Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 4/12/2011 12:00:00 AM

Polémica: ¿trato especial a los Nule?

Aunque la Fiscalía ha reiterado que lo único que quiere es garantizar la seguridad de Miguel, Manuel y Guido Nule, así como de Mauricio Galofre, juristas critican algunas decisiones.

Por decisión propia, Miguel, Manuel y Guido Nule se encerraron en el búnker de la Fiscalía desde cuando llegaron a Colombia. La razón: su seguridad. En las audiencias, de imputación de cargos y de medida de aseguramiento, ellos mismos, su defensa y la Fiscalía reiteraron que sus vidas corrían peligro, que la información que tienen y con la que pretenden destapar la ‘olla podrida’ de la corrupción es tan grande, que muchos les quieren hacer daño.
 
Sin embargo, algunos cuestionan si su condición, de imputados y testigos, justifica el trato que se les ha dado. Para la Fiscalía es normal y argumenta que sólo busca proteger sus vidas, mientras que para otros es injusto. “Los están tratando como víctimas”, señaló a Semana.com un abogado que ha seguido de cerca el proceso, que ha estado en todas las audiencias y ha conocido a fondo las circunstancias en que estas decisiones se han dado.
 
El jurista dice que si los representantes de las víctimas, en la audiencia de imputación de cargos, no hubieran pedido que les permitieran ver las evidencias que llevaba la Fiscalía, no se habrían incluido agravantes que serán determinantes a la hora de impartirles las penas.
 
Cabe recordar que el abogado Camilo Sampedro, quien representa al director del IDU, Néstor Eugenio Ramírez, preguntó al fiscal del caso Germán Pabón por qué insistía en solicitar penas bajas para los Nule cuando "no hay atenuantes y sí agravantes".
 
Finalmente, Pabón aceptó los agravantes, el de posición distinguida en la sociedad y el hecho de que obraron en coparticipación criminal.
 
En la misma imputación de cargos, en la que se esperaba saber cuáles delitos reconocerían los Nule y Galofre, hubo otro momento que generó sorpresa entre los juristas presentes. Por petición de Andrés Garzón, defensor de Guido y Manuel Nule, el juez cuarto de garantías Juan Pablo Lozano decidió levantar la audiencia. Los Nule tuvieron tiempo para hablar con sus abogados y decidir a qué delitos se allanarían. Al día siguiente, admitieron el peculado por apropiación, solo uno de los cinco cargos que les fueron imputados.
 
Para los juristas darles tiempo a los acusados para decidir qué delito aceptarán es inusual. El mismo juez Lozano lo reconoció. Admitió que es una de las pocas veces desde cuando existe el Sistema Penal Acusatorio en Colombia en que se divide en dos la audiencia de imputación de cargos.
 
La insistencia en que fueran recluidos, aunque de forma transitoria, en el búnker de la Fiscalía, por parte del mismo fiscal Pabón y la defensa de los procesados, fue otro de los puntos que los juristas presentes en la sala de audiencias cuestionaron. Pocos recordaron casos en los que se hiciera tal petición. “¿Y los ‘parapolíticos’, que también son perseguidos? Ellos tienen que ir a La Picota sí o sí, no hay tal condescendencia”, afirmó uno de los presentes en el complejo judicial de Paloquemao, el día en que se dictó la medida de aseguramiento contra los Nule y Galofre.
 
Pero la petición no era todo. La verdadera sorpresa llegó cuando pese a que el juez Juan Pablo Lozano rechazó la reclusión en el búnker y dijo que hacerlo sería violar la ley, los Nule fueron recluidos allí.
 
Aunque en la mañana de este martes se dijo que permanecerían en las casas fiscales (ver galería), horas después se conoció que para el CTI el lugar no cumplía las condiciones de seguridad necesarias, por lo que deberían regresar a la Fiscalía hasta cuando se les garantice lo que necesitan.
 
El ministro del Interior y de Justicia, Germán Vargas Lleras, habló de tres días. Dijo que en este tiempo se harán las adecuaciones de infraestructura necesarias para que los Nule y Galofre estén en un lugar con todas las condiciones que garanticen su total protección.
 
Por ahora, el lugar asignado de reclusión seguirá siendo el búnker. Sobre todo, después de que el abogado Garzón y el fiscal Pabón han dicho que durante una de las audiencias los Nule recibieron una llamada en la que amenazaban sus vidas, por lo que, consideran las partes, lo más prudente es no correr riesgos.
 
Mientras tanto, hay gran expectativa sobre cuánto contarán los Nule en las próximas semanas, más aún cuando este martes el fiscal Germán Pabón señaló que habían llegado a Colombia con una “maleta llena de información”.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.