Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 3/28/2017 11:23:00 AM

El estudiante de Pereira que ha tumbado un senador y seis concejales

A punta de acciones judiciales, Daniel Silva Orrego tiene en jaque a la clase política de Risaralda. Estuvo detrás de la demanda que hizo que el senador Carlos Enrique Soto perdiera la investidura. Ya lo amenazaron de muerte.

Daniel Silva Orrego es un joven estudiante de Derecho que a sus 21 años de edad creía no temerle a nada. Pero esa visión de la vida le cambió el pasado 21 de marzo cuando un hombre le apuntó con un revólver y le hizo una advertencia que lo dejó desconcertado: “Vea, malparido, no queremos más investigaciones de denuncias suyas, queda advertido”.

Cuando apenas le falta un año para graduarse como abogado de la Universidad Libre de Pereira, este joven estudiante se convirtió en el terror de la clase política de su ciudad y el departamento. A punta de acciones judiciales ya ha descabezado a un senador, seis concejales y un director de una Corporación Ambiental.

Recomendado: La serpiente de la corrupción se comió a Colombia

Silva ha tenido causas tan polémicas como populares. Gracias una de sus gestiones, los pereiranos se libraron de pagar anticipadamente el polémico cobro por valorización que quiso ejecutar el anterior alcalde y le tumbó el cuestionado Plan de Desarrollo y el POT. 

Semana.com habló con él sobre su trabajo, el atentado que vivió y sus temores. 

Semana.com: ¿Cómo explicarles a los colombianos que un estudiante de Derecho es el que tiene en jaque a la clase política de Risaralda?

Daniel Silva Orrego: Estoy cursando mi último año y las acciones que he interpuesto es con base en lo que he ido aprendiendo a través de estos cuatro años de estudio y gracias a que las acciones que interpongo no necesitan tarjeta profesional, es decir, no tengo ningún obstáculo para ejercer mi veeduría.

Semana.com: ¿Milita en algún partido político?

Daniel Silva Orrego: Me identifico con el Polo Democrático Alternativo. He tenido esa experiencia de estar allí y de pronto es también lo que me ha llevado, en parte, a hacer estos temas de control social.

Semana.com:  ¿Y ha aspirado a algún cargo de elección popular o piensa hacerlo?

Daniel Silva Orrego: No, señor, no he participado en elecciones. Ahora acompañaremos la candidatura del senador Jorge Robledo y en el pasado hemos acompañado a la doctora Clara López”.

Semana.com: ¿Qué tan graves son las amenazas de muerte que ha recibido?

Daniel Silva Orrego: Desde el año pasado tuve el primer altercado de seguridad con un tema de seguimientos, lo que me obligó incluso a que cambiar de residencia, de la zona rural a la zona urbana. Desde entonces no volví a tener inconvenientes hasta el pasado jueves 23 de marzo. 

Semana.com: ¿Qué sucedió ese día?

Daniel Silva Orrego: En horas de la noche llegó un sujeto, tocó el timbre de mi casa y cuando salí a constatar por la ventana de quién se trataba, me encontré que sin mediar palabra alguna, este sujeto me increpó y me dijo: ‘Vea, malparido, no queremos más investigaciones de denuncias suyas, queda advertido‘ y luego me apuntó con un revólver. Me reacción fue quedarme mudo y consternado.

Semana.com: Con esos antecedentes de riesgo, ¿no ha sido objeto de alguna medida de protección?

Daniel Silva Orrego: Sí, desde junio del año pasado cuando radiqué la primera denuncia, las autoridades, la Personería de Pereira y Defensoría del Pueblo de Risaralda me recomendaron iniciar trámite ante la Unidad Nacional de Protección y me dijeron que máximo se demorará tres meses, y hasta hoy, nueve meses después, no me han dado ninguna respuesta.

Semana.com: ¿Ante la nueva amenaza no hubo reacción?

Daniel Silva Orrego: Sí, gracias a un comunicado que sacó la Fundación para la Libertad de Prensa (FLIP) porque soy columnista de un portal web, entiendo que en los próximos días me asignarán un escolta. Ye me asignaron un medio de comunicación y el chaleco.

Semana.com: ¿Qué tan afectados se han visto los políticos con sus denuncias?

Daniel Silva Orrego: Hay cuatro concejales de Pereira destituidos y con fallos de segunda instancia; otros dos en Dosquebradas y el anterior director de la Corporación Ambiental de Risaralda (Carder) que también fue suspendido de su cargo por estar inhabilitado. También participé en la demanda de pérdida de investidura contra el senador de La U, Carlos Enrique Soto Jaramillo que falló el Consejo de Estado en estos días. Ese proceso el senador Soto lo había dilatado más de dos años.

Semana.com: Además de escudriñar las inhabilidades de los políticos, ¿también aplica su lupa veedora a sus gestiones?

Daniel Silva Orrego: Sí, lo hice con el Plan de Desarrollo del exalcalde de Pereira, Enrique Vásquez, ficha del senador Soto; después le tumbé el POT y luego la demanda contra el cobro por valorización de algunas obras. Ese proceso aún no termina porque el alcalde Gallo (Juan Pablo) trató de torpedearlo con una serie de recursos legales, pero finalmente hoy en Pereira no hay cobro de valorización y ya me llamaron de Armenia (Quindío) para que demos la misma batalla.

Semana.com: ¿Y cuál fue el argumento legal para ganar todos esos casos?

Daniel Silva Orrego: La mayoría de los acuerdos en el Concejo de Pereira, declarados nulos por mis demandas, tales como el Plan de Desarrollo, POT y el cobro por valorización, se debió a un tema insólito: hasta el año 2015 los concejales de Pereira tenían el vicio de votar en secreto, contradiciendo una norma que desde el 2011 los obliga a hacer pública los acuerdos y proyectos”.

Semana.com: ¿Qué nuevas denuncias adelanta que usted sospecha puedan ser el origen de las amenazas en su contra?

Daniel Silva Orrego: Lo que está en curso es una denuncia radicada en Fiscalía por posible enriquecimiento ilícito contra el alcalde de Pereira por la adquisición de un apartamento lujoso. Y las demandas contra dos concejales de Dosquebradas por presunta inhabilidad. En ambos casos se trata de denuncias contra fichas políticas del senador conservador Samy Merheg.

Semana.com: ¿Cuál es el grupo político o el dirigente más golpeado con sus denuncias?

Daniel Silva Orrego: Indiscutiblemente el grupo político más golpeado es el partido de la U del senador Carlos Enrique Soto. Si ese senador pierde su curul a raíz de mi demanda, ese grupo queda borrado del mapa político de Risaralda debido a que en las elecciones del 2015 perdió la alcaldía de Pereira y la gobernación.

Semana.com: ¿Y todo ese poder en manos de quién quedó?

Daniel Silva Orrego: El nuevo gamonal del departamento se llama Samy Merheg (senador conservador). Ganó la alcaldía de Pereira con Gallo (Juan Pablo), a la vez la gobernación de Risaralda y puso alcaldes en Dosquebradas y Santa Rosa de Cabal.

Semana.com: ¿Se atreve a señalar de dónde provienen las amenazas en su contra?

Daniel Silva Orrego: Lo que concluyo con base en diálogos de personas cercanas es que todo ello apuntaría más hacia un coletazo por los nuevos procesos que tengo en curso. 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.