Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 6/24/2014 12:00:00 AM

Presidencia del Congreso divide a La U

El partido de Juan Manuel Santos posterga hasta el 11 de julio la decisión de quién presidirá el Senado.

La puja por la presidencia del Senado está cada vez más encendida. Los reelectos senadores Armando Benedetti, Mauricio Lizcano y José David Name, quienes aspiran a posesionar a Juan Manuel Santos el 7 de agosto, no llegaron a un consenso, por lo que el presidente del Partido de la U, Sergio Diaz-Granados -quien se encuentra en Brasil en el Mundial de Fútbol- no tuvo otra salida que convocar a una elección. El próximo 11 de julio, los senadores electos de la colectividad tendrán que elegir el candidato único.

Esta decisión obligó a los tres candidatos a iniciar una campaña por los votos de sus colegas. Semana.com sondeó las cargas entre los 21 senadores y lo único claro es que la división interna en la U es evidente.

El caldense Mauricio Lizcano parte como favorito, pues ya tendría los votos de 10 senadores. En las cuentas de José David Name hay cinco votos a su favor, mientras que seis parlamentarios aún no han decidido.

Se dice que Armando Benedetti genera rechazo en el interior de su bancada, pero, a diferencia de Lizcano, quien lleva casi tres meses haciendo campaña para ser presidente del Congreso, asegura que apenas empezó a hacer gestiones internas para obtener el apoyo. Y contaría, en principio, con 8 votos en La U. Hace cuatro años Benedetti consiguió ser elegido presidente del Senado con 101 votos de la plenaria, siendo el presidente del Senado más votado de la historia. 

Durante esta particular puja también ha habido rumores de todo tipo, como en cualquier campaña política. Se ha echado a correr la versión de que Benedetti estaría interesado en presidir la U y que, a cambio de votos de sus colegas, desistiría de aspirar a presidir el Senado. En diálogo con Semana.com Benedetti aseguró que esa versión es falsa y que insistirá en ser presidente del Congreso.

A Mauricio Lizcano también se le endilga su condición de ‘uribista’, pero el senador dice que frente al expresidente Álvaro Uribe “se está creando un mito”: “Después del 20 de julio todos los senadores son iguales y si soy elegido presidente del Senado, a todos les aplicaré el reglamento. El Congreso no gira alrededor de un solo senador. Habrá garantías para todos”.

Mientras que a favor de José David Name cuenta que pertenece a la bancada costeña, la que, en cabeza de 'Ñoño' Elías, Musa Besaile y el propio Name, obtuvio más de 380.000 votos en las elecciones del pasado 9 de marzo. Por derecho propio a los costeños les correspondería la presidencia, pero tanto Elías como Besaile renunciaron a presidir el Congreso.

Las cosas podrían cambiar si el Gobierno mete mano en esta decisión. Según Lizcano, “el presidente Santos ha dicho que no va a meterse. Le he preguntado personalmente y ha dicho que no lo hará”. Muchos cercanos al Gobierno dicen que el más conveniente sería Benedetti para enfrentar la oposición uribista en las plenarias.

Lizcano, quien es el favorito en principio, pues lleva más tiempo haciendo campaña con sus colegas, explica que de llegar a ser elegido presidente del Senado, sería un mensaje de que este será el Congreso de la paz. “En el próximo Congreso se van a tomar decisiones y se adelantarán reformas para la paz, por eso debe ser presidido por una víctima de las FARC. Sería un buen mensaje para el país, pero, sobre todo, para las víctimas”, dice Lizcano, cuyo padre, el excongresista Óscar Tulio Lizcano, estuvo más de ocho años secuestrado por esa guerrilla.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.