Sábado, 3 de diciembre de 2016

| 2016/05/10 12:03

Procuraduría dicta pliego de cargos contra el general (r) Palomino

La decisión también cobija a los coroneles Flavio Mesa y Ciro Carvajal y al mayor John Quintero, por tratar acallar rumores sobre la supuesta homosexualidad del exdirector de la Policía.

Procuraduría dicta pliego de cargos contra el general (r) Palomino Foto: Archivo SEMANA

La supuesta conducta del general (r) Rodolfo Palomino, señalado por recibir favores sexuales por parte sus subalternos, vuelve a hacer noticia. La Procuraduría le dictó pliego de cargos a él y a tres oficiales retirados más porque, presuntamente, trataron de obligar al denunciante a que se retractara de las acusaciones sobre acoso sexual que hizo en contra del exdirector de la Policía.

La decisión cobija también a los coroneles Ciro Carvajal y Flavio Mesa y al mayor John Santos Quintero, quienes aparecen en una grabación en la que habrían intentado persuadir al coronel Reinaldo Gómez para que desmintiera las afirmaciones en las que manifestó que Palomino buscaba concretar un encuentro sexual con él.

El coronel Gómez se hizo visible a los ojos del público cuando La FM hizo eco de sus denuncias respecto a un tipo de acoso laboral que se venía perpetrando en su contra, por no haber querido atender a los supuestos caprichos ni ocultar las faltas de algunos altos oficiales de la Policía.

Según él, esa persecución se explicaba, entre otras cosas, porque al recibir las supuestas insinuaciones sobre la atracción que despertaba en el general (r) Palomino, él respondió que no estaba dispuesto a sostener relaciones de ningún tipo. Para él, era probable que ese episodio, ocurrido entre 1998 y 1999, hubiera sido interpretado como un desplante, y de ahí la persecución de la que dijo ser víctima.

Por esa misma época coincidió la apertura de una investigación disciplinaria en contra del oficial porque supuestamente había violado una prohibición para ofrecer declaraciones a medios de comunicación sin antes contar con una autorización de sus superiores.

En medio de la polémica que se generó por la revelación de estas denuncias ante los medios de comunicación, Gómez recibió la visita del entonces comandante de la Policía de Cundinamarca coronel Flavio Mesa, el secretario general de la entidad coronel Ciro Carvajal, y el jefe del área jurídica de la Secretaría General mayor John Santos Quintero.

El oficial, que ponía en duda la transparencia del entonces director de la Policía, grabó el encuentro, lo que terminó evidenciando que -aparentemente- los altos cargos enviados por Palomino trataron de obligarlo a que se retractara y presentara excusas por haber mancillado el honor del jefe de la Policía, a cambio de garantizarle la absolución en la causa disciplinaria que se había abierto en su contra.

En efecto así lo hizo, a través de una carta enviada al propio general (r) Palomino. Pero el escándalo fue mayor cuando La FM dio a conocer la grabación que hizo la presunta víctima.

Teniendo en cuenta estos acontecimientos, para la Procuraduría es altamente probable que el exdirector de la Policía haya ordenado a los coroneles Carvajal y Mesa y al mayor Quintero persuadir al coronel Reinaldo Gómez para que este se retractara de lo dicho en torno al supuesto acoso sexual protagonizado por Palomino.

Según el Ministerio Público, era claro que el interés era convencer al denunciante de que no sería sancionado, siempre y cuando quedara claro ante la opinión pública que las versiones en torno a las preferencias sexuales del director de la Policía no eran ciertas.

Y aunque la defensa de los oficiales indicó que se trataba de un complot orquestado por el capitán Ányelo Palacios y otros, la Procuraduría respondió que esas sindicaciones ni siquiera hacen parte de este proceso. De ahí que negara el archivo de la causa disciplinaria y dictara pliego de cargos contra los investigados.

La decisión cobija al exdirector de la Policía Rodolfo Palomino, al exsecretario general Ciro Carvajal, al exjefe del Área Jurídica de la Secretaría General John Santos Quintero y al excomandante de la Policía de Cundinamarca Flavio Meza.

En la misma determinación se archiva la indagación que era adelantada contra el coronel Reinaldo Gómez y se ordena investigar al general (r) Palomino por la supuesta persecución laboral que estaba desplegando en contra de su denunciante.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.