Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 3/9/2013 12:00:00 AM

Noemí Sanín: renuncia la embajadora de Los Millonarios

La exministra deja al equipo albiazul con $1.500 millones en el bolsillo, y la estrella 14 en el escudo.

Ninguno de los casi 500 socios de Millonarios que llegaron al Royal Center de Bogotá a la asamblea ordinaria del equipo de fútbol bogotano tenía en mente la renuncia de Noemí Sanín, la exministra y excandidata presidencial que cumplía su primer año como presidenta de la Junta Directiva de la institución.

Pero al medio día, cuando los accionistas celebraban el balance financiero de Millonarios, que se resumió en la cifra de $1.500’000.000 de utilidades en el 2012, la propia Noemí los sorprendió con su “renuncia irrevocable”: “Me voy del equipo, pero es una de las cosas más bonitas que me llevo en el equipaje de la vida. Nos vemos en el estadio, y ojalá por la estrella 15”, fueron las palabras que dijo con la voz emocionada.

Noemí fue ovacionada y los socios hasta protestaron la decisión. “Presidenta, presidenta”, fue uno de los coros. La renuncia, según el Club, obedeció a “razones personales”, pero lo que se rumoraba entre los asistentes a la asamblea de Millonarios es que obedecería a “aspiraciones políticas”, cuando el país está a un año de elecciones. “Me voy con mucha tristeza”, fue lo único que dijo Noemí.

Aunque fue sorpresiva, la renuncia de Noemí ya había pasado por la cabeza de los cerca de 4.000 socios de Millonarios Fútbol Club. Porque en un año, la presencia de la exministra en la Junta Directiva de Millonarios no estuvo exenta de controversia.

Cuando fue elegida, los dirigentes del Club la señalaron como una “persona independiente” y que se dedicaría a fortalecer las ‘relaciones políticas’ de Millonarios. Se convirtió en la ‘embajadora’ del equipo ‘embajador’.

Durante su gestión, Noemí Sanín logró firmar un convenio de cooperación deportiva con el Real Madrid de España, convenio que se selló con el pacto de un partido de carácter amistoso en el Santiago Bernabeu entre los planteles profesionales de ambos equipos, además para homenajear a Alfredo Di Stefano, futbolista argentino leyenda de azules y merengues.

Precisamente esa expedición a Madrid fue la más polémica de Noemí. En la capital española, y paralelamente a los actos sociales previos a la Copa Santiago Bernabeu, Noemí propuso devolver las estrellas 12 y 13 del equipo, conquistadas en 1987 y 1988, cuando el narcotraficante Gonzalo Rodríguez Gacha era, de forma encubierta, el mayor accionista del equipo. Aunque tal idea abrió un debate nacional, los hinchas de millonarios cerraron filas en torno a sus estrellas. Noemí fue muy cuestionada.

Y por si fuera poco, el 26 de septiembre, en la cancha del Bernabeu, el Madrid de Mourihno derrotó por ocho goles al equipo dirigido por Hernán Torres.

Noemí volvió a aparecer públicamente como embajadora de Millonarios el 16 de diciembre, en la misma cancha de El Campín, cuando los jugadores levantaron el trofeo de la Liga Postobón. Ese día Noemí también pasó a la historia no sólo como la primera mujer en ser presidenta de la Junta Directiva de Millonarios, sino porque su administración coincidió con la conquista de la decimocuarta estrella del equipo 'embajador'. Por ese hecho, Noemí abandonó la junta directiva en medio de ovaciones.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.