04 septiembre 2010

Enviar a un amigo

Email destino:

Nombre remitente:

Email remitente:

¿Peligro de cárcel?

ESCÁNDALOSCerca de una docena de ex funcionarios del gobierno anterior están siendo investigados penalmente. En los próximos meses se determinará quiénes serán absueltos y quiénes terminarán presos.

¿Peligro de cárcel?. Sabas Pretelt de la Vega, ex ministro del Interior y de Justicia.

Sabas Pretelt de la Vega, ex ministro del Interior y de Justicia.

Recuadros

Sabas Pretelt

Cargo: Ex ministro del Interior y de Justicia
Caso: Yidispolítica
Estado de su investigación:  Acusado de cohecho impropio. Destituido y sancionado por 12 años por la Procuraduría
 
Hechos
 
El actual embajador de Colombia en Italia fue acusado por la Fiscalía de cohecho impropio. Según el vicefiscal general, Fernando Pareja, Sabas Pretelt les ofreció prebendas a los congresistas Yidis Medina y Teodolindo Avendaño para que la primera votara a favor del proyecto de reelección y el segundo se ausentara el día de la votación. Tanto Medina y Avendaño, dice la Fiscalía, recibieron beneficios, como el nombramiento de allegados suyos en entidades oficiales y en notarías. Ya la Corte Suprema, al condenar a los dos congresistas, había determinado que el voto de Medina y la ausencia de Avendaño fueron fundamentales para que la Comisión Primera de la Cámara de Representantes aprobara la reforma constitucional. La resolución de acusación contra Pretelt, de más de 200 páginas, tiene decenas de pruebas y testimonios en los que se resaltan los de Medina y Manuel Cuello Baute, quien era el superintendente de Notariado y Registro cuando se asignaron las notarías. El expediente recoge evidencias de varias visitas de Medina al Ministerio del Interior en 2004 y 2005, al igual que múltiples llamadas de Avendaño al Ministro y a su Viceministro. Para la Fiscalía, igual que para el procurador general, Alejandro Ordóñez, que destituyó por 12 años a Pretelt, las llamadas de Avendaño estaban relacionadas con las prebendas ofrecidas.
 
Defensa
 
Tras conocerse la acusación, Sabas Pretelt emitió un comunicado en el que dijo: “Hemos presentado ante la justicia innumerables pruebas para demostrar que no solo no hice ofrecimiento alguno, sino que fue imposible haberlo hecho un año o año y medio antes de que se presentaran las dos vacantes que se mencionan en el proceso”. Agregó que “numerosos testimonios, incluyendo los de los dos congresistas juzgados, señalaron que yo no les ofrecí cargo alguno”.

Diego Palacio

Cargo: Ex ministro de Protección Social
Caso: Yidispolítica
Estado de su investigación: Investigado por cohecho impropio.

Hechos

La Fiscalía investiga si el ex ministro de Protección del gobierno de Álvaro Uribe cometió el delito de cohecho. Según la ex congresista Yidis Medina, condenada por la Corte Suprema, Palacio fue uno de los funcionarios que le ofrecieron puestos a cambio de que votara a favor del proyecto de reelección en la Comisión Primera de la Cámara de Representantes. Medina dijo que le prometieron participación en instituciones de Barrancabermeja –como la dirección de la Clínica Primero de Mayo– y le nombraron a uno de sus asesores delegado de la Regional Oriente de Etesa para Santander. La Fiscalía busca determinar si esos nombramientos fueron hechos como una contraprestación al voto afirmativo de la ex parlamentaria, que en forma pública había anunciado que votaría en contra de la reelección. El fiscal general encargado, Guillermo Mendoza, anunció recientemente que en las próximas semanas se conocerá una decisión sobre el futuro jurídico del caso contra el ex ministro.

