Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 7/3/2012 12:00:00 AM

Nevado del Ruiz: no se descartan nuevos eventos, según Servicio Geológico

Martha Lucía Calvache Velasco, directora técnica del Servicio Geológico Colombiano, explica que no se puede asegurar que el Volcán Nevado del Ruiz se va a quedar tranquilo sino que, por el contrario, a su interior puede haber más movimientos que estén por venir.

Dos días han pasado en completa calma en Manizales después de la segunda erupción que ha hecho el Volcán Nevado del Ruiz este año. Fue un poco más fuerte que la primera, registrada el 29 de mayo, ambas únicamente con emisiones de ceniza.
 
Según reporte oficial del Observatorio Vulcanológico de Manizales, las primeras muestras de ceniza tomadas demostraron que la erupción del pasado sábado fue de carácter hidrotermal, y no se encontró magma (masa de roca fundida).
 
Martha Lucía Calvache Velasco, directora técnica del Servicio Geológico Colombiano, participó el pasado domingo en una reunión del Comité Local de Emergencia en Villamaría (Caldas), e indica que todavía se está recogiendo material y haciendo análisis, pero que preliminarmente se piensa que es de tipo hidrotermal.
 
"Imaginémonos que el Volcán es como una olla a presión, que tiene adentro roca fundida, y que eso se ha venido cocinando por mucho tiempo. En los bordes y en la parte alta tiene un 'pegado', 'costras' que a través de los años se le han formado y van quedando en la roca. Lo que está bordeando todo esto es agua subterránea, o sea hay un sistema hidrotermal".
 
Con mucho gas y sin lava
 
La experta agrega que cuando un volcán se inestabiliza, muy seguramente es que algo lo está empujando un poco y que lo primero que puede salir son esas 'costras', lo que hay más encima.
"Se supone que lo que ha ocurrido es muy superficial, que todavía no es claramente la roca fundida que está adentro, generalmente cuando esta roca sale es una erupción magmática".
 
Calvache Velasco aclara que una erupción de lava es la roca fundida, solamente líquida, porque ha perdido todo su gas (desgasificada), y es menos explosiva y peligrosa; lo que hace es derramarse, como lo hacen volcanes de otros países. Agrega que los volcanes de Colombia tienen mucho más gas, que es lo que se está viendo en el Ruiz, está botando gas permanentemente y no es compatible con la idea de que se va a tener lava.
 
"Por ejemplo, en la erupción de 1985 lo que botó hacia sus alrededores fue piedra pómez. Esto se podría comparar con lo que sucede cuando se destapa una botella de champaña. Es el equivalente duro de la espuma, si esa espuma se enfría inmediatamente tendría piedra pómez. Es una clara evidencia que en el Volcán había magma y que la erupción involucró buena parte de este material. Ahora pueden salir pedacitos de piedra pómez, pero que han sido agarrados de la 'costra' del Volcán".
 
Según la vulcanóloga, hay estudios donde aparece que los cristales de las piedras pómez de 1985 podrían tener 5 mil años; entonces 26 años, desde cuando ocurrió la última erupción más fuerte del Ruiz, no influyen mucho, son parte de sus indicios.
 
Eso no fue todo
 
En la explicación de lo que le sucede actualmente al Volcán, Calvache Velasco vuelve al ejemplo de la olla a presión. "Cuando le empezamos a subir el fuego, primero da indicios, se va calentando, se empieza a mover, hay ruidos, a veces se dispara un poco una válvula y saca material y 'costras'. Eso, hasta ahora, es lo que hemos visto, pero no tenemos ningún criterio para decir, eso fue todo y ahora se va a quedar tranquilo. Por el contrario, si ya se produjo lo que hemos visto, por qué no pensar que algo realmente se está moviendo más abajo, y que está por venir, que todavía no hemos visto todo".
 
Dice que esto es lo que ha venido diciendo el Observatorio desde que se cambió de nivel de actividad verde a amarillo y luego a naranja. Se ha advertido que las cosas pueden pasar y que hay altas probabilidades de erupción, pero en definitiva lo que no saben es el día y la hora de su ocurrencia. "Ahora estamos más probables que antes".
 
La actitud debe ser responder a todos los llamados de evacuación que hagan las autoridades, independiente de si finalmente no ocurre nada; además debería convertirse en un tema que se incluya en el ordenamiento territorial de la región y la ciudad para evitar problemas en sitios considerados de riesgo volcánico.
 
