, que viene de capa caída por cuenta de los onerosos beneficios de sus altos magistrados que, si bien son ajustados a la Ley, demuestran que los togados en este país tienen demasiados privilegios.

Se viene renuncia en la Corte Suprema

No siendo suficiente el escándalo por cuenta de los ‘magistrados viajeros’, se suma ahora la renuncia presentada por el magistrado de la Sala Civil Arturo Solarte, a quien le faltan dos años para terminar su período.

Según fuentes del Alto Tribunal, la carta fue presentada el jueves pasado a la presidenta de la corporación, Ruth Marina Díaz, debido a que no comprende ni comparte la interinidad para elegir el magistrado reemplazante de Jaime Arrubla Paucar.

Según el texto de la carta, conocido por Semana.com, el magistrado Solarte precisa: “Considero que es el momento de dar un paso al costado, pues no deseo ser un obstáculo para el rumbo que mayoritariamente se le quiere dar a la corporación, en variados aspectos tales como su conformación, el ejercicio de sus tareas, de sus competencias electorales y su papel dentro de los órganos de poder público”.

Una verdadera tormenta en una de las ramas que deberían dar ejemplo ante una opinión hastiada de privilegios y abusos del poder judicial.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.