Defensa

El procurador general, Alejandro Ordóñez, absolvió disciplinariamente a Palacio en 2009 de cualquier participación irregular en la llamada yidispolítica. Palacio ha negado que los nombramientos denunciados por Yidis Medina tuvieran relación con el tema de la reelección. Incluso intentó, infructuosamente, que se borrara su nombre de la sentencia condenatoria de la Corte Suprema contra Yidis Medina.

Bernardo Moreno

Cargo: Ex secretario general de la Presidencia
Caso: Espionaje DAS
Estado de su investigación: Llamado a interrogatorio por la Fiscalía y pliego de cargos de la Procuraduría.

Hechos

La Procuraduría General acusó a Moreno de extralimitación de funciones por haber participado en una reunión en su despacho a la que asistieron funcionarios de Inteligencia del DAS y de la Uiaf para recibir información sobre un viaje de un grupo de magistrados de la Corte a Neiva, datos que posteriormente fueron filtrados a la prensa con el fin de desacreditar a los juristas.

La Fiscalía indaga su posible responsabilidad en los delitos de concierto para delinquir agravado y abuso de autoridad. El pasado 9 de julio, el ex jefe de Inteligencia del DAS Fernando Tabares dijo que por instrucciones de Moreno el DAS se dedicó a recopilar información sobre los magistrados de la Corte Suprema y que el “único destinatario” era el “alto gobierno”. Describió una reunión de septiembre de 2007 en el Metropolitan Club de Bogotá, donde recibió esa directiva.
 
Tabares también dijo que Moreno estaba al tanto de la infiltración de miembros del DAS en la Corte, donde se grabaron ilegalmente sesiones y reuniones privadas de los magistrados.

El ex jefe de Contrainteli-gencia del DAS Jorge Lagos dijo que el ex secretario general de la Presidencia asistió a la sede presidencial en compañía de la ex directora del DAS María del Pilar Hurtado y de Fernando Tabares, para reunirse con Bernardo Moreno y hablar sobre el viaje de los magistrados a Neiva y sobre el manejo que le darían. El ex director de la Uiaf Mario Aranguren también había mencionado que entregó información financiera confidencial a Moreno.

Defensa

Moreno ha argumentado en repetidas oportunidades que jamás excedió los límites legales al haber solicitado información del viaje de los magistrados. Sobre la reunión en el Metropolitan, Moreno dijo que los temas que se trataron en esa reunión tenían que ver con el interés de la Presidencia por estar enterados sobre temas de orden público y narcotráfico. El pasado 28 de julio, Moreno acudió a la Fiscalía para responder un interrogatorio. Al finalizar la diligencia, su abogado, Jaime Granados, dijo que Tabares miente y que instaurarán una demanda por calumnia en su contra.

María del Pilar Hurtado

Cargo: Ex directora del DAS
Caso: Espionaje del DAS
Estado de su investigación: Ha declarado ante la Fiscalía.

Hechos

Según Fernando Tabares, “todo se inicia después de la posesión de la doctora María del Pilar Hurtado como directora del DAS, el 31 de agosto de 2007”. Tabares dice que por instrucciones de Hurtado se dedicaron a hacerles inteligencia a magistrados de la Corte Suprema. La Fiscalía y la Procuraduría tienen también una serie de correos internos del DAS en los que la ex subdirectora de Operaciones Martha Leal le reportaba a Hurtado unas investigaciones irregulares contra el abogado Ramiro Bejarano y el ex presidente de la Corte César Julio Valencia. “Me enteré por palabras de Leal que Hurtado le había ordenado esas diligencias en cumplimiento de instrucciones de la Casa de Nariño con el fin de apoyar la labor que realizaban los abogados defensores del Presidente...”, dijo Tabares a la Fiscalía al referirse a ese hecho concreto.

