Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 9/21/1992 12:00:00 AM

MAS AGUA SUCIA

El periódico La Prensa acusa al ex ministro Fernando Carrillo de conexiones con mercenarios y encubrimiento de homicidio.

SEGUN EL PERIODICO LA Prensa, el primero de junio de este año el asesor de seguridad del ministro de Justicia Fernando Carrillo, Isaac Lee, regresaba a su residencia acompañado de un grupo de mercenarios isrielíes. El portero no los dejó entrar porque estaban armados. Los mercenarios fueron a buscar a la policía y todos entraron a bala al edificio Nogark, al norte de Bogotá. El celador aterrado comenzó a correr por las escaleras. En cada puerta golpeaba pidiendo auxilio. Nadie lo ayudó hasta que llegó al último piso y tropezó con una pared . Allí los mercenarios y el teniente de la policía lo acribillaron a bala.
El periódico afirmó que para justificar este crimen los asesinos se inventaron que el celador, de 65 años, estaba borracho, que les había disparado y que ellos habían actuado en legítima defensa. Al ser enterado de todo esto el Ministro de Justicia utilizó sus influencias para tapar el asunto y evitar un es cándalo.
Como si todo esto fuera poco, Lee era íntimo amigo y compañero de apartamento de Eitan Koren, otro asesor de seguridad israelí, quien había tenido un contrato de cuatro millones de dólares para convertir la cárcel de Envigado en una prisión de máxima seguridad. Koren, por su parte, tendría vinculaciones con Yair Klein, el mercenario israelí que vino a Colombia para asesorar los servicios de seguridad del propio Pablo Escobar y Gonzalo Ro dríguez Gacha.
La conclusión que dejan los dos artículos de La Prensa es que la rosca israelí con que Escobar manejaba su seguridad es la misma rosca que recibió contratos multimillonarios e ilegales de Fernando Carrillo para asegurar que e] mismo Escobar no se volara de la cárcel. Además de esto, el Ministro de Justicia sería culpable de encubrimiento del asesinato cometido por los merce narios israelíes a un inocente celador.
Si todo lo anterior fuera cierto el escándalo podría ser de un calibre comparable al de la fuga de Escobar.
Sin embargo, al cierre de esta edición aunque el ex ministro iba a demandar por calumnia al periódico, los medios de comunicación no le habían parado muchas bolas. Segun información recibida por Carrillo, los artículos habrían sido escritos por Manuel Vicente Peña, quien además de ser conocido como el fundador de la asociación de choferes no matones, ha publicado polémicos escritos sobre temas como la toma del Palacio de Justicia y las relaciones colombo venezolanas.
¿Cuál es la verdad de todo esto? Examinando el caso con cuidado se descubre que hay verdades, verdades a medias y mentiras. Isaac Lee es colombiano de 23 años, de sangre judía que se convirtió en experto en contrainteligencia terrorista en Israel. Había sido contratado en el pasado como asesor de seguridad de los generales Arias Cabrales y Oscar Botero y del ex canciller Luis Fernando Jaramillo. Sus funciones no son las de escoltar directamente sino la de supervisar y diseñar sistemas de seguridad. Carrillo, quien por su cargo era uno de los hombres más amenazados del país, era amigo personal de éste y lo llamó para que colaborara en su seguridad personal.
Según el expediente sobre el asesinato del celador, Isaac Lee efectivamente trató de entrar solo a su edificio el pasado primero de junio y el portero inexplicablemente se negó a abrirle. Por esto se dirigió al CAI donde un grupo de policías encabezados por el teniente Luis Angel Amaya abrieron la puerta a la fuerza. El celador disparó hiriendo a uno de los oficiales, sus compañeros reaccionaron y lo mataron. Durante todo este episodio Isaac Lee, quien fue el que hizo la denuncia ante el CAI, no entró al edificio. Por lo tanto toda la balacera fue por cuenta exclusivamente de la policía.
Lee informó del acontecimiento al ministro Carrillo, quien le recomendó hacer la respectiva denuncia ante las autoridades perti nentes. Como el acusado era un miembro de la policía el caso pasó a manos del juez 78 de Instrucción Criminal. El proceso se llevó a cabo y el militar finalmente fue declarado inocente. El Ministro de Justicia, a pesar de su título, no tiene ninguna jurisdicción sobre los jueces y menos sobre los de la esfera penal militar. Aunque la versión que dan los policías acusados de que el viejo celador de 65 años les disparó borracho no suena muy convincente, nada tiene que ver en todo esto Fernando Carrillo. Se trataba de una riña entre unos policías y un celador y aunque no se descarta la posibilidad de un montaje, este sería responsabilidad de la policía y no del Ministerio de Justicia.
La segunda pata de todo este enredo es la relación entre Isaac Lee, el asesor de seguridad del Ministro, Eitan Koren, el contratista de la cárcel de Envigado y Yair Kléin, el mercenario israelí que trabajó para los narcoterroristas. Koren es un ciudadano israelí que montó en Colombia una firma privada de seguridad llamada General Security.
Además de dedicarse al blindaje de carros ha asesorado a tres ministros de Defensa y a varias empresas privadas. No es exagerado afirmar que en asuntos de seguridad es una de las personas con mayor prestigio en el país. El viceministro de Justicia Eduardo Mendoza, firmó con él un contrato de cuatro mi llones de dólares para reforzar la seguridad en la cárcel de Envigado. El contrato fue aprobado por el Consejo de Seguridad, el Consejo de Ministros, el Consejo de Estado y la Contraloría. Su implementación se complicó por múltiples problemas como el hecho de que los trabajadores de la firma eran prácticamente los únicos que ingresaban a la cárcel legalmente. Estos trámites toma ban varias horas diarias y cuando finalmente llegaban a la cárcel se tropezaban con la adversión de Escobar y su gente quienes, no consideraban prioritario reforzar la seguridad. Después de que un día sus hombres fueron sacados a la brava y amenazados, Koren renunció. Como ya se le había pagado el 80 por ciento de los cuatro millones de dólares y La Catedral ya no es cárcel, quedan unas cuentas de dinero por arreglar con el Ministerio de Justicia.
Koren es muy amigo de Isaac Lee pero al igual que éste afirma no conocer a Yair Klein. Hasta ahora nadie ha podido probar ninguna vinculación entre ellos. Su firma, sin duda alguna, llenaba los requisitos de idoneidad para el contrato y la fuga de Escobar no está relacionada con ésta puesto que las obras nunca se pudieron llevar a cabo.
En todos los episodios anteriores hay elementos controvertibles, pero hay algo de calumnia si se pretende relacionar todo con todo. No todo es claro en el asesinato del celador, hay cuentas pendientes en el contrato de La Catedral, y sin duda alguna Carrillo tiene bastante responsabilidad en lo que sucedió en la cárcel de Envigado. Pero de ahí a la conexión Carrillo-mercena rios Escobar hay un gran trecho.





¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1829

PORTADA

Gran encuesta presidencial

Vargas Lleras arranca fuerte, Petro está estancado, Fajardo tiene cómo crecer y los partidos tradicionales andan rezagados. Entre los uribistas, Ramos se ve fuerte. Y Santos tiene 35 por ciento de aceptación. Gran encuesta de Invamer para Caracol Televisión, Blu Radio y SEMANA.