Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 3/29/2011 12:00:00 AM

Profieren medida de aseguramiento a Ferney y Dixon Tapasco por el asesinato de Orlando Sierra

El fiscal noveno especializado en derechos humanos de Bogotá tomó la decisión judicial contra los supuestos autores intelectuales del homicidio del subdirector del periódico La Patria, de Manizalez.

El fiscal noveno especializado en derechos humanos de Bogotá, Luis Alberto Reyes, profirió la medida de aseguramiento al dirigente liberal Ferney Tapasco González y a su hijo Dixon Tapasco Triviño, por su presunta responsabilidad en el asesinato del subdirector del diario La Patria Orlando Sierra.

Aunque en la provindencia no se define la situación jurídica de otras dos personas implicadas en el crimen, se asegura que la decisión judicial se dicta sin el beneficio de la excarcelación.

Mientras Tapasco padre está actualmente recluido en la cárcel La Picota, en Bogotá, por 'parapolítica', su hijo, condenado a siete años por el mismo delito, había conseguido su libertad el pasado 15 de marzo.
 
Aunque no cumplió la totalidad de su condena, los abogados de Tapasco hijo reclamaron el cumplimiento de las disposiciones al completar la tercera parte de la pena impuesta y comprobar buena conducta, estudio y otras actividades en el pabellón de la misma cárcel.
 
Tras conocerse la decisión de la medida de aseguramiento, los abogados de los Tapasco anunciaron la apelación de la decisión judicial.
 
Por su parte, los gremios periodísticos de Caldas se mostraron optimistas y celebraron que la justicia haya retornado al caso.

"La Fiscalía, despues de nueve años, se ocupó finalmente del tema y encontró méritos suficientes para devoverle vida al caso", dijo Nicolás Restrepo, director de La Patria.
 
La nube negra que silenció el caso de Sierra

El periodista Orlando Sierra fue baleado en la capital de Caldas el 30 de enero de 2002. En 2010 fue considerado por la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) como un "periodista integral: honesto, escribía bien, tenía carácter y, lo más importante de todo, su trabajo siempre tenía como fin defender los intereses de la comunidad".

Una semana después del asesinato del periodista, ocho periódicos y revistas (La Patria, El País, El Colombiano, El Tiempo, El Espectador, Cambio y SEMANA) se unieron con el único propósito de investigar el crimen de Sierra. Esa iniciativa se llamó 'Proyecto Manizales' y, cuando se publicaron los hallazgos, las evidencias ya señalaban a los políticos Tapasco. Finalmente, en octubre de 2010 se llamó a indagatoria a Ferney Tapasco y a su hijo.

El caso de Sierra estuvo cubierto por una nube negra. Tras la investigación de la Fiscalía, dos de los tres testigos que mencionaron a Tapasco padre fueron asesinados, así como también murieron otros nueve testigos que dieron otros detalles del crimen del periodista.

En ese entonces, tanto ruido alrededor de Ferney Tabasco no era gratuito. Su vida política quedó enterrada en 1995, tras una condena por encubrir el homicidio de un docente. El asesino huyó en un carro oficial asignado a Tapasco cuando era presidente de la Asamblea de Caldas. Esos hechos y la corrupción política en la región eran tema habitual en las columnas que escribía el periodista Orlando Sierra.

Sumado a ello, en la sentencia por parapolítica que la Corte Suprema de Justicia le formuló a Tapasco hijo, por la cual lo condenó a 90 meses de prisión, no existía un párrafo en el que no se mencionara a su padre como partícipe en los pactos políticos con las AUC de Ernesto Báez y el bloque paramilitar Cacique Pipintá que operó en Caldas. Ese hecho logró que la Fiscalía le abriera a Tapasco padre otro proceso por el presunto delito de concierto para delinquir agravado. Luego, el curtido político fue capturado en marzo de 2010.

Por el crimen de Sierra, ocurrido en las afueras del periódico, fue condenado como autor material Luis Fernando Soto Zapata. Soto Zapata fue sentenciado a 29 años, pero quedó en libertad en menos de seis por confesión de delitos y buena conducta en prisión, lo que generó protestas de asociaciones en favor de la libertad de prensa. Sin embargo, en julio de 2008, Soto murió en un enfrentamiento a tiros con agentes de la Policía en la ciudad de Cali.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.