Según los correos internos cruzados entre la cúpula del DAS, es claro que el espionaje contra miembros de la Corte no se había limitado al episodio de indagar sobre el viaje a Neiva. Sobre este último hecho Hurtado también aparece mencionada en la investigación de la Fiscalía, ya que les ordenó a sus subalternos hacer el seguimiento de los magistrados y participó en reuniones para recibir y cruzar información sobre ese caso con la Uiaf. Hurtado también deberá explicarle a la justicia por qué y para qué aceptó infiltrar a funcionarios del DAS dentro de la Corte con el fin de grabar las reuniones privadas de los magistrados, hechos que ya han sido confesados por quienes fueron sus jefes de Inteligencia y Contrainteligencia y por aquellos que participaron en la infiltración.

Defensa

Hurtado ha dicho que es “un chivo expiatorio” y en su defensa ha sostenido que nunca ordenó el seguimiento a magistrados o miembros de la Corte. Afirma que simplemente cumplió un requerimiento hecho por Bernardo Moreno encaminado a saber si un polémico abogado, presuntamente relacionado con la mafia, estaba infiltrando a la Corte Suprema.

Edmundo del Castillo

Cargo: Ex secretario jurídico de la Presidencia
Caso: Espionaje del DAS
Estado de la investigación: Llamado a interrogatorio por la Fiscalía.
 
Hechos

Tiene dos investigaciones: una en la Procuraduría y otra en la Fiscalía. La primera tiene que ver con una reunión efectuada en su oficina en la Casa de Nariño a la cual asistieron funcionarios cercanos al Presidente, la ex subdirectora de Operaciones del DAS, Martha Leal y dos enviados del paramilitar Don Berna, quienes asistieron y entregaron información para enlodar a magistrados de la Corte Suprema de Justicia. Del Castillo, el gobierno y el propio DAS afirmaron en su momento que había sido simplemente una reunión ocasional sin mayor relevancia. Sin embargo, en poder de la Procuraduría y de la Fiscalía hay varios correos electrónicos que parecen indicar otra cosa. "Martha, es necesario saber quién es Francisco Villalba, miembro de las AUC, quien se encuentra en la cárcel de Itagüí y al parecer tiene algo que compromete al jefe. Será que esos amigos de la reunión saben algo de él y de lo que tiene. Me avisas con info a la Sra Directora". Este correo fue enviado por el ex director de Inteligencia del DAS Fernando Tabares a Martha Leal, una hora antes de la reunión en la Casa de Nariño.

Los "amigos" a los que se refiere Tabares son el ex paramilitar Antonio López, alias 'Job', y su acompañante. Aparte de esa evidencia encontrada en los computadores de la ex subdirectora de Operaciones del DAS Martha Leal, hace pocas semanas el ex jefe de Inteligencia del DAS Fernando Tabares confesó y dijo que "la intención de dicha reunión era afectar al magistrado Iván Velásquez".

A Del Castillo también se le investiga por su participación en otra reunión en Palacio, a la cual asistió junto a otros funcionarios de Presidencia para ver y recibir información que el DAS había recolectado ilegalmente sobre el viaje de un grupo de magistrados a Neiva. Dicha información fue filtrada a la prensa con el fin de desacreditar a los magistrados. El pasado 17 de agosto, Del Castillo acudió a la Fiscalía para explicar estos dos hechos. En los próximos días se conocerá la decisión de la Procuraduría sobre esos mismos hechos. 

Defensa

Públicamente, ni él ni su abogado se han referido al caso del DAS.

Mario Aranguren

Cargo: Ex director de la Uiaf
Caso: Espionaje del DAS
Estado de su investigación: Está acusado por la Fiscalía de los delitos de concierto para delinquir agravado, prevaricato por acción y abuso de función pública.

