Sábado, 10 de diciembre de 2016

| 2015/10/06 16:00

Para Roy Barreras los uribistas serán los “nuevos terroristas”

La frase, calificada de “infortunada”, precipitó una agresiva confrontación entre santistas y uribistas en el Congreso.

Roy Barreras critica el papel del uribismo en el proceso de paz. Foto: Archivo SEMANA

Como estaba previsto, el primer debate sobre el acto legislativo para la paz suponía un nuevo enfrentamiento entre los congresistas de la coalición del presidente Juan Manuel Santos y los leales subalternos del expresidente Álvaro Uribe, los primeros defiendo las bondades de la iniciativa y del proceso de paz con las FARC. Los segundos oponiéndose a los acuerdos de justicia y a la fórmula del Gobierno para implementar los acuerdos.
 
Desde la mañana del martes, ambos lados expusieron los argumentos para defender sus posturas. Debate intenso como estaba presupuestado, pero que cambió de matiz por cuenta de unas afirmaciones de Roy Barreras, acaso la principal ficha del presidente Santos en el Senado.
 
“Hasta hoy tuve la esperanza de ganar al Centro Democrático a favor de la paz. Pero después de oír al senador Alfredo Rangel negando la vida y la paz como derechos fundamentales, creo que nada les servirá. (…) La declaración de hoy del Centro Democrático devela una amarga tesis de extrema derecha que según el senador José Obdulio Gaviria defiende la doctrina moral de la guerra”.
 
Ese fue apenas el prólogo de su intervención, un discurso en el que pareció mostrarles los dientes a los mayores críticos del proceso de paz. Y de esas intenciones pasó a las palabras, cuando en plena Comisión Primera afirmó, refiriéndose al uribismo, “estamos frente a los nuevos terroristas en Colombia, y así son. Se me parecen a los que siembran terror”, dijo Barreras, quien hasta hace unos años lideraba las filas del uribismo en el Congreso.
 
Semejante afirmación encrespó a la bancada uribista. José Obdulio tampoco se ahorró adjetivos y calificó a Barreras de “contertulio, amanuense, justificador y aliado político del terrorismo. Y hoy comienzan a aplicar las mismas artes de su aliado, el terror, la amenaza, el miedo”.
 
“Muy desafortunada frase de quien pregona la paz”, dijo el senador Amín. Paloma Valencia calificó a la Unidad Nacional como “mayorías corruptoras” y denunció que están usando la estrategia de la paz para aniquilarlos en las elecciones.  
 
La senadora Claudia López intervino y controvirtió los argumentos del uribismo señalando que “lo que tiene tan decepcionados y tan descolocados a los que querían seguir usando el odio contra las FARC como bandera electoral es que este acuerdo les recordó que la justicia no será solamente para las FARC, sino que la justicia también será para ellos”. Y agregó que nadie pretende encarcelar al expresidente Álvaro Uribe, pero que si lo llaman a una investigación, “debe responder como cualquier ciudadano, que se presente sin hacer show. El que nada debe nada teme”.
 
El debate sobre si crear una comisión legislativa vulnera la Constitución, o si son procedentes las facultades especiales al presidente, quedó en un segundo plano. El nuevo round entre santistas y uribistas tuvo uno de sus episodios más enconados durante el primer debate del acto legislativo para la paz.   

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.