Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 3/1/2013 12:00:00 AM

Primeros acuerdos en las negociaciones de paz

La sexta ronda de conversaciones entre el gobierno y las FARC en Cuba arroja acuerdos en el tema agrario.

Por primera vez, una ronda de negociaciones entre el gobierno y las FARC culmina con el anuncio de acuerdos, y no aproximaciones o coincidencias, como había ocurrido en las anteriores.

Este viernes, al finalizar la sexta ronda de las conversaciones en La Habana, ambas partes anunciaron en un comunicado conjunto que habían llegado a sus primeros acuerdos en materia agraria.

Así lo ratificaron sendas declaraciones de las FARC y de Humberto de la Calle, jefe del equipo negociador del gobierno. “Con las FARC hemos pasado de las aproximaciones a los acuerdos alrededor de un proceso de desarrollo rural profundo”, dijo de la Calle. 

Las FARC, por su parte, declararon: “Terminamos este ciclo de conversaciones con avances que hablan de nuestra voluntad de paz”. Acto seguido, como es habitual en sus cotidianas apariciones ante los micrófonos, lanzaron un duro ataque contra las afirmaciones del presidente Santos en el Caguán, la semana pasada, quie nacusó a esta guerrilla de despojar miles de hectáreas.

Además, en otro comunicado, la guerrilla acusó al gobierno de “perfidia” por mantener “secuestrados” los restos de Raúl Reyes, su comandante muerto en el ataque de marzo de 2008 contra su campamento en Ecuador.

Más allá de este lenguaje, el hecho es que el proceso de paz, en torno al cual el optimismo ha venido decayendo en Colombia, arroja su primer resultado concreto.

Los puntos de acuerdo, que ya están redactados y ocupan varias páginas de texto son: “acceso y uso de la tierra, tierras improductivas, formalización de la propiedad, frontera agrícola y protección de zonas de reserva”. Juntos, componen el primero de los seis subtemas en que está dividida la cuestión agraria en la mesa. 

A primera vista, es un avance modesto, pues quedan por evacuar otros cinco subtemas para concluir el tema agrario, y pasar al siguiente punto de la agenda. Sin embargo, el hecho es significativo. Ni siquiera en el prolongado proceso del Caguán, hace más de una década, el gobierno y las FARC pudieron ponerse de acuerdo en ningún tema sustantivo de política. 

Como dijo a SEMANA Iván Cepeda, esto demuestra que el proceso de La Habana no es comparable con otros, donde sólo se hicieron aproximaciones.

Es relevante que se esté avanzando en el punto que corresponde a las tierras pues, como lo afirmó Humberto de la Calle en su declaración de este viernes, el campo es donde se ha gestado el conflicto y su transformación contribuirá al fin de la guerra. 

Es de resaltar que en su declaración, de la Calle no sólo detalla los acuerdos logrados sino que resalta “las manifestaciones de los voceros de las FARC de que darán la cara a sus víctimas” y de que “están dispuestos a transformarse en una fuerza política”. 

Pero no está de más recordar que el mismo gobierno había asegurado que para Semana Santa estaría firmado lo correspondiente a desarrollo agrario. Faltan tres semanas para llegar a dicho término, las conversaciones se interrumpieron hasta el 11 de marzo y aún falta mucho para concluir el punto agrario. 

Varios analistas consultados por SEMANA coinciden en que, pese a ello, el panorama es alentador.

Alejo Vargas, director del Centro de Pensamiento sobre el Proceso de Paz de la Universidad Nacional, expresa incluso que, como van las cosas, dentro de un par de semanas se podría pasar al segundo punto de la agenda. “El ritmo es bueno y los tiempos de tener un acuerdo para final de año se vuelven realistas”, aseguró Vargas.

Según el historiador Medófilo Medina, el reconocimiento al campo como el lugar donde se ha gestado el conflicto, la recuperación de tierras  de manos de los ilegales y que el Estado esté hablando de actualizar el catastro son elementos que marcan una inflexión y un nuevo rumbo de parte del gobierno.

“La declaración es impresionante, es para enmarcarla. Yo creo que los que somos amigos de la paz la recibimos con un ‘wow’”, afirmó Medina.

En este mismo sentido, Alejo Vargas asevera que dicha declaración es una excelente noticia porque confirma la sospecha de muchos de que las cosas van bastante bien en la mesa. 

Otros consultados son más cautos. De acuerdo a Carlos Lozano, director del semanario comunista Voz, para que el proceso avance con más fuerza, el gobierno debe hacer gestos de paz hacia la población y responder a las demandas de campesinos, trabajadores y del pueblo general, en medio de una situación de paros y protestas, como la de los cafeteros y el Cerrejón. 

Algunos, incluso, no ven ningún avance. El senador José Darío Salazar, expresidente del partido Conservador, fue categórico. “Se habla de avances pero no sabemos cuáles son. Es una actitud muy chavista la del gobierno de Santos. Pues el gobierno chavista dice que la salud de Chávez mejora, pero nadie sabe cuál es el estado de salud de Chávez”, expresó. 

El fuerte tono empleado por las FARC en sus comunicados del viernes puede ratificar el escepticismo de algunos. Su condena al gobierno colombiano por tener “secuestrados” los restos de Raúl Reyes desde hace cinco años, y una dura diatriba contra el gobierno al que acusa de “no querer tocar el latifundio” parecería ir en contravía de lo firmado en la Mesa. 

Sin embargo, estas declaraciones contrastan con la actitud de la guerrilla en días anteriores, cuando sus voceros afirmaron que estaban dispuestos a darle la cara a las víctimas y que aspiran a convertirse en una fuerza política. El propio Iván Márquez así se lo dijo a María Jimena Duzán en entrevista publicada por SEMANA.

El hecho es que, mientras las FARC mantienen ese discurso radical, probablemente más dirigido a sus efectivos que al país, en la Mesa firman sus primeros acuerdos con el gobierno. 

“Esto es una muestra factible de que se pueda llegar a una noticia estupenda para el país en poco tiempo”, declaró el congresista Iván Cepeda, ante este anuncio. 

Por su parte, Medófilo Medina aspira a que estas declaraciones del cierre no sean “una luz fugaz en un cielo oscuro, sino que abran una nueva etapa”. 
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.