Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 5/7/2001 12:00:00 AM

No hay proceso de paz

Enrique Gómez Hurtado, senador de la República, gran opositor de otorgar una zona de distensión a la guerrilla, participó en el foro ‘Haciendo Paz’ organizado en Cartagena en días pasados. Semana.com lo entrevistó.

Enrique Gómez Hurtado, senador de la República, gran opositor de otorgar una zona de distensión a la guerrilla, participó en el foro ‘Haciendo Paz’ organizado en Cartagena en días pasados. Semana.com lo entrevistó.

Semana.com: ¿Qué importancia le da a un evento como este?

Enrique Gomez: Es bueno porque se conversa, es un ejercicio espiritual, se medita, se miran los pecados propios y los pecados ajenos, pero desde luego es un evento que no tienen capacidad de sacar conclusiones porque no tiene ni autoridad ni jurisdicción política. A mí me da la impresión de que estos eventos aparte de la utilidad básica que tienen debieran conducir a la formulación de políticas y aquí no se ha formulado ninguna política, se han hecho críticas, ha habido un poco el problema de que nos reunimos a decirnos con más o menos inteligencia y en este caso fue muy brillante, lo que todos nosotros sabemos.

Semana.com: ¿Cuáles son sus pecados?

E.G.: Yo creo que en este tema no tengo pecado porque me están comprando. Me estoy sintiendo absolutamente solo diciéndole la verdad al pueblo colombiano, protesté por la inequidades del Caguán, por el campo de concentración que se ha armado allá, y dije que no era posible que se estableciera otro campo de concentración con los campesinos del Magdalena Medio y tuve la clara impresión de que estaba dañando la fiesta, en Colombia se ha impuesto la necesidad de ocultar la verdad o de decir mentiras, y cuando uno dice la verdad se vuelve un invitado inoportuno.

Semana.com: ¿Hablando del proceso de paz, cuál es el papel que está jugando la sociedad civil en el proceso?

E.G.: Lo primero que hay que decir es que no hay proceso de paz. No ha servido absolutamente para nada, no se ha dado ni un paso adelante y desde luego hay una gran responsabilidad de la sociedad civil que no ha sabido exigirle al gobierno y exigirle a la guerrilla que pongan fin a la destrucción de la Nación. Parece que nos hemos acostumbrado a una tertulia infinita mientras nos acostumbramos a ver en los periódicos que se sigue asesinando a los soldados y se sigue destruyendo el país, dentro de una insensibilidad total dentro de eso que llamamos la sociedad civil que ha resuelto no tomar ninguna responsabilidad patriótica.

Semana.com: ¿Usted cree en la salida negociada al conflicto en Colombia?

E.G.: Hay que negociar y hay que conversar de todas maneras, es la forma como los hombres se entienden. Lo claro es que hasta ahora no ha habido ninguna negociación, no se les ha exigido absolutamente nada. Se les ha dado toda clase de concesiones a la guerrilla y nadie se ha atrevido a preguntarle a ‘Tirofijo’ qué es lo quequiere y así no es posible adelantar unas negociaciones.

Semana.com: ¿Si usted fuera gobierno, qué estaría usted dispuesto a ceder con la guerrilla de las Farc?

E.G.: No le puedo contestar porque no sé qué es lo que quiere la guerrilla. Lo primero que yo haría como gobierno sería preguntarle a la guerrilla lo que quiere, y eso que contesten se lo preguntaría posteriormente al pueblo colombiano en un acto democrático que no sea con un fusil en la nuca. No entiendo cómo ha habido tanta falta de personalidad y sentido político para que nadie se haya atrevido a preguntarle a ‘Tirofijo’ qué es lo que quiere.

Semana.com: ¿Será necesario hacer una reforma política en este país?

E.G.: Siempre es necesario en cualquier país hacer una reforma política. Ahora en Estados Unidos van a cambiar el sistema electoral porque se les enredó. Lo que no se puede hacer es una reforma política sobre la base de que uno tiene un fusil en la nuca.

Semana.com: ¿Cree usted que ahora el interés de las Farc, es tener acceso a el sistema político normal o es un interés puramente territorial?

E.G.: Ellos dicen que quieren el poder y eso es una concertación absolutamente vaga, qué será lo que quieren no les puedo contestar porque nadie les ha preguntado. Cuando les preguntemos podremos hablar de qué es lo que se puede conceder. No hay ningún tema, hay una agenda en la que se pusieron de acuerdo para hablar de todo y en este momento no tenemos ni una sola idea de qué es lo que se trata la sangrienta tertulia del Caguán.

Semana.com: ¿ No estaría dispuesto a ir y preguntarles?

E.G.: No creo que me inviten, allá hay que llegar con los huesos blancos. Pero si me invitan yo iría a una sesión pública televisada, a decir esto mismo que estoy diciendo ahora.

Semana.com: ¿Qué papel deben jugar las autodefensas en el proceso?

E.G.: Las autodefensas son consecuenciales. Ellos dicen que cuando se acabe la guerrilla se acaban las autodefensas, de todas maneras es un problema sumamente serio, ellos creen estar prestando un servicio pero es más el daño que hacen que el servicio que prestan pero de acuerdo con lo que ellos dicen ellos no están pidiendo nada, ellos están pidiendo que se acabe la guerrilla, de modo que ahí no hay mucha negociación, la negociación es con los otros.

Semana.com: ¿Qué implicaciones ve que en Estados Unidos los paramilitares puedan empezar a entrar en una lista negra?

E.G.: Pues es que en Colombia hay mucha gente que merece estar en la lista negra, este es un país que está en este momento dominado por el bandidaje, los narcotraficantes guerrilleros, los narcotraficantes paramilitares, y la gente que está saqueando al Estado en una forma absolutamente desconsiderada, se están llevando hasta los muebles. Naturalmente la gente que ve desde fuera la situación colombiana, tiene derecho a sacar las condiciones normales de la situación moral de la República.

Semana.com: ¿Cuál el escenario que usted ve en un eventual rompimiento de las conversaciones?

E.G.: Yo no creo que se agrave el conflicto, el conflicto está lo más grave que puede estar, ellos están asesinando a todas las personas que pueden asesinar, están volando todos los oleoductos que pueden volar, están volando todas las torres y secuestrando a todas las personas, esa amenaza de que el conflicto se va a agravar es una amenaza falsa, nosotros estamos tolerando la destrucción de la República y el asesinato de los ciudadanos uno por uno.

Semana.com: ¿El Plan Colombia es un problema sólo de narcotráfico?

Enrique Gómez: No se puede separar la guerrilla del narcotráfico. El narcotráfico está aquí porque hay el desorden suficiente que produce la guerrilla. La guerrilla vive del narcotráfico y el narcotráfico sobrevive porque la guerrilla lo protege. Tratar de separar los dos temas es un ejercicio inútil.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.