Martes, 6 de diciembre de 2016

| 2016/11/02 08:27

Un freno a las pandillas

La Policía tiene identificados 142 grupos y las Secretarias de Gobierno de las ocho principales ciudades del país, 537. ¿Qué se está haciendo para controlar el fenómeno?

Un freno a las pandillas Foto: Personería de Cali

Las pandillas siguen siendo el caldo de cultivo de la violencia en el país ante la mirada atónita de las autoridades que se ha visto incapaces de contenerlas. En Colombia, la Policía tiene identificadas 142 pandillas y las Secretarias de Gobierno de las ocho principales ciudades del país, al menos 537.

Debido a que el fenómeno tiene múltiples aristas y obliga a que diversas entidades del Estado participen en el trabajo para erradicarlas, este miércoles en el Congreso se lleva a cabo un debate político el tema.

Le recomendamos: Las pandillas mortales que atemorizan las ciudades

"Durante seis décadas el país ha estado inmerso en el conflicto armado como si fuera nuestro único flagelo, pero, en el entretanto, en las zonas marginales de las ciudades, una evidente descomposición social se ha apoderado de nuestros jóvenes ante la pasividad del Estado que aún ni siquiera identifica el problema", dijo el senador Antonio Correa, quien puso el tema en discusión de la Comisión VII. 

Entre otras cosas, uno de los grandes problemas a los que se enfrentan las autoridades es que las pandillas no son bandas criminales (bacrimes) ni organizaciones delincuenciales integradas al narcotráfico (odines). Se trata de grupos juveniles identitarios de más de dos años, en su mayoría compuestos por menores de edad. No son necesariamente delincuentes, pero con los años el consumo y venta de estupefacientes y el reclutamiento de los grupos criminales agrava su vulnerabilidad.

Según el Instituto Nacional de Medicina Legal, en la última década se han registrado 873 muertes por pandillas y 2.516 lesionados. La cifra se vuelve mayúscula si se tiene en cuenta que las autoridades, por su parte, reportan 2.255 fugas en los últimos diez años en los Centros Especializados de Adolescentes a cargo del ICBF y 290 motines.

Quizás el punto más neurálgico del fenómeno es la alta responsabilidad que tienen los menores que cometieron el delito, pues aunque en los últimos seis años se han aprehendido 1.058 jóvenes de 14 años -amparados en el código de infancia y adolescencia-, no son responsables penalmente. Incluso, si se amplía el margen de edad por este mismo período de tiempo, la cifra asciende, según la Policía, a 157.137 menores de edad capturados en flagrancia. Es decir, al menos 71 al día.

Vea el especial completo que hizo la revista SEMANA sobre el fenómeno del pandillismo.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.