Jueves, 8 de diciembre de 2016

| 2016/01/14 16:11

Condenan a la esposa del exgobernador Álvaro Cruz a dos años

La abogada aceptó su responsabilidad en los delitos de ocultamiento y obstrucción a la justicia. Por decisión de la juez no irá a prisión y deberá pagar una multa de 500 salarios mínimos.

Condenan a la esposa del exgobernador Álvaro Cruz a dos años Foto: Archivo SEMANA

Luz Zoraida Rozo, destacada abogada y reconocida en los círculos sociales de Bogotá, fue condenada este jueves por la juez 55 de conocimiento por haber participado de una trama de corrupción para retrasar el proceso judicial que se adelantaba en contra de su esposo, el exgobernador de Cundinamarca Álvaro Cruz, dentro del proceso denominado el ‘carrusel de la contratación’.

En el desarrollo de la diligencia judicial, la Fiscalía pidió la máxima pena, que sería de ocho años de prisión. Sin embargo, pidió que se tuviera en cuenta la aceptación de cargos de Rozo, con lo que tendría una rebaja del 50 % de la pena. El ente acusador también solicitó que esta se cumpliera en prisión domiciliaria por la condición de salud de la abogada.

No obstante, la juez del caso profirió una condena  no restrictiva de la libertad de dos años y 11 meses de prisión, lo que quiere decir que quedará en libertad.

La juez, además, le impuso una multa de 500 salarios mínimos legales vigentes, es decir, cerca de 350 millones de pesos. y, para gozar del beneficio de la libertad condicional, debe consiganr una suma cercana a los tres millones de pesos. Luz Zoraida, a decir de quienes conocen el proceso, logró una baja sentencia por un delito tan complicado como obstruir a la justicia.

Zoraida Rozo se ha desempeñado como docente de la Universidad Externado de Colombia. Fue secretaria general de la Alcaldía de Bogotá en la administración de Enrique Peñalosa (2000), procuradora delegada y magistrada auxiliar. En la administración de su esposo pesaba mucho y era considerada la mano derecha del gobernador.

La esposa del exgobernador, según las evidencias, ocultó material probatorio durante las diligencias de allanamiento que adelantó la Fiscalía en su domicilio cuando investigaba a su esposo. También, se le señaló de ser la intermediaria para hacer efectivo el pago de una coima de 2.000 millones de pesos al procurador Hernán Jovel –imputado y cobijado con medida de aseguramiento– para entorpecer la investigación contra Cruz.

Según las evidencias, el procurador Jovel tenía un contacto en la Fiscalía que se encargaría de cerrar el camino para que no avanzara ese proceso.

El turno para el exgobernador Álvaro Cruz será el próximo 14 de marzo. Cruz fue la cabeza de una “división criminal” para cometer actos de corrupción en contra de la administración pública, dijo la Fiscalía.

Según el ente, los hechos se registraron entre los meses de diciembre del 2009 y febrero del 2010. En ese tiempo, Cruz habría entregado dinero a funcionarios de la Unidad de Mantenimiento y Rehabilitación Vial de Bogotá y a concejales de la ciudad que manejaban la mencionada entidad.

La misión era clara: todos debían favorecer la ejecución de los contratos de la Unión Temporal Asfaltos, la cual fue adjudicataria del Contrato 193 de 2009, por un valor total de 23.000 millones de pesos.
Según la Fiscalía, la cantidad de dinero entregada ascendió a 800 millones de pesos. Dice la acusación que el exgobernador se apropió de mil millones de pesos.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.