Hechos

De acuerdo con la Fiscalía, desde finales de 2007 y durante 2008, el ex director de la Unidad de Información y Análisis Financiero (Uiaf) Mario Aranguren y funcionarios del DAS realizaron “conjuntamente y de forma ilegal una serie de actividades investigativas sobre algunos magistrados, encaminadas a establecer vínculos con agentes del narcotráfico o con cualquier persona o conducta al margen de la ley”. El Fiscal enfatizó que el objetivo era generar una campaña de descrédito y que habría sido ordenada por funcionarios del gobierno. “El 16 de mayo de 2008, Aranguren Rincón hizo una reunión en su oficina con la directora del DAS (María del Pilar Hurtado), Jorge Alberto Lagos y Luis Eduardo Daza, con el fin de conocer los avances de las averiguaciones adelantadas contra Ascencio Reyes y los magistrados de la Corte... de manera permanente y sistemática con otros servidores públicos del DAS y otras instancias gubernamentales para la ejecución indeterminada de delitos. Como director general y subdirector de análisis de operaciones de la Uiaf, dirigieron y organizaron la empresa criminal”. El organismo investigativo estableció que la Uiaf entregó información, de carácter reservado, al parecer requerida y conocida por funcionarios del gobierno nacional. 

Defensa
 
Aranguren ha reconocido que el ex secretario general de la Presidencia Bernardo Moreno lo citó y le entregó un sobre cerrado que contenía información sobre el viaje a Neiva de un grupo de magistrados, organizado por el empresario Ascencio Reyes. Le dijo: “Esto es competencia de la Uiaf y tiene que ver con Ascencio Reyes y un vuelo chárter”. Aranguren también aceptó que sobre ese caso entregó información al ex jefe de Contrainteligencia del DAS Jorge Lagos, pero ha insistido en que nunca participó en un complot contra magistrados y que se limitó simplemente a entregar información en virtud de acuerdos interinstitucionales. El 28 de septiembre comienza el juicio en su contra.

Las últimas semanas no han sido fáciles para varios ex altos funcionarios de la administración de Álvaro Uribe. El ex ministro del Interior y de Justicia Sabas Pretelt fue destituido y sancionado por 12 años por el procurador general, Alejandro Ordóñez, por la llamada yidispolítica. El fallo de la Procuraduría es el menor de sus problemas si se compara con el llamado a juicio de la Fiscalía, que lo acusa de cohecho impropio. Este delito les costó cárcel a Yidis Medina y a Teodolindo Avendaño, y cualquier tratamiento simétrico por parte de la justicia teóricamente podría llegar a tener consecuencias similares. Su ex colega de gabinete, el ex ministro de Protección Social Diego Palacio, tiene su suerte ligada en alguna forma al caso Sabas. Aunque las circunstancias no son idénticas, ambas están relacionadas con la reelección presidencial. Palacio está en capilla y expectante después de que el fiscal general encargado, Guillermo Mendoza, anunció en días pasados que pronto se conocería una decisión de la Fiscalía en su caso.

No son los únicos altos funcionarios del gobierno Uribe con problemas judiciales. La situación jurídica del ex secretario general de la Presidencia Bernardo Moreno y de la ex directora del DAS María del Pilar Hurtado podría agravarse en los próximos días. La razón: cinco ex subalternos de Hurtado no solo confesaron su participación en el seguimiento e investigación ilegal de los magistrados de la Corte Suprema, sino que implicaron a su jefa y a Moreno en el delito. Según Jorge Lagos, ex director de Contrainteligencia del DAS, el objetivo de "esas investigaciones era desacreditar a la Corte" y no evitar la infiltración del narcotráfico, como han alegado Hurtado y Moreno. Algunos creen que los términos drásticos de ese mea culpa eran necesarios para obtener la rebaja de penas que negociaron con la Fiscalía.

El viernes pasado se conoció el testimonio de la llamada 'Mata Hari', una agente del DAS que se infiltró en las sesiones del alto tribunal. Allí expuso en detalle sus inverosímiles labores de espionaje y cómo todo el material recogido fue entregado a sus superiores del DAS. Su testimonio coincide con el de Fernando Tabares, ex director de Inteligencia del DAS, quien afirmó que todas esas actividades fueron puestas en conocimiento de funcionarios de la Presidencia de la República.

