Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 7/2/2014 12:00:00 AM

La historia ‘Luchador’, el caballo que se derrumbó en Cartagena

Recorridos de 70 kms. al día, duras jornadas y poca hidratación causaron que terminara en el suelo el protagonista de esta triste historia.

‘Luchador’. Este es nombre del caballo que encendió las alarmas en Cartagena el pasado fin de semana cuando se evidenció un nuevo caso de maltrato animal por parte de algunos cocheros que prestan servicios turísticos en el centro de La Heroica.

El domingo, cuando ‘Luchador’ cayó vencido por la deshidratación y el exceso de trabajo, le fueron suministrados medicamentos y cerca de 50 bolsas de dextrosa.

Eso logró levantarlo de nuevo. Y ahora, como lo confirma a Semana.com, Vicky de Zubiría, de la Fundación Ángeles con Patas, el animal se recupera en una finca del municipio de Turbaco. No se trata de un viejo caballo. Su edad no sobrepasa seis años, pero definitivamente el sobrepeso y las pésimas condiciones en las que trabajaba, lo vencieron.

Y es que ‘Luchador’, así como otros caballos que pasean a miles de turistas, trabajan a marchas forzadas pues de él dependen por lo menos tres familias: la del dueño del animal, la del propietario del coche y la del conductor.

Según Vicky, un animal de estos debe recorrer 25 kilómetros desde las afueras de Cartagena donde viven sus dueños hasta el centro de la ciudad. Trabajan ocho horas diarias sin agua ni alimentación. Y cuando el conductor del coche no lleva clientes, recorre la ciudad para buscarlos. Esto se traduce en menos descanso para el animal. Al terminar la jornada, el cochero vuelve a recorrer los 25 kilómetros de regreso.

Tal vez por esas extenuantes jornadas el joven ‘Luchador’ no aguantó tanto trabajo. A su conductor, identificado como Lácidez Bastidas, le fue aplicado un comparendo y su coche inmovilizado, según reporta El Universal.

“De acuerdo con el decreto, mediante el cual se regula y controla la prestación del servicio de coches turísticos de la ciudad, el propietario o conductor del coche deberá pagar una sanción de cuatro salarios mínimos legales diarios vigentes, la inmovilización del vehículo, inicialmente por cinco días, por 20 días en la segunda ocasión y por 40 días en una tercera oportunidad”, dice el diario.

En la más reciente edición de SEMANA, el alcalde de Cartagena, Dionisio Vélez, habló sobre la problemática situación de los caballos que mueven los tradicionales coches de la Ciudad Vieja de Cartagena. Aseguró que los coches son un emblema de la ciudad y que su administración expidió un decreto que regula el funcionamiento de este medio de transporte.

“Regular lo que nunca se había regulado. Fijar recorridos, reglamentar el funcionamiento de las pesebreras y los horarios y exigir un peso y una altura definidos para los caballos. De ahora en adelante, no cualquier caballo podrá tirar un coche. Además, este debe ser de materiales livianos. En Cartagena hay 68 coches. Hay plazo hasta el 31 de diciembre para ponerse al día”.

Fuentes en Cartagena que trabajan por el bienestar de los animales aseguran que apoyan la expedición de este decreto, pero ponen de presente una presunta duplicidad o falsificación de los coches, lo que evidencia irregularidades quizá no detectadas por los organismos que controlan este sistema.

“Pero además, las multas son risibles, pero es lo que la norma obliga”, añade Vicky de Zubiría. En fin, una nueva problemática en La Heroica que se hizo evidente el domingo anterior y que dejó atónitos a decenas de transeúntes que vieron cómo un caballo de 500 kilos se desplomaba e inspira lástima por las pésimas condiciones en las que se encontraba.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.