Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 11/14/2013 12:00:00 AM

“El Gobierno no tiene chuzado al senador Robledo”

El ministro de Agricultura tuvo que hacer la aclaración, tras presentar una conversación grabada del legislador.

En las últimas horas se presentó un nuevo rifirrafe entre el ministro de Agricultura, Rubén Darío Lizarralde, y el senador del Polo Democrático Alternativo (PDA), Jorge Enrique Robledo en el que el Gobierno puede salir mal librado. ¿Por qué? De acusador pasó a acusado y ahora ha tenido que salir a dar explicaciones.

La historia es la siguiente. En la mañana de este jueves el ministro Lizarralde entregó a los medios una grabación en la que se escucha, con muy mal audio, al senador Robledo en una conversación con trabajadores de la empresa Cerro Matoso, la principal compañía extractora y exportadora de ferroníquel en Colombia.

Del audio se deduce, según el ministro, que Robledo está impulsando a la protesta social. Para Lizarralde hay dos faltas: a la ética, a la moral. Para el funcionario es una falta que Robledo les diga a los trabajadores que deben salir a las calles con pancartas y hacer mucho ruido en contra del Gobierno.

En el audio de varios minutos, el ministro interpreta que se escucha decir al miembro del Polo Democrático que en este país no hay alcaldes, ministros e inclusive presidente y que por ende, no deben recibir algún tipo de dinero por parte de ellos. Por último, les expresa a los sindicalistas que, para efectos de la movilización planteada, si hay que “aliarse con los ladrones se hace”.

Robledo contestó al ministro. Le dijo que no iba a entrar en una discusión sobre lo que era ético ni moral con un funcionario que, según dice el senador, carece de ambas cualidades. Le dijo además que sí, que era cierto que él se reunía con sindicalistas y que además los incentivaba a la protesta social para reclamar sus derechos. Un derecho amparado, le recordó en la Constitución.

Sobre la expresión “aliarse con los ladrones”, Robledo pidió ver el contexto de la conversación. Y citó como ejemplo, que si los pobladores le habían dicho que para obtener sus derechos debían buscar el paraguas de los políticos locales que había que hacerlo así estos fueran unos pillos.

Hasta ahí cada una de las partes se sostenía en sus argumentos de una discusión mutua que no es nueva. Desde su posesión, el ministro ha sido sometido a un riguroso y mediático control político de parte del senador Robledo que ha ido en ascenso. Se trata de un debate natural entre dos contradictores políticos que se ha acentuado por sus tesis, absolutamente contrarios, de cuál debe ser el modelo económico para aplicar al campo colombiano.

Sin embargo, Robledo lanzó una serie de preguntas que golpearon al ministro: ¿De dónde sacaron las grabaciones? ¿El ministro me tiene chuzado? ¿Tiene el gobierno intervenidas las comunicaciones de un senador de la República? ¿Volvieron las chuzadas de parte del gobierno a los líderes de la oposición?

Ante los cuestionamientos, Lizarralde tuvo que salir a defenderse. Negó categóricamente que el Gobierno tenga chuzado a Robledo, que eso no lo hace la administración Santos. Según explicó el ministro, la grabación le llegó en una USB a su oficina en su sobre de parte de un desconocido. “Escucho la conversación, que no es una interceptación telefónica, y me deja perplejo. La muestro al país porque su práctica como político de la oposición está basada en la mentira, no es leal y transparente”, afirmó en conversación con Blu Radio.

El ministro agregó: “No hay un problema personal”. Y advirtió que quería manifestar “ante la opinión pública que soy objeto de una persecución por parte del senador Robledo”. Así las cosas, se abrió un nuevo debate que dará mucho que hablar.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.