Recomendación si hay caída de ceniza
 
1. Mantener la calma.
2. Permanecer dentro de las viviendas.
3. Cubrirse la nariz y la boca con una máscara, pañuelo o trapo. Algunas personas pueden presentar problemas respiratorios, irritación en nariz y garganta, tos seca, irritación de piel y ojos, molestias como si se tuviesen cuerpos extraños en los ojos, lagrimeo, conjuntivitis, enrojecimiento de la piel, problemas gástricos.
4. No use lentes de contacto porque se expondría a una abrasión en la córnea. Utilice gafas.
5. Si la ceniza cae a patios o zonas descubiertas recogerla en una bolsa y echarla a la basura, nunca lavarla con agua.
6. Escuche y consulte las noticias para conocer la evolución de la actividad volcánica.
7. Ponga toallas empapadas bajo las puertas que dan al exterior y otras fuentes por donde puedan filtrarse las cenizas.
8. Si la emisión de ceniza es muy fuerte, asegure las ventanas con cinta adhesiva.
9. No circule en carro, las cenizas pueden disminuir la visibilidad y provocar accidentes.
10. Cubra los depósitos de agua para el consumo humano y animal.
11. Limpie los techos, no deje que se acumule la ceniza.
12. Use calzado con suela de goma si se va a salir a la calle.
13. No entre en pánico y no se desespere. Ante cualquier emergencia recurra a las autoridades competentes.
14. Cruce con precaución por los cauces y orillas de los ríos Chinchiná, Gualí, Lagunillas, Azufrado y Recio.
15. Observe el nivel de los ríos para determinar sus cambios.
16. Esté atento a las alarmas.
17. Tenga listo un paquete de emergencia, que debe contener dos litros de agua potable, alimentos no perecederos como enlatados y deshidratados, equipo de primeros auxilios (antisépticos, gasas, algodón, tapabocas, guantes, tijeras, termómetro, libreta, lápiz, lista de teléfonos de emergencia, bolsas plásticas y medicamentos).
18. Determine un lugar seguro para evacuar, si es necesario.
 
Monitoreo de las cuencas
 
La Policía Nacional y funcionarios de Corpocaldas hicieron un sobrevuelo el pasado domingo en la tarde para revisar las cuencas de los ríos Chinchiná y Río Claro. La Policía dispuso de un helicóptero Hughes para hacer monitoreo constante de las riberas de los ríos y quebradas que podrían verse afectadas con una erupción del Volcán. En este recorrido no se encontraron represamientos de lodo y las cuencas continúan estables.
 
Sin embargo, en reunión del Comité Local de Emergencia de Villamaría se solicitó continuar en alerta en las veredas Potosí y Playa Larga, las más cercanas al Ruiz.
 
Versión de turistas y hoteleros
 
Jefferson Miguel García, jugador de selección infantil de Risaralda
 
El pasado sábado estaba muy asustado, pensaba que habría una explosión. Cuando me di cuenta que nada pasaba me tranquilicé, ahora le digo a la gente que venga a Manizales, que es muy bacano, la ciudad es muy bonita.
 
Jorge Hernán Loaiza, director técnico de la selección infantil de Risaralda
 
Estaba muy preocupado porque empezaron a llamar los padres desde Pereira, pero la tranquilidad fue cuando ví en la ciudad a todo el mundo tranquilo, en la rumba, en lo normal. Es una ciudad muy tranquila, invito a que la gente venga a Manizales sin ningún inconveniente.
 
Nelson Chaparro, jugador de la selección infantil de Santander
 
Llegamos el pasado domingo sin saber de la erupción, estábamos concentrados en el partido. Nos vamos el próximo sábado, no me da miedo porque Dios es el que nos proteje.
 
Ana Sánchez, administradora del hotel Galicia Plaza
 
Los huéspedes tomaron la erupción normal, todo el mundo se quedó en las 20 habitaciones que tenemos, pues el hotel estaba full. Hubo quienes lo tomaron como paseo y salieron esperanzados en que cayera ceniza y se pudieran tomar fotos.
 
Juan Manuel Calle, turista de Bogotá
 
Llegué el domingo y tenía un poco de temor, no por el Volcán, pensaba que no podría llegar. A pesar de lo que dicen las noticias, no pasa nada, es más una alerta por advertir, no se corre ningún riesgo. Que vengan.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1844

PORTADA

Francisco superstar

La esperada visita del papa a Colombia tiene tres dimensiones: una religiosa, una política y otra social. ¿Qué puede esperarse de la peregrinación del sumo pontífice?