Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 1/2/2018 7:51:00 PM

¿Por qué el inicio del 2018 fue pasado por agua?

En una época en la que gran parte de los colombianos está disfrutando de sus vacaciones, el agua arreció. El primero de enero fue el más lluvioso en 10 años. Esta es la explicación que da el Ideam y el pronóstico del clima para la recta final de la temporada vacacional.

El 2018 empezó de una forma inusual para los colombianos. La lluvia fue protagonista en lugares donde por estas fechas de fin de año y año nuevo normalmente predominaba el tiempo seco. No en vano el Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales, Ideam, registró el primero de enero de este año como el más lluvioso de la última década.

Justo sucedió en los primeros días del año en el que los colombianos suelen viajar para vacacionar. Por ejemplo, quienes fueron hasta Anapoima y Girardot para darse un baño de sol vieron caer agua sorpresivamente. Llovió intensamente en la zona que va entre Bogotá e Ibagué, en donde para esta época poco llueve.

SEMANA habló con Christian Euscátegui, jefe de pronóstico del Ideam, para conocer las causas de las fuertes lluvias que no solo afectaron a Colombia, sino a países como Brasil, Bolivia y Perú.

"Hemos tenido una actividad notoria en el hemisferio sur. Toda esa masa húmeda que ingresa por esa actividad ha dado lugar a que se incrementen las precipitaciones en el centro y sur del país. De manera inicial teníamos esa humedad por el macizo colombiano y las lluvias eran más notorias hacia la parte sur, sin embargo al ingresar un poco más sobre la parte central, es decir sobre el norte del Meta, hemos tenido una condición que favorece la lluvia en la sabana de Bogotá”, explicó Euscátegui.

En momentos de lluvia fuerte se recomienda protegerse debido a que la actividad de rayos es importante.

La situación que se ha dado en las primeras horas del 2018 es atípica y se dio por la acumulación de humedad y nubosidad. Se concentró en el norte y sur de la región Caribe, sectores de la región Andina, así como en áreas de la Orinoquía y Amazonía.

Puede leer: Aprovechar el agua lluvia y adaptarse al cambio climático

La gran pregunta es hasta cuándo durarán las lluvias y qué tan fuertes serán. “Esperamos que se mantengan para Bogotá, que mañana (miércoles) tengamos algunas precipitaciones, que tiendan a disminuir un poco hacia el día jueves y que hacia el viernes tengamos una menor probabilidad de lluvias fuertes. Tendríamos alguna condición de probables lluvias sectorizadas pero ya con más intervalos de sol y una condición mucho más seca”, aseguró el experto.

Escucha"E89 El año nuevo más aguado en la última década" en Spreaker.

Para el fin de semana, puente de Reyes en el que hay gran afluencia de turistas, se espera que las condiciones mejoren un poco. Según el Ideam habrán algunos intervalos cortos de sol que incluso pueden ser prolongados. Hasta el momento, pronostican que hay una probabilidad de lluvias sectorizadas, disminuyendo notoriamente la probabilidad de lluvias fuertes.

Este 1 de enero en la región Caribe y en el mar Caribe se registraron fuertes lluvias, para esta zona se estima que la condición de lluvia disminuya para el miércoles, y que para el fin de semana prevalezca una condición seca.

Las fuertes lluvias tienen en alerta roja a Yotoco (Valle del Cauca) por los altos niveles del río Cauca, así como probabilidades de crecientes súbitas en los ríos del departamento. También hay probabilidades de deslizamientos en varias zonas del país como Antioquia, el Eje Cafetero, Tolima, Cundinamarca, el Meta en el Piedemonte llanero, Chocó, Valle Y Nariño.

El fenómeno de la Niña se mantendrá aproximadamente hasta abril, según estiman hasta el momento. Sin embargo, no fue la Niña la única que provocó las fuertes lluvias. Según explica el jefe de pronóstico del Ideam, del 13 al 23 de diciembre del año pasado el fenómeno de la Niña no provocó lluvias sino una condición seca, altos niveles de radiación, heladas, pero había una condición meteorológica que no favorecía la lluvia. Lo cual apunta a que para este inicio del 2018 todo confluyó para que las precipitaciones fueran históricas.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

TEMAS RELACIONADOS

EDICIÓN 1861

PORTADA

Prieto en la mira

La imputación de cargos al exgerente de la campaña de Santos sorprendió. Pero esta no tiene que ver con el escándalo de Odebrecht ni con la financiación de las campañas. ¿Por qué?