Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 10/3/2013 12:00:00 AM

La funcionaria señalada de ‘regalar’ tabletas a senadores

Astrid Salamanca, directora administrativa del Senado, dice se trata de una inversión para modernizar el Senado.

Astrid Salamanca, una abogada vallecaucana que lleva once meses administrando el millonario presupuesto del Senado de la República, ha estado en el ojo del huracán por una de sus recientes decisiones: la compra de 125 tabletas electrónicas que fueron distribuidas entre los 100 senadores y los secretarios de las diferentes comisiones del parlamento.

La polémica por esta millonaria compra, que supuso una inversión de 172 millones pesos, se generó por lo que la directora administrativa del Senado considera un mal entendido: que los senadores habían recibido, a manera de regalo, esta dotación de equipos electrónicos, precisamente cuando los parlamentarios también están siendo blanco de nuevas críticas por el incumplimiento de sus obligaciones. 

El ausentismo de los legisladores a las sesiones plenarias han puesto en riesgo el trámite de uno de los proyectos más reclamados por los ciudadanos, la reforma al sistema de salud. A tal punto que el presidente del Senado, Juan Fernando Cristo, ordenó descontar el día de salario a los legisladores que se ausenten de las sesiones.

Es por eso que en la opinión pública hay la sensación de que mientras los senadores se ausentan, la directora administrativa los ‘premia’ con una tableta electrónica.

Salamanca, quien aceptó dialogar con Semana.com sobre esta controversia, dice que las tabletas “no son ningún regalo” de la dirección administrativa a los parlamentarios, sino que la compra de los equipos corresponde a la política de modernización de la corporación que ha venido implementando desde noviembre del año pasado, cuando fue elegida en propiedad por la plenaria del Senado. “Nosotros no podemos hacerles regalos a los senadores con el presupuesto del Estado”, aclara.

La compra de las tabletas, además, corresponde a la ejecución de la ‘directiva 04’ de la Presidencia de la República que desde el 3 de abril del 2012 le dio instrucciones las diferentes entidades de la gestión pública implementar la política denominada ‘Cero papel’, que consiste en la “sustitución de los flujos documentales en papel por soportes y medios electrónicos, sustentados en la utilización de tecnologías de la información y las telecomunicaciones”. Esta estrategia, además de los impactos en favor del medio ambiente, tiene por objeto, según la presidencia de la República, “incrementar la eficiencia administrativa”.

Desde el pasado mes de febrero, según lo demuestra Salamanca con documentos en mano, la comisión de administración del presupuesto del Senado, integrada por senadores de distintos partidos y que es la instancia a la que esta funcionaria le debe rendir cuentas, autorizó la compra de estos elementos como parte de la dotación básica para cada uno de los legisladores.

Por eso Salamanca dice que las 125 tabletas Samsung Galaxy Tab 2 no son propiedad de los senadores sino de la entidad. Y por eso asegura que “quien no resulte reelegido en las próximas elecciones tendrá que devolverla al Senado el 20 de julio del año próximo”.

Hasta el momento han sido 50 los senadores que han recibido la tableta y han firmado el acta de entrega, que establece que los equipos pertenecen al Senado. Y confiesa que han sido pocos los legisladores que han rechazado esta dotación, uno de ellos el senador Héctor Julio Alfonso López, hijo de la polémica empresaria del chance Enilce López alias la ‘Gata’, quien se abstuvo de recibir este equipo.

El propósito de esta dotación, dice Salamanca, es que los senadores trabajen todos sus documentos de forma digital y para que se mantengan conectados con su trabajo legislativo en caso de que tengan que ausentarse de las plenarias.

Otra de las controversias alrededor esta millonaria compra se concentró por el precio de cada tableta. La directora administrativa del Senado ofertó entre las tres empresas que en Colombia prestan el servicio de telefonía móvil (Claro, Tigo, Movistar) y firmó el contrato con la que ofreció el mayor costo para este servicio, Movistar.

Mientras en Claro cada tableta costaba 902.444 pesos y Tigo las ofrecía por valor de 950.000 pesos, Movistar ofertó en 997.600 pesos el precio de cada aparato. La razón por la que se escogió a esta última empresa, dice Salamanca, se basó en que esta era la que ofrecía una cláusula de permanencia inferior a un año, y la única que puso a disposición una persona para brindar el servicio de capacitación para los senadores que utilizarían la tableta. “No hay ningún tipo de irregularidades ni favorecimiento a nadie en esta compra”, asegura.

Sobre si esta inversión era necesaria, Salamanca considera que es una forma de hacer más eficiente la tarea legislativa de los parlamentarios y que el Senado, como cualquier entidad pública o privada, está en la disposición de entregar todas las herramientas necesarias para que sus funcionarios cumplan sus funciones con la mayor eficacia posible.

Aparte de esta controversia, la funcionaria demuestra que la dirección administrativa del Senado, por primera vez en siete años, obtuvo el fenecimiento de sus cuentas por parte de la Contraloría general, “es un reflejo de la opinión favorable de este organismo de control acerca de los estados financieros de la entidad y la gestión administrativa”, dice.

Salamanca maneja un millonario presupuesto de 205.155 millones de pesos, distribuidos entre gastos de funcionamiento e inversión del Senado. Y revela que uno de sus principales proyectos es la remodelación de dos patrimonios culturales de la entidad, el Capitolio y la casa del prócer José Nicolás de Rivas, donde actualmente funciona el archivo de la entidad. Dos entidades que según la funcionaria están deterioradas.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.