Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 4/27/2011 12:00:00 AM

"Mi salida no es un tema cerrado": general Matamoros

Vestido de civil, el general Gustavo Matamoros ofreció una rueda de prensa en la que no reveló las razones de su salida e insistió en que sus acciones nunca estuvieron fuera de sus funciones como jefe del Estado Mayor Conjunto.

En el salón presidencial del Hotel Tequendama, en el centro de Bogotá, el saliente jefe del Estado Mayor conjunto, general Gustavo Matamoros, ofreció una anunciada rueda de prensa en la que, según él, se revelarían las razones de su salida. Sin embargo, no fue así.
 
Las dudas sobre las razones específicas de su salida continúan. Matamoros aseguró que su retiro se dio inesperadamente y que ni como un acto de ‘cortesía’ le comunicaron  la decisión "como corresponde al oficial de la más alta jerarquía en el Ejército". Dijo además que tampoco fue llamado para discutir las diferencias que, según sus propias palabras, "hoy tristemente aparecieron en los medios de comunicación, filtradas de manera tendenciosa para desacreditar mi nombre y mi trayectoria".

Por lo que, aseguró, su salida no es un asunto cerrado, refiriéndose y citando recientes declaraciones que frente al tema ha dado el ministro de Defensa, Rodrigo Rivera. 
 
En su discurso, el general Matamoros fue enfático en aclarar que su vida militar ha sido ganada a pulso, y que sus apellidos nunca fueron el soporte de sus logros. Recordó cuáles eran sus funciones y resaltó que nunca tuvo intromisiones de ningún tipo y que jamás intentó dañarle a otros lo que les correspondía.
 
Al hacer referencia a sus obligaciones, habló de las investigaciones administrativas que estaban a su cargo y que, según él, los resultados serán lamentables. "Algo muy serio está ocurriendo", aseguró. Sin embargo dijo, más adelante, que no le correspondía a él decir las irregularidades que había detectado, por lo que pidió al ministro de Defensa, Rodrigo Rivera, que salga a hablar de dichas anomalías. No dio detalles.

El general insistió en pedir explicaciones sobre de qué forma y por qué se filtró a los medios información que tendría que ver con el malestar creado dentro de la cúpula con algunas de sus acciones. Filtraciones que, según él, sólo buscan hacerle daño a su nombre y que no son más que rumores de pasillo.
 
"Por qué se filtran conceptos que sólo se comparten en acuerdo de comandantes, donde solo asiste el ministro y los comandantes de la cúpula?", se preguntó.
 
"No hay rivalidades", dijo, y negó que en dos reuniones, hechas antes de su salida, se hubiera intentado limar asperezas (ver nota). Según él, esos encuentros tuvieron otro propósito y del tema del malestar que se estuviera viviendo dentro de la cúpula nunca se habló. 
 
Sin embargo, fuentes consultadas por Semana.com sostienen que dichos encuentros sí tuvieron el propósito de aclarar los inconvenientes que en la cúpula se estaban presentando.
 
Sobre la reunión con el presidente Juan Manuel Santos, el martes, Matamoros señaló que diferente a lo que se ha rumorado allí no hubo oferta de embajada.
 
Sonriente, con un aspecto diferente al que se le vio en días pasados, cuando apenas se enteraba de la noticia, dijo que por ahora la única oferta que tenía era la de su hija, que lo invitaba a pasear a caballo, el que dijo es, despues del perro, el mejor amigo del hombre.
 
Sobre el ministro de Defensa, Rodrigo Rivera, prefirió no opinar, y aunque previamente había dicho que el Ejército no estaba pasando por un buen momento, aseguró de forma enfática que "esta guerra la vamos a ganar".
 
La declaración de Matamoros se da a un día de que la Comisión Primera del Senado aprobara la proposición radicada por el senador Juan Manuel Galán para conformar una comisión accidental que aclare la salida del general. 
 
¿Qué razones han motivado el llamamiento a calificar servicios del general Gustavo Matamoros Camacho? ¿Qué cambios se han producido en la conducción política y operativa desde la posesión del presidente Juan Manuel Santos? ¿Cómo evalúa el Gobierno el estado anímico o “moral” del personal de las Fuerzas Militares? ¿Cuándo fue la más reciente evaluación? ¿Cuál es el resultado de la misma? Son algunas de las preguntas que buscará resolver la Comisión Accidental, que contará con la participación de todos los partidos presentes en la Comisión Primera del Senado y que se reunirá con el ministro de Defensa, Rodrigo Rivera, y la cúpula militar. La polémica continúa.



¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.