El escenario no es nada fácil ni para los ministros de la yidispolítica ni para los involucrados en el escándalo de las 'chuzadas'. Sabas y Palacio, de ser condenados por cohecho, podrían ser sentenciados a ocho años de prisión, como el ex congresista Teodolindo Avendaño, quien no colaboró con la justicia. El futuro judicial de Moreno y Hurtado es mucho más incierto. Aunque la Fiscalía no les ha imputado ningún delito, funcionarios de menor rango del DAS implicados en los seguimientos a la Corte han sido acusados formalmente por la Fiscalía por concierto para delinquir agravado y abuso de autoridad, delitos que implican cárcel.

El que sí ya enfrenta un juicio es el ex director de la Unidad de Información y Análisis Financiero (Uiaf) Mario Aranguren, acusado de suministrarles en forma ilegal al DAS y a la Presidencia información financiera sobre los magistrados de la Corte. Al final de este mes, Aranguren buscará demostrar su inocencia y desvirtuar la acusación del fiscal del caso, quien calificó la investigación financiera de los magistrados hecha por la Uiaf como una "empresa criminal".

Moreno no es el único ex funcionario de la Presidencia que ha tenido que explicar sus actuaciones ante la Fiscalía. Edmundo del Castillo, el ex secretario jurídico, participó en dos reuniones polémicas que están bajo investigación. La primera con el ex paramilitar Job y la segunda para recibir y analizar información recopilada por el DAS sobre un viaje de los magistrados a Neiva.

Tanto los ministros como los otros altos funcionarios han rechazado las acusaciones y proclamado su inocencia. Sabas y Palacio niegan haber cometido irregularidad alguna para lograr que fuera aprobada la reforma constitucional que permitió la reelección. Moreno, Hurtado, Del Castillo, Aranguren y otros funcionarios de la Casa de Nariño defienden su conducta y rechazan de plano que hubiera una conspiración para desacreditar a la Corte Suprema.

Independientemente del desenlace final, nunca antes en la historia reciente de Colombia se había presentado una coyuntura como la actual con tantos altos funcionarios de un gobierno saliente inmersos en problemas penales, los cuales, a diferencia de los disciplinarios, entrañan el riesgo de penas de cárcel. Para la Fiscalía, los participantes en la yidispolítica cometieron cohecho y los que han confesado su participación en el seguimiento a los magistrados de la Corte Suprema, concierto para delinquir. Desde el proceso 8.000 no se han visto tantos funcionarios de tan alto nivel acusados de delitos de esa gravedad. En ese caso, a pesar de que existía el elemento agravante del narcotráfico, varios de ellos fueron absueltos. Habrá que ver qué pasa.
 
Los que confesaron y acusaron
 
Estos son algunos de los protagonistas de los escándalos del DAS y la yidispolítica que aceptaron su responsabilidad y ahora son testigos de primera línea para la justicia.

Jorge Lagos
 Ex jefe de Contrainte-ligencia del DAS
“El objeto de esas investigaciones era desacreditar a esa Corte”.

Fernando Tabares
Ex jefe de Inteligencia del DAS
“El único destinatario era el alto gobierno”.

Germán Ospina
Ex detective del DAS del grupo Goni
“Desde la Presidencia estaban requiriendo resultados inmediatos”.

Alba Luz Flórez Gelves
Ex detective del DAS infiltrada en la Corte Suprema
“La señora María del Pilar Hurtado se sentía muy feliz por nuestra labor”.

Manuel Cuello Baute
Ex superintendente de Notariado
“Bernardo Moreno me manifestó que el gobierno tenía que honrar el compromiso derivado de la aprobación de la reelección”.

Yidis Medina
Ex congresista
“Sabas Pretelt sí me hizo ofrecimientos”.
Publicidad
Horóscopo
Semana en Facebook
Publicidad