Domingo, 4 de diciembre de 2016

| 2016/10/03 08:14

Matthew se aleja de las costas colombianas y causa estragos en República Dominicana

El huracán inundó varios municipios de la Costa Atlántica y dejó un víctima fatal en La Guajira. Este lunes llegó a la isla y ha dejado más de 8.500 desplazados.

Matthew se aleja de las costas colombianas y causa estragos en República Dominicana Foto: AP

En su paso por Colombia este fin de semana, el huracán Matthew provocó crecientes y avalanchas de los ríos Fundación, Aracataca, Turcinca, Sevilla y Frío en Magdalena. En Pueblo Viejo, ubicado entre Ciénaga y el Parque Isla de Salamanca en ese departamento, las calles se inundaron por el aumento del tamaño de las olas y la ciénaga grande también aumentó su nivel.

En las principales capitales, como Santa Marta, Barranquilla y Cartagena, llovió durante todo el domingo. Pero fue una característica generalizada en los 180 municipios de la región, lluvia e inundaciones. El desastre más grande fue en la Zona Bananera y Aracataca, donde aproximadamente hay 70.000 personas afectadas por la creciente de los ríos. 

En la madrugada del viernes el Ejército, la Defensa Civil y la Unidad de Gestión del Riesgo comenzaron a evacuar los corregimientos de Pájaro y Mayapo, en Manaure (La Guajira). Ese mismo día se conoció el nombre de la primera víctima, David Uriana, un hombre mayor de 67 años a quien lo arrastró la creciente de un arroyo en la zona de Casuzo, Uribia.

“A su paso durante el viernes y en la madrugada del sábado, Matthew dejó 27 viviendas averiadas en cinco corregimientos de Uribia, estas con daños menores que serán atendidas por las autoridades locales en primera instancia”, dijo la estatal Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo de Desastres (UNGRD) en un comunicado.

La fuerza de Matthew empezó a disminuir en la tarde del domingo. El huracán tomó distancia y se fue hacia República Dominicana y Haití, donde ha causado estragos. En República Dominicana, según se conoció este lunes, más de 8.500 personas fueron evacuadas y 15 de las 32 provincias del país se mantienen en alerta roja.

Del total de afectados, 8.180 se desplazaron a casas de amigos o familiares, mientras que 366 se encuentran en albergues oficiales, según anunció el Centro de Operaciones de Emergencias (COE).

El huracán Matthew, de categoría 4, se localiza a unos 450 kilómetros al suroeste de cabo Beata, provincia Pedernales (suroeste de la República Dominicana), y a unos 460 kilómetros al suroeste de Puerto Príncipe, Haití, según la Oficina Nacional de Meteorología (Onamet).

El fenómeno se desplaza lentamente hacia al norte a unos nueve kilómetros por hora, con vientos máximos de 215 km/h, de acuerdo con un boletín de la Onamet de las 6.00 hora local. 

En Haití una persona murió y otra está desaparecida a causa de las lluvias. La víctima es un pescador que se ahogó en St Jean Du Sude, en el departamento Sur del país, de acuerdo con el servicio de Protección Civil, que precisó que otra persona desapareció en Aquin, en la región sur.

Mientras tanto, Jamaica espera la llegada de Matthew. El ministro del Gobierno Local de Jamaica, Desmond McKenzie, aseguró que "este huracán no es ninguna broma. De acuerdo con los últimos informes sobre su fuerza y trayectoria, el país va a sufrir de fuertes inundaciones y lluvias".

"Vuelvo a apelar a los ciudadanos a que hagan caso de todo lo que se les dice. Hacemos todo lo que podemos. Aquellos que viven en zonas bajas de fácil inundación por favor huyan a terrenos más seguros", dijo en conferencia de prensa.

El huracán de categoría 4 se espera que llegue en la noche de este lunes al este de Jamaica, con vientos de 215 kilómetros por hora. Las poblaciones que más preocupan son las de Port Royal, San Andrés y el este de la capital al sureste el país, donde el Ejecutivo envió este domingo varios autobuses para evacuar a sus habitantes. Los albergues provisionales habilitados ya recibieron a sus primeros ciudadanos.

Con información de EFE.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.